CUANDO TIENES TODO PARA SER FELIZ Y AÚN ASÍ NO LO ERES

3 historias que te demostrarán el héroe que llevas dentro

Llevas una vida que quizás muchos quisieran tener. Tienes un trabajo estable, una familia que te quiere y aprecia, amigos que siempre están ahí y una pareja que te apoya en cada paso que das. Sin embargo en tu interior sientes que no es suficiente.

Según la pirámide de Maslow el ser humano funciona mediante una escala de prioridades divididas en cinco niveles. Los cuatro primeros niveles responden a las “necesidades de déficit “que son las relacionadas con exigencias básicas de supervivencia como comer o dormir. Una vez cubiertas éstas, todo ser humano aspira a satisfacer las superiores, las conocidas como “las necesidades de ser” que son el reconocimiento o la realización personal. Todos estos deseos que la mayoría de las personas tenemos, antiguamente no tenían ni que plantearse porque se limitaban a subsistir.

Fuente: Wikipedia

Estamos cansados de ver héroes que salvan a la humanidad pero éstos guardan poca relación con la realidad. Todos tenemos un héroe dentro de nosotros que inicia una lucha cada día. Cambiar de vida radicalmente puede ser una de las batallas más complicadas. Irse de casa, cambiar de trabajo, huir de un país o sacrificar todo por un sueño son solo algunas de las muchas circunstancias que han vivido personas que tenemos más cerca de lo que realmente pensamos.

Pero, a pesar de no tener una vida tan plena como querías ¿Estarías preparado para cambiar de vida radicalmente?

Adaptarse a las circunstancias

Max Römer Pieretti es el primero de nuestros protagonistas. Tenía una vida acomodada siendo director de la Escuela de Comunicación Social en la Universidad Católica de Andrés Bello, Caracas, Venezuela. Pero cuando llegó el chavismo a su país, su vida cambió radicalmente. En ese momento, desde su alma de periodista, se mantuvo crítico ante el gobierno chavista lo que se tradujo en problemas tanto en su vida personal como profesional. Tenía dos opciones o quedarse a “unos riesgos altísimos personales” o irse.

Max Römer Pieretti. Fuente: Youtube

A pesar de haber salido de su Caracas hace casi nueve años, Max Römer sigue añorando su país como el primer día que salió de él.

Con la misma intensidad, desde España, sigue luchando por los derechos civiles de sus compatriotas que siguen sufriendo hambre, escasez de medicinas y mueren en hospitales por falta de recursos.

Pedro Cañas García tiene 20 años y su sueño es convertirse en jinete algún día. Pero, a pesar de su juventud sabe de sobra que el camino para conseguirlo no va a ser nada fácil. Sus compañeros cuentan con su propio caballo y clases semanales personalizadas. Sin embargo, él a cambio de limpiar las cuadras, le dejan montar de vez en cuando. Lo que para muchos puede ser algo sacrificado para él es todo un regalo.

Pedro Cañas García. Fuente: Youtube

Manuel Tello Jorge es el claro ejemplo de a lo que miles de jóvenes se enfrentan cuando tratan de conseguir su sueño. Él durante su juventud no sabía lo que era salir un fin de semana como el resto de sus amigos. Él se dedicaba en cuerpo y alma a su pasión: El Fútbol.

Manuel Tello. Fuente: Youtube

El sacrificio que Manuel Tello tuvo que hacer durante años, desde que era simplemente un niño, al fin tuvo su recompensa. Pues consiguió compaginar unos estudios universitarios que le apasionaban y una carrera futbolística, a pesar de las muchas veces que se vio tentado a dirigir sus pasos hacia otro camino. Pero esto no sucedió porque Manuel tenía un plan: Mantenerse firme, mirar hacia adelante y cumplir sus sueños. Actualmente ha conseguido lo que tanto ansiaba: Un puesto en la universidad donde estudió y seguir vinculado al mundo del fútbol profesional.

Estas son solo algunas de las muchas personas que han tenido que cambiar de vida y adaptarse a las circunstancias, ya sea por cumplir sus sueños o por tener que abandonar otros por el camino. Date un respiro y mira en tu interior. Deja de exigirte, de perseguir utopías e intentar parecerte a los demás. Solo siendo tú mismo descubrirás cosas increíbles que no sabías ni que estaban, ni qué serías capaz de hacer tanto por ti como por los demás… ¿Ya has descubierto el héroe que hay en ti?