Abrazos

Los abrazos representan una metamorfización corporal del deseo; una forma simple pero gratificante de expresar una emoción, decir algo sin la necesidad de palabra alguna. Ganas, alguien que acepte y un par de manos, es todo lo que necesitas, no más. 
Hay de abrazos a abrazos, algunos puede ser parecidos pero ninguno de ellos será igual, cada uno tiene su propio fin, limite, condición, momento, mood (si son muy hípsters), y a pesar de ello, no necesitan explicación, están más allá del bien y del mal. 
En mi opinión, lo que los hace especiales es el hecho de que resultan reconfortantes tanto para el que los da como para quien los recibe, porque a todos, en algún instante nos ha salvado un abrazo, un acto que deja ver nuestra fortaleza y vulnerabilidad al mismo tiempo. 
Si pueden den un abrazo, háganlo, hoy y todos los días, no necesitan esperar a que sea el día de un cumpleaños, valoren el bonito trabajo de reforestar a alguien. Quédense con aquellas personas que no saben dar abrazos sin evitar estrujarte y asfixiarte un poco.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.