Coronavirus: El Martillo y la Danza

Julio S.
Julio S.
Mar 21 · 28 min read

Cómo puede ser el siguiente año y medio, si nuestros líderes ayudan a ganar tiempo

Este artículo es una traducción del original Coronavirus: The Hammer and the Dance de Tomas Pueyo

Este artículo es continuación de Coronavirus: Why You Must Act Now, un artículo con más de 40 millones de visitas, traducido a más de 30 idiomas que describe la urgencia del problema del coronavirus. Si está de acuerdo con este artículo, considere firmar la petición correspondiente a la Casa Blanca.

Resumen: Las fuertes medidas de coronavirus de hoy solo deberían durar unas pocas semanas, no debería haber un gran pico de infecciones después, y todo se puede hacer por un costo razonable para la sociedad, salvando millones de vidas en el camino. Si no tomamos estas medidas, decenas de millones se infectarán, muchas morirán, junto con cualquier otra persona que requiera cuidados intensivos, porque el sistema de salud se encontrará completamente saturado.

En menos de una semana, los países de todo el mundo pasaron de: "Esta cosa del coronavirus no es gran cosa" a declarar el estado de emergencia. Sin embargo, muchos países todavía no están haciendo mucho. ¿Por qué?

Todos los países hacen la misma pregunta: ¿cómo debemos responder? La respuesta no es obvia para nadie.

Algunos países, como Francia, España o Filipinas, han ordenado fuertes bloqueos. Otros, como los EE. UU., El Reino Unido, Suiza u Países Bajos, han respondido lentamente y han actuado de manera vacilante a tomar medidas de distanciamiento social.

De esto trata este artículo, con muchos gráficos, datos y modelos con muchas fuentes como apoyo.

  1. ¿Cuál es la situación actual?
  2. ¿Qué opciones tenemos?
  3. ¿Qué es lo único que importa ahora?: Tiempo
  4. ¿Cuál es una buena estrategia para el coronavirus?
  5. ¿Cómo debemos pensar en los impactos económicos y sociales?

Cuando hayas terminado de leer el artículo, esto es lo que sabrás:

Nuestros sistemas de salud ya están colapsando.
Los países tienen dos opciones: O pelean duro ahora o sufrirán una epidemia masiva.
Si eligen la epidemia, cientos de miles morirán. En algunos países, millones.
Y eso podría incluso no eliminar más oleadas de infecciones.
Si luchamos duro ahora, frenaremos las muertes.
Le daremos respiro a nuestros sistemas de salud.
Nos prepararemos mejor.
Aprenderemos
El mundo nunca ha aprendido tan rápido sobre algo, nunca.
Y lo necesitamos, porque sabemos muy poco sobre este virus.
Todo esto logrará algo crítico: Ganar tiempo.

Si elegimos luchar duro, la lucha será repentina, luego gradual.
Estaremos encerrados por semanas, no meses.
Entonces, recuperaremos más y más libertades.
Es posible que no vuelva a la normalidad de inmediato.
Pero estará cerca y, finalmente, volverá a la normalidad.
Y podemos hacer todo eso mientras consideramos el resto de la economía también.

Ok, hagámoslo.

1. ¿Cuál es la situación?

La semana pasada, mostré esta curva:

Se muestran casos de coronavirus en todo el mundo, fuera de China. Solo se podían distinguir a Italia, Irán y Corea del Sur. Se tenía que hacer zoom a la esquina inferior derecha para ver los países emergentes. El punto principal es que estos países pronto se unirían a los 3 primeros.

Veamos qué ha sucedido desde entonces.

Como se predijo, el número de casos se ha exponenciado en docenas de países. Aquí, me vi obligado a mostrar solo países con más de 1,000 casos.

Algunas cosas a tener en cuenta:

  • España, Alemania, Francia y los Estados Unidos tienen más casos que Italia cuando ordenó el cierre
  • Otros 16 países tienen más casos hoy que Hubei cuando estuvo bajo cierre: Japón, Malasia, Canadá, Portugal, Australia, Chequia, Brasil y Qatar tienen más de Hubei pero menos de 1,000 casos. Suiza, Suecia, Noruega, Austria, Bélgica, Países Bajos y Dinamarca tienen más de 1,000 casos.

¿Notas algo extraño en esta lista de países? Además de China e Irán, que han sufrido brotes masivos e innegables, así como Brasil y Malasia, todos los países de esta lista se encuentran entre los más ricos del mundo.

¿Crees que este virus se dirige a los países ricos? ¿O es más probable que los países ricos puedan identificar mejor el virus?

Es poco probable que los países más pobres no hayan sido ya afectados. El clima cálido y húmedo probablemente ayude, pero no previene un brote por sí solo; si fuera así, Singapur, Malasia o Brasil no sufrirían brote alguno.

Las interpretaciones más probables son que el coronavirus tardó más en llegar a estos países porque estos están menos conectados, o ya está allí, pero estos países no han podido invertir lo suficiente en pruebas para saberlo.

De cualquier manera, si esto es cierto, significa que la mayoría de los países no escaparán del coronavirus. Es cuestión de tiempo antes de que vean brotes y necesiten tomar medidas.

¿Qué medidas pueden tomar los diferentes países?

2. ¿Cuáles son nuestras opciones?

Desde el artículo de la semana pasada, la conversación ha cambiado y muchos países han tomado ya medidas. Estos son algunos de los ejemplos más ilustrativos:

Medidas en España y Francia.

