Entre Dos Mundos

Karin Pinter
May 19 · 5 min read

Toda realidad parte de un sueño, una idea, una fantasía, que se va infundiendo en el corazón a modo que le vayas dando más vueltas en tu mente.

Si te gusta tu realidad actual, sigue nutriéndola para que crezca y de más frutos.

Si no te gusta tu realidad actual, zambúllete en un nuevo sueño como si estuvieras en el mar. Deja que el agua te limpie la mente y te aporte claridad, que te abrace el alma, que te calme el corazón para que el latido de ese nuevo sueño se haga más fuerte. Tan fuerte que todo el ruido del mundo desaparezca, y te quedes tan sólo con la sinfonía de lo querido. Así vamos cambiando nuestra realidad desde dentro. Con esta pureza la Vida nos va regalando y reforzando lo deseado.

A veces nuestras realidades cambian como si estuviéramos encendiendo o apagando una luz. Aunque esa rapidez suele ser fruto de algo que llevemos mucho tiempo pensando, o porque el Universo/Dios nos saca de repente de una situación y nos pone donde estemos mejor.

Aunque la verdad es que suele pasar de otra manera. Nuestra vida suele cambiar según vayamos abriéndonos a ese sueño, y solemos hacerlo paso a paso. Y aunque a veces tengamos que pegar algún que otro salto, la Vida siempre nos da sólo lo que podamos manejar. De ahí que a veces sintamos ese "No puedo," pero sí, sí puedes. Forma parte del crecimiento.

Solemos vivir realidades paralelas mientras se descompone la realidad que ya sabemos que no queremos (o ya no nos sirve porque hemos crecido), y vamos creando nuestra realidad deseada. Como cuando sales del mar y te paras en ese punto medio donde puedes ver por debajo del agua y por arriba hacia el cielo. Estás ahí entre dos mundos.

No siempre resulta fácil navegarlos, pero sí existe una forma simple para diferenciar entre realidades:
- Lo que os intente hundir o sofocar el alma, no os sirve.
- Lo que os eleve el alma y le de alas a vuestros sueños, eso sí.

Advertencias:
- Puede ser fácil no fiarse de lo nuevo, porque no tenemos historia ni prueba suficiente para cerciorarnos de que funcione. Las dudas pueden hacernos unas cuantas jugadas. Pero para eso están la Fé y el Poder del Amor.
- El ego y los actores de nuestra realidad actual que se disuelve suelen saber manipular para que nos quedemos donde nos quieren ellos. DONDE NOS QUIEREN ELLOS, no donde nosotros queramos estar o lo que nos haga realmente felices. Para eso están la Valentía y el Enfoque.
- A veces sentirás que estás traicionando esa vieja realidad, pero la mayor traición es no serle fiel a vivir cómo deseas y con lo que te llena el corazón. Muchos no te entenderán el cambio, pero más les valdría centrarse en entenderse a sí mismos.

Llega un momento en el cual decimos, "¡Basta ya!" porque hemos abierto los ojos. Hemos visto lo que queremos, la Vida nos está enseñando que sí existe y sí es posible... y ese momento es diferente para todos. A veces interviene el Universo de forma contundente para darnos el empuje que nos hace falta.

Cuando hayas abierto los ojos, verás mejor cómo se te manipula, cómo te has estado limitando, o te dejas quedar en esa supuesta zona de confort que está llena de telarañas mentales, sueños ansiando realizarse, y algún que otro dolor. ¿Para qué quedarte ahí si la vida ya te está mostrando lo que realmente deseas? Si no fuera posible, no aparecería.

Lo siguiente es cambiar tu forma de responder a esa realidad de la cual te estás desenredando. Ojalá tuviera un manual para regalaros, pero os dejo algunas pistas...

El cambio se hace prestando más atención a la nueva realidad que estés creando. Esa te guiará. Te traerá gente nueva para ayudarte y apoyarte. Te dará señales, como cuando vas conduciendo por una calle con todas las luces en verde. Te sentirás bien. Querrás estar más tiempo así. Dejarás de sentirte culpable de cualquier cosa. El miedo surgirá, pero escondido tras él está el coraje para empujarte hacia adelante - búscalo. Igual te resultará raro por estar tan acostumbrado/a a las críticas y las quejas de otros para mantenerte bajo su dominio. Tú sigue por esa calle llena de luces verdes, que el ruido del tráfico desaparecerá cuanto más te vayas enfocando en lo que deseas.

La única garantía es que algún día se nos terminará la vida (aquí). Pero hasta que toque ese día - y ojalá sea muy lejano - la vida hay que llenarla de sueños y deseos y de momentos preciados y "ahoras" que recordemos con alegría. Y cuanto más la llenemos de esas cosas, más se nos van regalando. Es Ley de Creación - absoluta e inamovible. Esto hace que una vida sea bella y mágica.

"Qué ingenua eres, Karin," me han dicho muchos cuando les he hablado así.

Pero si algo me ha enseñando la vida después de dar varias vueltas por el mundo, con algunas situaciones extremas que nunca imaginé vivir... es que siempre saldremos bien de cualquier situación, aunque en ciertos momentos no lo veamos o no nos sintamos así. Es más, vais a estar mejor que bien. Porque cuando uno se centra en lo que desea, el Universo hace todo lo que le haga falta para que se haga realidad. Eso sí, hay que poner de nuestra parte y caminar para encontrarnos con ese sueño que nos espera para abrazarnos. A veces serán pasos firmes, a veces tímidos. Pero con cada paso, nos acercamos a nuestros sueños.

Y cuando lleguéis os preguntaréis, "¿Porqué no lo hice antes?"

Y el Universo os sonreirá con esa sabiduría pícara, "Da igual, ya has llegado y algo habrás aprendido por el camino. Y ahora verás cuántos más sueños tienes por vivir…"

Tu ego querrá convencerte de que no es real.

Y te responderá el Universo con otro guiño sabio, “En alguna parte de tu corazón, nunca dejaste de creer. Y por ese pequeño milagro mereces este sueño y tantos más.”

Y es que el creer es crear. Eso es Vivir.

    Karin Pinter

    Written by

    Author. Creator of Niki Owl. https://KarinPinter.com.

    Welcome to a place where words matter. On Medium, smart voices and original ideas take center stage - with no ads in sight. Watch
    Follow all the topics you care about, and we’ll deliver the best stories for you to your homepage and inbox. Explore
    Get unlimited access to the best stories on Medium — and support writers while you’re at it. Just $5/month. Upgrade