Y a pesar de todo…

Sigo resguardando nuestros últimos segundos de felicidad

Como mi tesoro más preciado, en mi baúl guardo tu postal vacía

Las marcas de tus labios permanecen en mi cuerpo como tatuajes espontáneos después de una noche de beber

Fuimos un fuego forestal; empezando con la luz de tus ojos al hablar, acabando con las cenizas de quien era yo antes de ti

¿Quién iba a pensar que un solo cigarrillo llevaría a tanta destrucción?

¿Y un beso?

Sin buscarte, te sigo encontrando

Estás por mi ventana observando la ciudad en la que nos enamoramos

Estás en mi sofá; la primera vez que nos besamos

Estás en mi mente, aunque no quiera aceptarlo

Y a pesar de que me has hecho tanto daño, la única lección que me ha dado el tiempo con tu ausencia es que te extraño.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.