En un extremo, tenemos España y Francia. Esta es la cronología de medidas tomadas en España:

El jueves 3/12, el presidente rechazó las sugerencias de que las autoridades españolas habían subestimado la amenaza para la salud.
El viernes declararon el estado de emergencia.
El sábado se tomaron algunas medidas:

  • Las personas no pueden salir de casa excepto por razones clave: alimentos, trabajo, farmacia, hospital, banco o compañía de seguros (justificación extrema)
  • Prohibición específica de llevar a los niños a caminar o ver amigos o familiares (excepto para cuidar a las personas que necesitan ayuda, pero con medidas de higiene y distancia física)
  • Todos los bares y restaurantes están cerrados. Solo llevar a casa aceptable.
    Todo el entretenimiento cerrado: deportes, cine, museos, celebraciones municipales ...
  • Las bodas no pueden tener invitados. Los funerales no pueden tener más que un puñado de personas.
  • El transporte público permanece abierto

El lunes, las fronteras terrestres fueron cerradas.

Algunas personas ven con buenos ojos estas medidas. Otros mientras tanto pusieron el grito en el cielo. Esta diferencia es lo que este artículo intentará conciliar.

Las medidas tomadas de Francia son similar, excepto que tomaron más tiempo para aplicarlas, y ahora son más agresivas. Por ejemplo, el alquiler, los impuestos y los servicios públicos están suspendidos para las pequeñas empresas.

Medidas en los Estados Unidos y el Reino Unido.

Estados Unidos y el Reino Unido, al igual que paises como países como Suiza u Países Bajos, se han esforzado en implementar medidas. Aquí está la línea de tiempo para los Estados Unidos:

  • Miércoles 3/11: prohibición de viajar.
  • Viernes: emergencia nacional declarada. No hay medidas de distanciamiento social.
  • Lunes: el gobierno insta al público a evitar restaurantes o bares y asistir a eventos con más de 10 personas. Ninguna medida de distanciamiento social es realmente exigible. Es solo una sugerencia.

Muchos estados y ciudades están tomando la iniciativa y exigen medidas mucho más estrictas.

El Reino Unido ha visto un medidas similares: muchas recomendaciones, pero muy pocos mandatos.

Estos dos grupos de países ilustran los dos enfoques extremos para combatir el coronavirus: mitigación y supresión. Vamos a entender lo que significan.

Opción 1: No hacer nada

Antes de hacer eso, veamos qué implicaría no hacer nada para un país como Estados Unidos:

This
This
Esta fantástica calculadora de epidemias puede ayudarlo a comprender lo que sucederá en diferentes escenarios. He pegado debajo del gráfico los factores clave que determinan el comportamiento del virus. Tenga en cuenta que los infectados, en rosa, alcanzan su punto máximo en decenas de millones en una fecha determinada. La mayoría de las variables se han mantenido por defecto. Los únicos cambios materiales son R de 2.2 a 2.4 (corresponde mejor a la información disponible actualmente. Ver en la parte inferior de la calculadora de epidemias), tasa de mortalidad (4% debido al colapso del sistema de salud. Ver detalles a continuación o en el artículo anterior), longitud de la estadía en el hospital (de 20 a 10 días) y la tasa de hospitalización (de 20% a 14% en función de casos graves y críticos. Tenga en cuenta que la OMS indica una tasa de 20%) en función de nuestra última investigación disponible. Tenga en cuenta que estos números no cambian mucho los resultados. El único cambio que importa es la tasa de mortalidad.

Si no hacemos nada: todos se infectan, el sistema de salud se ve sobresaturado, la mortalidad se exponencía y ~ 10 millones de personas mueren (barras azules). En un cálculo rápido: ​​si ~ 75% de los estadounidenses se infectan y 4% muere, eso es 10 millones de muertes, o alrededor de 25 veces el número de muertes estadounidenses en la Segunda Guerra Mundial.

Quizás se pregunte: “Eso suena mucho. ¡He escuchado mucho menos que eso!”

Entonces, ¿cuál es el problema? Con todos estos números, es fácil confundirse. Pero solo hay dos números importantes: qué porcentaje de personas contraerá el virus y se enfermará, y qué porcentaje de ellos morirá. Si solo el 25% está enfermo (porque los otros tienen el virus pero no tienen síntomas, no se cuentan como casos), y la tasa de mortalidad es del 0.6% en lugar del 4%, se tendán entonces 500k muertes en los EE. UU.

Si no hacemos nada, la cantidad de muertes por el coronavirus probablemente caerá entre estos dos números. El abismo entre estos extremos se debe principalmente a la tasa de mortalidad, por lo que comprenderlo mejor es crucial. ¿Qué causa realmente las muertes por coronavirus?

¿Cómo debemos pensar en la tasa de mortalidad?

Este es el mismo gráfico que antes, pero ahora mira a las personas hospitalizadas en lugar de infectadas y muertas:

El área azul claro es la cantidad de personas que necesitarían ir al hospital, y el azul más oscuro representa a aquellos que necesitan ir a la unidad de cuidados intensivos (UCI). Puede ver que ese número alcanzaría un máximo de más de 3 millones.

Ahora compare eso con la cantidad de camas de UCI que tenemos en los EE. UU. (50,000 hoy en día, podríamos duplicar esa reutilización de otro espacio). Esa es la línea punteada roja.

No, eso no es un error.

Esa línea punteada roja es la capacidad que tenemos de las camas de la UCI. Todos los que están por encima de esa línea estarían en estado crítico, pero no podrían acceder a la atención que necesitan y probablemente morirían.

En lugar de las camas de la UCI, también puede mirar los ventiladores, pero el resultado es prácticamente el mismo, ya que hay menos de 100 mil ventiladores en los EE. UU.

