#CafeLiterario — Sabado 7 de Mayo 2016 — Buenos Aires — Argentina

Cupos Limitados

Tengo 37 años y me encanta escribir. Hace algunos meses atrás junto a un grupo de amigos comenzamos a soñar éste nuevo desafío. Mas específicamente junto al papá de Lucas Manoukian y Andres Manoukian. Con Luis comenzamos a compartir la idea de motivar a otros a compartir sus historias, escribiendo su libro.

Junto a mi esposa Ninoska Nohemi Chambi lideramos un grupo de hermanos que asisten la Iglesia de La Puerta Abierta, donde servimos en el área de libros. Hacia fines del 2015, surgió la idea en la terraza de casa, comiendo dos impecables asados.

Hace 20 años que amo escribir y nunca me decidí a publicar nada.

Un 17 de octubre de 1998 nos pusimos de novios. ¿Hoy se sigue usando eso de ponerse de novios? No se muy bien si se sigue usando, pero yo puedo afirmar que, 18 años después, seguimos juntos compartiendo la vida. Ese día, ella cantó una dulce canción de Rescate en el último concierto de Jubal. Otro día contaré esa historia.

Ese día, recuerdo que llevé un monton de fotocopias, porque quería lanzar al mercado (?) mi primer libro. Su título era “Pasame a buscar”. Muchos amigos seguramente se van a acordar, entre ellos, mi querido Daniel Basconcel. Hoy urgando en mis archivos, encontré el archivo en word que ese día repartí, cuando me bajé del escenario. Seguramente Luis (otro gran amigo) se acordará muy bien de ese día.

Yo necesito que me empujen, me animen y me aliente no sólo a escribir un libro, sino a terminarlo.

Los años siguen transcurriendo, mientras tanto, podemos ver como algunos amigos, logran llegar a la meta de publicar un libro. Así lo hizo Mariana Mancini, con quien a mediados del año pasado, pudimos celebrar junto a muchos amigos, la publicación del libro “Para que mis hijos crean”.

Desde ese día, se nos ocurrió que podíamos buscar y encontrar a muchas “Marianas” que andan caminando por el barrio y por nuestra ciudad, con grandes historias para contar pero que todavía no han encontrado el tiempo, ni la motivación para narrar sus historias en el papel.

Presentación oficial del Libro de Mariana Mancini

El libro de Mariana es una historia increíble. Es un corazón que late al ritmo que vas dando vueltas las hojas y te vas encontrando con una mamá que lucha desesperadamente por mantener su Fe mirando al invisible. Con mi esposa, hemos leído su libro y ha sido de gran bendición para nuestras vidas, conocer su historia. Hoy puedo decirles con seguridad, que no volveran a ser los mismos, luego de leer el libro de Mariana.

Luis Manoukian, el editor de dicho libro, me comenta que es sorprendente observar los muchos manuscritos que esta recibiendo de nuevos autores que se animan a escribir y publicar por primera vez en sus vidas. Luis, al igual que Silvia Chaves, tienen amplia trayectoria en corrección editorial. Hay muchos correctores, pero que lindo es saber que por donde consultas sobre ellos, solo vas a encontrar excelentes referencias. Gracias Luis y Silvia por sumarse a éste gran desafío. Me honran con su presencia.

Luego llegó a mi vida, el Sr. Esteban Fernández. Un publisher radicado en Miami, con quien comparto muchos intereses en común, entre ellos, el amor por escribir y contar historias. Agradezco públicamente la generosidad de Esteban, por dedicarme su tiempo, su oido y hoy ya hemos confirmado, su presencia en el #CafeLiterario del sábado 7 de Mayo.

Tengo que decir algo de alguien que llegó a mi vida hace algunos años. Su nombre es Fernando Monzón. Aunque somos un poco distintos en la forma de ser, y generalmente nos gusta chocar de frente, lo quiero como un hermano de alma. Fer, sin vos éste evento no sería posible. Gracias Amigo por estar a mi lado y bancarme en las buenas y en las malas.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.