Marcando la milla

La emigración como alternativa en la crisis


Hace alrededor de 10 años mis padres (ambos profesionales de la educación) decidieron comprar una casa, por esos días en alguna conversación aleatoria, se me ocurrió comentar que en algún momento me iría del país. Mi madre no tardó en replicar: "entonces para qué voy a comprar una casa, si el apartamento es para usted y usted se va del país". Su plan nunca había sido expuesto antes, ni estaba dentro de mis expectativas.

Lo que tenía en mis expectativas, era un sitio donde la gente pudiera ser al menos un poco más organizada, los honestos tuviesen ventaja y el trabajo eficiente fuese valorado. Últimamente, sólo quiero estar en un sitio donde las cosas funcionen.

¿Por qué irse, si hay tanto que hacer aquí?

Es la pregunta habitual, sobre todo porque en nuestros países latinoamericanos hay un montón de necesidades comerciales que aún no han sido monopolizadas por las corporaciones.

Emprender un negocio propio es más sencillo que en otros sitios del planeta, si logras obtener el financiamiento y detectas un nicho donde tengas la capacidad de innovar competitivamente.

Imagen bajo licencia CC por https://www.flickr.com/photos/lisakayaks/

Sin embargo, Venezuela tiene unas características hostiles que no la hacen el mejor sitio para estar: criminalidad, polarización política y una inflación de dos dígitos, hacen que vivir en Venezuela ya no sea garantía de una vida tranquila.

Saliendo de la burbuja de petróleo

La economía venezolana, ahogada en restricciones para el acceso a dólares, plantea varias limitaciones para los emprendedores. Específicamente, en el área de Tecnologías de Información (T.I.) no es común que usemos servicios de nube como Amazon Web Services, asistamos a conferencias internacionales y cosas así nos ponen en desventaja con el resto del mundo.

Foto bajo licencia CC por: https://www.flickr.com/photos/nirak/

A pesar de esta situación, el impulso de las tecnologías libres de parte del Estado creó una zona de confort para miles de profesionales, que hemos podido contribuir sustituyendo gastos en divisas, con contrataciones de gente nuestra para cumplir con el decreto 3.390 y más recientemente la Ley InfoGobierno. No se ha hecho suficiente, pero hay un camino recorrido y mucha experiencia adquirida.

Lamentablemente la gente calificada se está yendo. Como consecuencia del deterioro económico de los últimos 2 años, son cada vez más los profesionales en el área de T.I. que migran o venden sus servicios por Internet, a cambio de progreso o un sueldo en moneda más estable.

Es una tendencia que golpea el proceso de migración a Software Libre del Estado venezolano, pareciera que nadie a cargo lo sabe y si lo sabe no tiene deseos de hacer algo al respecto.

Un mejor sitio para los profesionales

Este video siempre me causa risa, es un ingeniero que después de recibir una oferta de trabajo de otra empresa, se da cuenta de que hay otros sitios donde los profesionales como él, son (inusualmente) más valorados.

https://www.youtube.com/watch?v=fX7rgiQ0TIQ

Venezuela con educación pública y gratuita hasta la Universidad, con uno de los niveles de ingreso per cápita más bajos del subcontinente (a dólar SICAD 2), presenta la combinación perfecta para que reclutadores y transnacionales puedan pescar gente calificada, experimentada y con deseos de reubicarse. Está sucediendo.

Experiencia por encima de la academia

Hasta hace poco tenía un temor mal fundado que me hacía dudar de mi perfil profesional, mi falta de título universitario. Luego de consultar con un coach y documentarme un poco más, me di cuenta que hay ámbitos en que la experiencia laboral supera al título académico, sobre todo si el desempeño académico no incluye investigación y publicación.

Hace poco alguien que trabaja en un centro de de datos en EE.UU. dijo:

https://twitter.com/patricia_dugan/status/483375017032286209

Los conceptos del reclutador, están definidos por las necesidades de sus clientes. Es evidente que hay más exigencias hacia los candidatos en el espectro de la experiencia, que en el campo de formación académica.

¿Qué tipo de trabajo quiero?

Habiendo eliminado dicho temor, me encargué de definir qué actividad me gustaría desempeñar, si tuviese que cambiar de trabajo. Esto no lo enseñan en el sistema educativo, pero el libro "Land the Tech Job you Love" tiene todo lo que se necesita saber cuando no tienes experiencia buscando un nuevo trabajo en T.I.

Una de las herramientas más útiles que implementé fue lo que Andy Lester denomina motivation worksheet. Consiste en hacer una tabla con la lista de las cosas que te motivan y darle un valor del 1 al 10.

Con esto definido, fue hora de actualizar el currículum vitae (c.v.).

"Mi currículum no es muy bueno"

Imagen bajo licencia CC por https://www.flickr.com/photos/desiitaly

Si tuviese 10 dólares por cada vez que he escuchado eso, probablemente tendría suficiente para hacer mi retiro en el Caribe ahora mismo. Este temor colectivo se materializa, porque nadie nos enseña cómo hacerlo y todo el mundo teme preguntar al respecto.

Un mal hábito común con el currículum es no actualizarlo con frecuencia, sólo cuando queremos cambiar de trabajo. Al respecto A. Lester dice:

Aim to have something interesting to add to your résumé every
three months, or every six months at the most.

y también:

If you can't add anything to your résumé semi-annually, you're in a rut.
… Your skills are probably getting rusty.

Tip: Si tuvo que usar un diccionario para leer las citas en Inglés, es hora de retomar aquella idea de hacer un curso para mejorar el idioma.

En mi caso tuve que modificar mi c.v. un poco para resaltar la experiencia en el área que mejor me desempeño, además de quitarle toda la sección de educación.

Currículum listo y ganas de irse, ¿ahora?

Usando su motivation worksheet para evaluar cada oferta que consiga, aplique para cada trabajo que tenga un buen puntaje.

Este proceso puede ser largo, contado en meses en vez de semanas. Lo que considero más importante del libro de A. Lester es:

  1. No descarte una oferta porque solo cumple con la mitad del perfil, deje que el empleador lo descarte a usted.
  2. No use el mismo c.v. para todas las ofertas, modifique de acuerdo a sus fortalezas en cada oferta.
  3. No se aburra de las numerosas etapas de entrevistas donde preguntan siempre lo mismo. Cada una es una oportunidad para expresar más de lo que se puede escribir en el c.v.
  4. Evite aplicar para un trabajo fuera de su perfil, ni le pague a nadie para posicionar su c.v. Use su tiempo y dinero de manera eficiente.
  5. Evite ofertas con tareas que le disgusten pero esté dispuesto a hacer. Invierta tiempo en conseguir algo que quiera hacer con pasión.
  6. Pregunte siempre en las entrevistas, es un proceso de dos vías, usted necesita saber si vale la pena trabajar con ellos y qué beneficios puede obtener además del salario.
  7. Finalmente, pero no menos importante, no se desmotive por ser rechazado. Alguien del área de la bahía de San Francisco, de quien he aprendido mucho me dijo:
"Rejection is the name of the game" @vmbrasseur

Tengo una oferta, ¿Cómo saber si es buena?

Antes de recibir una oferta salarial, es común que el reclutador o empleador pregunte sobre la expectativa de sueldo. Yo siempre lo hacía cuando entrevistaba gente. Usar un website como PayScale para saber cuánto gana alguien con ese perfil, en esa industria, en el sitio donde están ofreciendo la posición. Este artículo de lifehacker tiene otros websites útiles.

Yo califiqué exitosamente para una oferta y estoy marcando la milla. ¿Cuál es tu plan, te quedas o te vas?