Al día dehoy, al menos un hospital de Seattle no puede intubar a los pacientes mayores de 65 años debido a la escasez de equipos y les da un 90% de posibilidades de morir.

Es por eso que la gente murió en masa en Hubei y ahora muere en masa en Italia e Irán. La tasa de mortalidad de Hubei terminó mejor de lo que podría haber sido porque construyeron 2 hospitales casi de la noche a la mañana. Italia e Irán no pueden hacer lo mismo; pocos países pueden, si acaso alguno. Veremos qué termina pasando allí.

Entonces, ¿por qué la tasa de mortalidad es cercana al 4%?

Además, datos recientes sugieren que los casos estadounidenses son más graves que en China.

Desearía que fuera así, pero no lo es.

Daños colaterales

Estos números solo muestran personas que mueren por coronavirus. Pero, ¿qué sucede si todos los pacientes con coronavirus colapsan todo su sistema de salud? Otros también mueren por otras dolencias.

Hay 4 millones de ingresos a la UCI en los Estados Unidos cada año, y 500k (~ 13%) de ellos mueren. Sin camas de UCI, esa proporción probablemente se acercaría mucho más al 80%. Incluso si solo el 50% murió, en una epidemia de un año, pasa de 500 mil muertes al año a 2 millones, por lo que agrega 1.5 millones de muertes, solo como daños colaterales.

El mismo pensamiento es cierto para la mayoría de los países. El número de camas y ventiladores de UCI y los trabajadores de la salud generalmente son similares a los de EE. UU. O inferiores en la mayoría de los países. El coronavirus desenfrenado significa colapso del sistema de salud, y eso significa muerte masiva.

Por ahora, espero que esté bastante claro que debemos actuar. Las dos opciones que tenemos son mitigación y supresión. Ambos proponen "aplanar la curva", pero lo hacen de manera muy diferente.

Opción 2: Estrategia de mitigación

La mitigación es así: "Es imposible prevenir el coronavirus ahora, así que hagamos que siga su curso, mientras tratamos de reducir el pico de infecciones. Vamos a aplanar un poco la curva para que sea más manejable para el sistema de salud ".

Este gráfico aparece en un artículo muy importante publicado durante el fin de semana del Imperial College de Londres. Aparentemente, empujó a los gobiernos del Reino Unido y los Estados Unidos a cambiar de rumbo.

Es un gráfico muy similar al anterior. No es lo mismo, pero conceptualmente equivalente. Aquí, la situación de "No hacer nada" es la curva negra. Cada una de las otras curvas es lo que sucedería si implementamos medidas de distanciamiento social cada vez más duras. El azul muestra las medidas de distanciamiento social más duras: aislar a las personas infectadas, poner en cuarentena a las personas que podrían estar infectadas y aislar a las personas mayores. Esta línea azul es, en términos generales, la estrategia actual de coronavirus del Reino Unido, aunque por ahora solo la sugieren, no la obligan.

Aquí, nuevamente, la línea roja es la capacidad de las UCI, esta vez en el Reino Unido. De nuevo, esa línea está muy cerca del fondo. Toda esa área de la curva en la parte superior de esa línea roja representa a los pacientes con coronavirus que en su mayoría morirían debido a la falta de recursos de la UCI.

No solo eso, sino que al aplanar la curva, las UCI colapsarán durante meses, aumentando el daño colateral.

Esto debería conmocionarte. Cuando escuches: "Vamos a hacer algo de mitigación", lo que realmente deberías escuchar es: "Abrumaremos a sabiendas el sistema de atención médica, aumentando la tasa de mortalidad en un factor de al menos 10 veces".

Pensarías que esto es ya suficientemente malo. Pero aún no hemos terminado. Porque uno de los supuestos clave de esta estrategia es lo que se llama "inmunidad colectiva".

Inmunidad de rebaño y mutación viral

La idea es que todas las personas que están infectadas y luego se recuperan ahora son inmunes al virus. Este es el núcleo de esta estrategia: "Mira, sé que será difícil por algún tiempo, pero una vez que hayamos terminado y unos pocos millones de personas mueran, el resto de nosotros seremos inmunes a él, por lo que este virus será deja de propagarte y nos despediremos del coronavirus. Mejor hacerlo de una vez y terminar con esto, porque nuestra alternativa es hacer distanciamiento social por hasta un año y arriesgarnos a que este pico ocurra más tarde de todos modos ”.

Excepto que esto supone una cosa: el virus no cambia demasiado. Si no cambia mucho, entonces muchas personas obtienen inmunidad, y en algún momento la epidemia desaparece

¿Qué posibilidades hay de que este virus mute?
Parece que ya lo ha hecho.

Investigaciones emergentes sugieren que China ya ha visto dos cepas del virus: la S y la L. La S se concentró en Hubei y fue más mortal, pero la L fue la que se extendió por todo el mundo.

No solo eso, sino que este virus continúa mutando.

Este gráfico representa las diferentes mutaciones del virus. Puedes ver que las cepas iniciales comenzaron en púrpura en China, pero luego comenzaron a mutar. Las cepas en Europa son principalmente familias verdes y amarillas, mientras que Estados Unidos está viendo una familia diferente en rojo. A medida que pasa más tiempo, comenzarán a aparecer más de estas cepas.

Esto no debería sorprender: los virus basados ​​en ARN como el coronavirus o la gripe tienden a mutar alrededor de 100 veces más rápido que los basados ​​en ADN, aunque el coronavirus muta más lentamente que los virus de la gripe.

