Mes de la patria: 196 años de vida independiente.

Banderas tricolores en las carreteras, edificios y en los automóviles, la Selección Nacional ya jugó pero esa no es la razón de tanto blanco azul y rojo por todo lado. Pronto vendrán los faroles y después las bandas de estudiantes golpeando los tambores, las liras y, en general, tocando cualquier instrumentos que pueda llevarse bajo el sol del la mañana de un 15 de septiembre.

Orgullosas las familias irán a ver a sus hijos o familiares tocar (por supuesto, muchos llevando la camisa de la tricolor como si fuera un símbolo más patrio que el Pabellón Nacional), las bolsas que alguna vez estuvieron llenas de agua, espero, están depositadas en los basureros correspondientes y en general se vive un ambiente de fiesta. Uno que otro niño con sus manos “enmieladas” deseando únicamente que todo eso acabe por que una Fanta Uva le explotó en las manos (experiencia personal).

Así se vive las fiestas patrias en mi país, Costa Rica, en donde no se marcha demostrando arsenal militar sino “el futuro del país”. De niños hasta adolescentes con sus uniformes de colegio luego de haber ido al acto cívico a entonar: Los hijos del pueblo levanten la frente…

Me atrevería a decir que en la mayoría de los centros educativos presentes muestran la siguiente división en sus alineaciones: a) primeros promedios, con sus bandas distintivas que los identifican; b) las escoltas con adorno en los hombros de sus camisas; c) abanderados, que se identifican por el mástil que cargan, mientras ondean la bandera y por sus guantes blancos (en algún momento fui uno, tenía una boina roja en ese entonces); d) y por último la banda encargada de ponerle ritmo y sabor a todo el desfile. Así es como recuerdo que se componían , por supuesto algunos poseen más variedad en sus filas y mas diversidad en su conformación.

Este no es un artículo que insta a las personas a ser mejores ciudadanos pagando impuestos y respetando la obra pública, de esos ya hay muchos y uno más no haría la diferencia, esto es una recopilación de lo que es la fiesta de la independencia acá en esta pequeña Costa Rica, un poco de lo que puedo rememorar… aunque pesándolo bien…

Somos los que habitamos en este país los responsables de hacerlo un mejor lugar y de crear un mejor país para esos pequeñines que estarán marchando este viernes por las calles, los responsables de cuidar estas tradiciones y llevarlas de la mejor manera, no dejemos las fiestas patrias se manchen con violencia. Seamos respetuosos y “¡A celebrar carajo!”.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.