Abrazos que cambian historias

Cuando somos mas grandes que nuestro orgullo, cambiamos vidas. Todo es cuestión de aceptarnos y vivir el día a día de manera honesta, intensa y amorosa.

Lo cortes no quita lo valiente, dicen por allí y un abrazo en el momento adecuado te hace bien, a ti y a quien lo recibe.

Esta historia esta dedicada a quienes viven sin abrazar, que van por alli sin destilar el mas mínimo aliento de sutileza, en forma de amor.