No solo eso, sino que la mejor manera de que este virus mute es tener millones de oportunidades para hacerlo, que es exactamente lo que proporcionaría una estrategia de mitigación: cientos de millones de personas infectadas.

Por eso hay que vacunarse contra la gripe todos los años. Debido a que hay tantas cepas de gripe, y siempre hay otras nuevas, la vacuna contra la gripe nunca puede proteger contra todas las cepas.

Dicho de otra manera: la estrategia de mitigación no solo supone millones de muertes para un país como los Estados Unidos o el Reino Unido. También apuesta por el hecho de que el virus no mutará demasiado, lo que sabemos que sí. Y le dará la oportunidad de mutar. Entonces, una vez que hayamos terminado con unos pocos millones de muertes, podríamos estar listos para unos pocos millones más, cada año. Este coronavirus podría convertirse en un hecho recurrente de la vida, como la gripe, pero muchas veces más mortal.

Entonces, si no funcionaran ni la estrategía de no hacer nada ni la de la mitigación ¿cuál es la alternativa? Se trata de la Supresión.

Opción 3: Estrategia de Supresión

La estrategia de mitigación no trata de contener la epidemia, solo aplanar un poco la curva. Mientras tanto, la Estrategia de Supresión intenta aplicar medidas pesadas para controlar rápidamente la epidemia. Específicamente:

  • Ve duro ahora mismo. Ordene un fuerte distanciamiento social. Ten esto bajo control.
  • Luego, publique las medidas, para que las personas puedan recuperar gradualmente sus libertades y pueda reanudarse algo que se aproxime a la vida social y económica normal.

¿Cómo se ve eso?

Todos los parámetros del modelo son los mismos, excepto que ahora hay una intervención para reducir la tasa de transmisión a R = 0,62, y debido a que el sistema de atención médica no está colapsado, la tasa de mortalidad baja al 0,6%. Definí “alrededor de ahora” como tener ~ 32,000 casos al implementar las medidas (3 veces el número oficial a partir de hoy, 3/19). Tenga en cuenta que esto no es demasiado sensible a la R elegida. Una R de 0.98, por ejemplo, muestra 15,000 muertes. Cinco veces más que con una R de 0.62, pero aún decenas de miles de muertes y no millones. Tampoco es demasiado sensible a la tasa de mortalidad: si es 0.7% en lugar de 0.6%, el número de muertes va de 15,000 a 17,000. Es la combinación de una R más alta, una tasa de mortalidad más alta y un retraso en la toma de medidas que explota el número de muertes. Es por eso que debemos tomar medidas para reducir la R hoy. Para aclarar, el famoso R0 es R al principio (R en el momento 0). Es la tasa de transmisión cuando todavía nadie es inmune y no se toman medidas contra ella. R es la tasa de transmisión general.

¿Por qué? Porque no solo reducimos el crecimiento exponencial de los casos. También reducimos la tasa de mortalidad ya que el sistema de salud no está completamente saturado. Aquí, utilicé una tasa de mortalidad del 0,9%, en torno a lo que estamos viendo hoy en Corea del Sur, que ha sido más eficaz para seguir la Estrategia de Supresión.

Dicho así, suena como una obviedad. Todos deberían seguir la estrategia de supresión.

Entonces, ¿por qué algunos gobiernos todavía dudan?

Temen tres cosas:

  • Este primer cierre duraría meses, lo que parece inaceptable para muchas personas.
  • Un cierre de varios meses destruiría la economía.
  • Ni siquiera resolvería el problema, porque solo estaríamos posponiendo la epidemia: más tarde, una vez que publiquemos las medidas de distanciamiento social, las personas se infectarán por millones y morirán.

Así es como el equipo del Imperial College modeló la Supresión. Las líneas verde y amarilla son diferentes escenarios de supresión. Puedes ver que no se ve bien: todavía tenemos picos enormes, entonces, ¿por qué molestarse?

Llegaremos a estas preguntas en un momento, pero hay algo más importante antes.

Pero se está perdiendo completamente el punto principal.

Presentadas de esta manera, las dos opciones de Mitigación y Supresión, una al lado de la otra, no parecen muy atractivas. O mucha gente muere pronto y no dañamos la economía hoy, o dañamos la economía hoy, solo para posponer las muertes.

Esto ignora el valor del tiempo.

3. El valor del tiempo

En la publicación anterior, explicamos el valor del tiempo para salvar vidas. Todos los días, cada hora que esperábamos para tomar medidas, esta amenaza exponencial continuó extendiéndose. Vimos cómo un solo día podría reducir el total de casos en un 40% y la cifra de muertes en aún más.

Pero el tiempo es aún más valioso que eso.

Estamos a punto de enfrentar la mayor ola de presión sobre el sistema de salud que se haya visto en la historia. No estamos preparados, nos enfrentamos a un enemigo que no conocemos. Esa no es una buena posición para la guerra.

Esto es lo que debemos hacer hoy. El mundo ha despertado. Cada día que retrasamos el coronavirus, podemos estar mejor preparados. Las siguientes secciones detallan lo que ese tiempo nos compraría:

Bajar el número de casos

Con una supresión efectiva, el número de casos verdaderos se desplomaría de la noche a la mañana, como vimos en Hubei la semana pasada.

A partir de hoy, hay 0 nuevos casos diarios de coronavirus en toda la región de Hubei, de 60 millones de habitantes.

Los diagnósticos seguirían subiendo durante un par de semanas, pero luego comenzarían a bajar. Con menos casos, la tasa de mortalidad comienza a disminuir también. Y el daño colateral también se reduce: menos personas morirían por causas no relacionadas con el coronavirus porque el sistema de salud simplemente no estaría saturado.

