PARA EL AMOR DE MI VIDA

Cómo ha pasado tan rápido casi un año de esta aventura, ninguno se hubiera imaginado que al inicio de esto nos llevaría justo a este momento, en el cual después de mil cosas y situaciones me encontraría tan enamorado que no haría otra cosa que pensar en usted.

Hace mucho tiempo, cuando todavía era niño, veía muchas parejas y en mi cabeza idealizaba mi vida con alguien, viviendo, pasando mañanas, tardes y noches juntos; viendo películas, haciendo comida, acostarnos en la cama, abrazarnos y reír hasta llorar de los chistes o estupideces más grandes que podían decirse. Luego crecí y dejé de pensar siquiera en una relación en lo absoluto parecido a ese ideal de un niño.

Y luego, sin buscarlo, ni esperarlo y aun menos cerca de saberlo, llegó usted. Para cambiarlo todo, para mostrarme que podía hacer realidad ese sueño que yo tenía. Ninguno de los dos podía saber que llegaríamos a esto, pero así sucedió. Comenzamos a pasar más horas juntos, más noches juntos, películas, tardes durmiendo, comidas y cuando nos íbamos dando cuenta vivíamos una vida que no soñamos. Usted me enseñó lo que es tener una pareja de verdad, que confíe, que me enseñe a querer de a poquitos, sin presiones ni opresiones. Con amor, con minutos, horas y días dedicados a conocernos, descubrirnos y enamorarnos a punta de detalles, miradas, besos, abrazos, sonrisas, sueños, conversaciones.

Porque nadie podría conocerme mejor que usted, mis miedos, mis tristezas y lágrimas, mis virtudes y defectos. Nadie me ha hecho sentir tanta felicidad, ni nadie me ha hecho buscar ser mejor persona cada día hasta cuando usted llegó a mi vida, a darme esa luz, a enamorarme hasta los huesos, a que todos me dijeran “Nunca te había visto así por nadie”, usted entró a cada célula de mi cuerpo y se quedó ahí, pero por sobre todo alcanzó mi corazón, alcanzó esa parte mía donde estaba lo más enamorado, romántico y entregado que podía ser yo y lo sacó a la luz.

MI AMOR, las palabras faltan para poder decirle todo lo que usted ha causado en mí, todo lo bueno que ha hecho y lo inmensamente FELIZ que soy desde que usted está en mi vida.

Espero que vea esto como una muestra del INFINITO AMOR que le tengo, que durara ESTA, LA OTRA, Y LAS SIGUIENTES DIEZ MIL VIDAS JUNTOS.

NADIE ES MÁS FELIZ EN EL MUNDO QUE UNA PERSONA QUE SE SIENTE AMADA
Nadie entendería lo que sería capaz de hacer por ver esa sonrisa todos los días. Nadie podría ser más feliz que yo despertando cada mañana a su lado.

Y han pasado los meses y cada vez que lo pienso me doy cuenta de que te amo más y más.

Hay gente que dice que solo se ama una vez en la vida y no creía en eso hasta que usted llegó a la mía.

Nadie podría tener momentos más memorables que nosotros dos.

Y sabe? POR SOBRE TODO QUIERO QUE USTED SEA SIEMPRE MI PAREJA PORQUE LA AMO MÁS QUE A TODO EN EL UNIVERSO.

ESTA Y CADA UNAS DE NUESTRAS VIDAS JUNTOS

¡TE AMO MI AMOR!

María Laura Murillo es la mujer MÁS HERMOSA DEL UNIVERSO.