La supresión nos llevaría a:

  • Menos casos totales de coronavirus
  • Alivio inmediato para el sistema de salud y los humanos que lo manejan
  • Reducción en la tasa de mortalidad
  • Reducción del daño colateral.
  • Capacidad de los trabajadores de la salud infectados, aislados y en cuarentena para mejorar y volver al trabajo. En Italia, los trabajadores de la salud representan el 8% de todos los contagios.

Comprender el verdadero problema: Pruebas y Rastreo

En este momento, el Reino Unido y los Estados Unidos no tienen idea de sus verdaderos casos. No sabemos cuántos hay. Solo sabemos que el número oficial no es correcto, y el verdadero está en las decenas de miles de casos. Esto ha sucedido porque no estamos probando y no estamos rastreando.

  • Con unas pocas semanas más, podríamos poner en orden nuestra situación de prueba y comenzar a evaluar a todos. Con esa información, finalmente sabríamos el verdadero alcance del problema, dónde debemos ser más agresivos y qué comunidades son seguras para ser liberadas de un bloqueo.
  • Los nuevos métodos de prueba podrían acelerar las pruebas y reducir considerablemente los costos.
  • También podríamos establecer una operación de rastreo como las que tienen en China u otros países de Asia Oriental, donde pueden identificar a todas las personas que conocieron todas las personas enfermas y ponerlas en cuarentena. Esto nos daría mucho conocimiento para usarse más adelante en medidas de distanciamiento social: si sabemos dónde está el virus, solo podemos apuntar a estos lugares. Esto no es ciencia espacial: son los fundamentos de cómo los países de Asia Oriental han podido controlar este brote sin el tipo de distanciamiento draconiano que es cada vez más esencial en otros países.

Las medidas de esta sección (pruebas y rastreo) frenaron el crecimiento del coronavirus en Corea del Sur y controlaron la epidemia, sin una fuerte imposición de medidas de distanciamiento social.

Desarrollar capacidad

Los Estados Unidos (y presumiblemente el Reino Unido) están a punto de ir a la guerra sin armadura.

Tenemos máscaras por solo dos semanas, pocos equipos de protección personal ("PPE"), no hay suficientes ventiladores, no hay suficientes camas en la UCI, no hay suficientes ECMO (máquinas de oxigenación de la sangre) ... Es por eso que la tasa de mortalidad sería tan alta en una estrategia de mitigación .

Pero si nos compramos algo de tiempo, podemos cambiar esto:

  • Tenemos más tiempo para comprar equipos que necesitaremos para una ola futura
  • Podemos aumentar rápidamente nuestra producción de máscaras, EPP, ventiladores, ECMO y cualquier otro dispositivo crítico para reducir la tasa de mortalidad.

Dicho de otra manera: no necesitamos años para obtener nuestra armadura, necesitamos semanas. Hagamos todo lo posible para que nuestra producción funcione ahora. Los países están movilizados. Las personas están siendo creativas, como el uso de la impresión 3D para piezas de ventiladores. Podemos hacerlo Solo necesitamos más tiempo. ¿Esperarías unas semanas para obtener algo de armadura antes de enfrentarte a un enemigo mortal?

Esta no es la única capacidad que necesitamos. Necesitaremos trabajadores de la salud lo antes posible. ¿Dónde los conseguiremos? Necesitamos capacitar a personas para ayudar a las enfermeras, y necesitamos sacar a los trabajadores médicos de la jubilación. Muchos países ya comenzaron, pero esto lleva tiempo. Podemos hacer esto en unas pocas semanas, pero no si todo se derrumba.

Bajar el contagio público

El público está asustado. El coronavirus es nuevo. ¡Hay tanto que todavía no sabemos cómo hacer! La gente no ha aprendido a dejar de estrechar la mano. Todavía se abrazan. No abren puertas con el codo. No se lavan las manos después de tocar el pomo de la puerta. No desinfectan las mesas antes de sentarse.

Una vez que tengamos suficientes máscaras, también podemos usarlas fuera del sistema de salud. Justo ahora, es mejor mantenerlos para los trabajadores de la salud. Pero si no están escasas, las personas deberían usarlos en su vida diaria, lo que hace menos probable que infecten a otras personas cuando están enfermos, y con un entrenamiento adecuado también reduce la probabilidad de que los usuarios se infecten. (Mientras tanto, usar algo es mejor que nada).

Todas estas son formas bastante baratas de reducir la velocidad de transmisión. Cuanto menos se propague este virus, menos medidas necesitaremos en el futuro para contenerlo. Pero necesitamos tiempo para educar a las personas sobre todas estas medidas y equiparlas.

Comprender el virus

Sabemos muy poco sobre el virus. Pero cada semana, cientos de nuevos documentos están llegando.

El mundo finalmente se une contra un enemigo común. Investigadores de todo el mundo se están movilizando para comprender mejor este virus.

¿Cómo se propaga el virus?
¿Cómo se puede frenar el contagio?
¿Cuál es la proporción de portadores asintomáticos?
¿Son contagiosos? ¿Qué tanto?
¿Cómo son los buenos tratamientos?
¿Cuánto tiempo sobrevive?
¿Sobre qué superficies?
¿Cómo afectan las diferentes medidas de distanciamiento social a la tasa de transmisión?
¿Cuál es su costo?
¿Cuáles son las mejores prácticas de rastreo?
¿Qué tan confiables son nuestras pruebas?

Las respuestas claras a estas preguntas ayudarán a que nuestra respuesta sea lo más específica posible, al tiempo que se minimiza el daño económico y social colateral. Y vendrán en semanas, no en años.

Encontrar tratamientos

No solo eso, sino ¿qué pasa si encontramos un tratamiento en las próximas semanas? Cualquier día que compramos nos acerca a eso. En este momento, ya hay varios candidatos, como Favipiravir o Cloroquina. ¿Qué pasa si resulta que en dos meses descubrimos un tratamiento para el coronavirus? ¿Cuán estúpidos nos veríamos si ya tuviéramos millones de muertes después de una estrategia de mitigación?

Comprender los costos y beneficios

Todos los factores anteriores pueden ayudarnos a salvar millones de vidas. Eso debería bastar. Desafortunadamente, los políticos no pueden pensar solo en la vida de los infectados. Deben pensar en toda la población, y las fuertes medidas de distanciamiento social tienen un impacto en los demás.

En este momento no tenemos idea de cómo diferentes medidas de distanciamiento social reducen la transmisión. Tampoco tenemos idea de cuáles son sus costos económicos y sociales.

¿No es un poco difícil decidir qué medidas necesitamos a largo plazo si no conocemos su costo o beneficio?

Unas pocas semanas nos darían tiempo suficiente para comenzar a estudiarlos, comprenderlos, priorizarlos y decidir cuáles seguir.

Menos casos, más comprensión del problema, creación de activos, comprensión del virus, comprensión del costo-beneficio de diferentes medidas, educación del público ... Estas son algunas herramientas básicas para combatir el virus, y solo necesitamos unas semanas para desarrollar muchas de ellos. ¿No sería tonto comprometerse con una estrategia que nos arroja, sin preparación, a las fauces de nuestro enemigo?

4. El Martillo y la Danza.

Ahora sabemos que la Estrategia de Mitigación es probablemente una elección terrible, y que la Estrategia de Supresión tiene una gran ventaja a corto plazo.

Pero las personas tienen preocupaciones legítimas sobre esta estrategia:

  • ¿Cuánto durará realmente?
  • ¿Qué tan caro será?
  • ¿Habrá un segundo pico tan grande como si no hiciéramos nada?

Ahora, veremos cómo se vería una verdadera estrategia de Supresión. Podemos llamarlo el Martillo y la Danza.

El Martillo

Primero, actúas rápida y agresivamente. Por todas las razones que mencionamos anteriormente, dado el valor del tiempo, queremos apagar esto lo antes posible.

Una de las preguntas más importantes es: ¿Cuánto durará esto?

El temor que todos tienen es que seremos encerrados dentro de nuestros hogares durante meses a la vez, con el consiguiente desastre económico y crisis mentales. Desafortunadamente, esta idea fue difundida en el famoso periódico del Imperial College:

¿Recuerdas esta gráfica? El área azul claro que va desde finales de marzo hasta finales de agosto es el período que el periódico recomienda como Hammer, la supresión inicial que incluye un fuerte distanciamiento social.

Si eres político y ves que una opción es dejar que cientos de miles o millones de personas mueran con una estrategia de mitigación y la otra es detener la economía durante cinco meses antes de pasar por el mismo pico de casos y muertes, estos no suenan como opciones convincentes.

Pero esto no tiene por qué ser así. Este documento, que impulsa la política actual, ha sido brutalmente criticado por fallas centrales: ignoran el rastreo de contactos (núcleo de las políticas en Corea del Sur, China o Singapur, entre otros) o las restricciones de viaje (críticas en China), ignoran el impacto de las grandes multitudes…

El tiempo necesario para el Martillo es semanas, no meses.

Este gráfico muestra los nuevos casos en toda la región de Hubei (60 millones de personas) todos los días desde el 1/23. En 2 semanas, el país comenzaba a volver a trabajar. Dentro de ~ 5 semanas estaba completamente bajo control. Y dentro de 7 semanas, el nuevo diagnóstico fue solo un goteo. Recordemos que esta era la peor región de China.

Recuerde nuevamente que estas son las barras de color naranja. Las barras grises, los casos verdaderos, se habían desplomado mucho antes (ver Gráfico 9).

Las medidas que tomaron fueron bastante similares a las que se tomaron en Italia, España o Francia: aislamientos, cuarentenas, las personas tenían que quedarse en casa a menos que hubiera una emergencia o tuvieran que comprar alimentos, localizar contactos, pruebas, más camas de hospital, prohibiciones de viaje ...

Pero, los detalles importan.

Las medidas de China fueron más fuertes. Por ejemplo, las personas estaban limitadas a una persona por hogar a la que se le permitía salir de casa cada tres días para comprar alimentos. Además, su aplicación fue severa. Es probable que esta gravedad detuviera la epidemia más rápido.

En Italia, Francia y España, las medidas no fueron tan drásticas y su implementación no fue tan dura. La gente todavía camina por las calles, muchas sin máscaras. Es probable que esto resulte en un martillo más lento: más tiempo para controlar completamente la epidemia.

Algunas personas interpretan esto como "Las democracias nunca podrán replicar esta reducción en los casos". Eso está mal.

Durante varias semanas, Corea del Sur tuvo la peor epidemia fuera de China. Ahora, está en gran medida bajo control. Y lo hicieron sin pedirle a la gente que se quedara en casa. Lo lograron principalmente con pruebas muy agresivas, rastreo de contactos y cuarentenas y aislamientos forzados.

Si un brote como el de Corea del Sur puede controlarse en semanas y sin un distanciamiento social obligatorio, los países occidentales, que ya están aplicando un martillo pesado con estrictas medidas de distanciamiento social, definitivamente pueden controlar el brote en cuestión de semanas. Es una cuestión de disciplina, ejecución y cuánto respeta las reglas la población.

Eso depende de la dureza de la fase posterior al Martillo: la Danza

La Danza

Si se golpea al coronavirus con Martillo, en unas pocas semanas lo habrá controlado y estará en una forma mucho mejor para abordarlo. Ahora viene el esfuerzo a largo plazo para mantener este virus contenido hasta que haya una vacuna.

Este es probablemente el error más grande e importante que cometen las personas al pensar en esta etapa: piensan que los mantendrá en casa durante meses. Este no es el caso en absoluto. De hecho, es probable que nuestras vidas vuelvan a estar cerca de lo normal.

La danza en países exitosos

¿Cómo es que Corea del Sur, Singapur, Taiwán y Japón han tenido casos durante mucho tiempo, en el caso de Corea del Sur miles de ellos, y sin embargo no están encerrados en casa?

En este video, la Ministra de Relaciones Exteriores de Corea del Sur explica cómo lo hizo su país. Era bastante simple: pruebas eficientes, rastreo eficiente, prohibiciones de viaje, aislamiento eficiente y cuarentena eficiente.

Este documento explica como lo hizo Singapur:

¿Quieres adivinar sus medidas? Los mismos que en Corea del Sur. En su caso, se complementaron con ayuda económica para aquellos en cuarentena y prohibiciones de viaje y demoras.

¿Es demasiado tarde para otros países? No. Al aplicar el Martillo, obtienes una nueva oportunidad, una nueva oportunidad de hacerlo bien.

Pero, ¿qué pasa si todas estas medidas no son suficientes?

La danza de R

Llamo al período de meses entre el Martillo y una vacuna o tratamiento efectivo, la Danza, porque no será un período durante el cual las medidas sean siempre las mismas duras. Algunas regiones verán brotes nuevamente, otras no por largos períodos de tiempo. Dependiendo de cómo evolucionen los casos, tendremos que reforzar las medidas de distanciamiento social o podremos liberarlas. Ese es el baile de R: un baile de medidas entre volver a encarrilar nuestras vidas y propagar la enfermedad, una de economía versus atención médica.

¿Cómo funciona este baile?

Todo gira alrededor de R. Si recuerdas, es la velocidad de transmisión. Al principio de un país estándar y sin preparación, se ubica entre 2 y 3: durante las pocas semanas que alguien está infectado, infectan entre 2 y 3 personas en promedio.

Si R está por encima de 1, las infecciones crecen exponencialmente en una epidemia. Si está por debajo de 1, mueren.

Durante el Martillo, el objetivo es conseguir que R esté lo más cerca posible de cero, lo más rápido posible, para calmar la epidemia. En Wuhan, se calcula que R era inicialmente 3.9, y después del bloqueo y la cuarentena centralizada, se redujo a 0.32.

Pero una vez que te mudas a la Danza, ya no necesitas hacer eso. Solo necesita que su R permanezca por debajo de 1. Y puede hacer mucho de eso con solo algunas medidas simples

Esta es una aproximación de cómo los diferentes tipos de pacientes responden al virus, así como su contagio. Nadie conoce la verdadera forma de esta curva, pero hemos recopilado datos de diferentes documentos para aproximarnos a cómo se ve.

Todos los días después de contraer el virus, las personas tienen un potencial de contagio. Juntos, todos estos días de contagio suman un promedio de 2.5 contagios.

Se cree que ya están ocurriendo algunos contagios durante la fase “sin síntomas”. Después de eso, a medida que crecen los síntomas, generalmente las personas acuden al médico, reciben un diagnóstico y su contagio disminuye.

Por ejemplo, al principio tiene el virus pero no tiene síntomas, por lo que se comporta de manera normal. Cuando hablas con la gente, transmites el virus. Cuando se toca la nariz y luego se abre el pomo de la puerta, las siguientes personas que abren la puerta y se tocan la nariz se infectan.

Cuanto más crece el virus dentro de ti, más infeccioso eres. Luego, una vez que comience a tener síntomas, puede dejar de ir al trabajo lentamente, quedarse en la cama, usar una máscara o ir al médico. Cuanto más grandes son los síntomas, más se distancia socialmente, lo que reduce la propagación del virus.

Una vez que está hospitalizado, incluso si es muy contagioso, no se tiende a propagar el virus tanto como se esté aislado.

Aquí es donde puede ver el impacto masivo de políticas como las de Singapur o Corea del Sur:

  • Si las personas se someten a pruebas masivas, pueden identificarse incluso antes de tener síntomas. En cuarentena, no pueden contagiar.
  • Si las personas están capacitadas para identificar sus síntomas antes, reducen la cantidad de días en azul y, por lo tanto, su contagio general
  • Si las personas se aíslan tan pronto como tienen síntomas, los contagios de la fase naranja desaparecen.
  • Si las personas reciben educación sobre la distancia personal, el uso de máscaras, el lavado de manos o la desinfección de espacios, transmiten menos virus durante todo el período.

Solo cuando todo esto falla, necesitamos medidas más pesadas de distanciamiento social.

El Retorno de Inversión (ROI) de la distancia social

Si con todas estas medidas todavía estamos muy por encima de R = 1, necesitamos reducir el número promedio de personas que cada persona conoce.

Hay algunas maneras muy baratas de hacerlo, como prohibir eventos con más de un cierto número de personas (por ejemplo, 50, 500) o pedirles a las personas que trabajen desde casa cuando puedan.

Otros son mucho, mucho más caros, como cerrar escuelas y universidades, pedirles a todos que se queden en casa o cerrar bares y restaurantes.

Esta gráfica se hizo al día de hoy no existe. Nadie ha investigado lo suficiente sobre esto ni ha reunido todas estas medidas de una manera que pueda compararlas.

Es desafortunado, porque es el cuadro más importante que los políticos necesitarían para tomar decisiones. Ilustra lo que realmente está pasando por sus mentes.

Durante el período de Martillo, los políticos quieren reducir la R tanto como sea posible, a través de medidas que siguen siendo tolerables para la población. En Hubei, llegaron a 0,32. Es posible que no necesitemos eso: tal vez solo para 0.5 o 0.6.

Pero durante el período de la Danza de R, quieren estar lo más cerca posible de 1, mientras permanecen por debajo a largo plazo. Eso evita un nuevo brote, al tiempo que elimina las medidas más drásticas.

Lo que esto significa es que, ya sea que los líderes se den cuenta o no, lo que están haciendo es:

  • Enumere todas las medidas que pueden tomar para reducir la R
  • Obtenga una idea del beneficio de aplicarlos: la reducción en R
  • Obtenga una idea de su costo: el costo económico y social.
  • Apile las iniciativas según su costo-beneficio
  • Elija los que dan la mayor reducción de R hasta 1, por el costo más bajo.
Esto es solo para fines ilustrativos. Todos los datos están compuestos. Sin embargo, hasta donde pudimos decir, estos datos no existen hoy. Necesita hacerlo. Por ejemplo, la lista de los CDC es un gran comienzo, pero echa de menos cosas como medidas educativas, desencadenantes, cuantificaciones de costos y beneficios, detalles de medidas, contramedidas económicas / sociales

Inicialmente, su confianza en estos números será baja. Pero así es como están pensando, y deberían estar pensando en eso.

Lo que deben hacer es formalizar el proceso: comprender que este es un juego de números en el que debemos aprender lo más rápido posible dónde estamos en R, el impacto de cada medida en la reducción de R y sus costos sociales y económicos.

Solo así podrán tomar una decisión racional sobre las medidas que deben tomar.

Conclusión: Ganar tiempo

El coronavirus todavía se está extendiendo a casi todas partes. 152 países tienen casos. Estamos contrarreloj. Pero no necesitamos serlo: hay una forma clara en que podemos pensar en esto.

Algunos países, especialmente aquellos que aún no han sido afectados por el coronavirus, podrían preguntarse: ¿Me va a pasar esto? La respuesta es: probablemente ya lo haya hecho. Simplemente no te has dado cuenta. Cuando realmente golpea, su sistema de salud estará en peor forma que en los países ricos donde los sistemas de salud son fuertes. Más vale prevenir que lamentar, debería considerar tomar medidas ahora.

Para los países donde el coronavirus ya está aquí, las opciones son claras.
Por un lado, los países pueden tomar la ruta de mitigación: crear una epidemia masiva, saturar al sistema de salud, provocar la muerte de millones de personas y liberar nuevas mutaciones de este virus en la naturaleza.

Por el otro, los países pueden luchar. Pueden encerrarse durante algunas semanas para ganarnos tiempo, crear un plan de acción educado y controlar este virus hasta que tengamos una vacuna.

Hasta ahora, los gobiernos de todo el mundo, incluidos algunos como los EE. UU., El Reino Unido, Suiza o los Países Bajos, han elegido el camino de la mitigación.

Eso significa que se están rindiendo sin luchar. Ven que otros países han luchado con éxito contra esto, pero dicen: “¡No podemos hacer eso!”

¿Y si Churchill hubiera dicho lo mismo? “Los nazis ya están en todas partes en Europa. No podemos luchar contra ellos. Solo rindámonos”. Esto es lo que muchos gobiernos de todo el mundo están haciendo hoy. No te están dando la oportunidad de luchar contra esto. Tienes que exigirlo.

Comparte el mensaje

Desafortunadamente, millones de vidas todavía están en juego. Comparta este artículo, o uno similar, si cree que puede cambiar la opinión de las personas. Los líderes deben entender esto para evitar una catástrofe. El momento de actuar es ahora.


Si está de acuerdo con este artículo y desea que el gobierno de EE. UU. Tome medidas, firme la petición de la Casa Blanca para implementar una estrategia de supresión del Martillo y la Danza.

Este artículo ha sido el resultado de un esfuerzo hercúleo por parte de un grupo de ciudadanos normales que trabajan las 24 horas para encontrar toda la investigación relevante disponible para estructurarla en una sola pieza, en caso de que pueda ayudar a otros a procesar toda la información que existe sobre el coronavirus.
Un agradecimiento especial al Dr. Carl Juneau (epidemiólogo y traductor de la versión en francés), Dr. Brandon Fainstad, Pierre Djian, Jorge Peñalva, John Hsu, Genevieve Gee, Elena Baillie, Chris Martinez, Yasemin Denari, Christine Gibson, Matt Bell, Dan Walsh, Jessica Thompson, Karim Ravji, Annie Hazlehurst y Aishwarya Khanduja. Este ha sido un esfuerzo de equipo.
Gracias también a Berin Szoka, Shishir Mehrotra, QVentus, Illumina, Josephine Gavign

Welcome to a place where words matter. On Medium, smart voices and original ideas take center stage - with no ads in sight. Watch
Follow all the topics you care about, and we’ll deliver the best stories for you to your homepage and inbox. Explore
Get unlimited access to the best stories on Medium — and support writers while you’re at it. Just $5/month. Upgrade