CONTAMINACIÓN DEL AIRE
La contaminación del aire es la acumulación en la atmósfera de sustancias, que en suficientes concentraciones, deterioran la salud humana o producen otros efectos indeseados en los seres vivientes y agresivos para el medio ambiente.
Las mayores emisiones de contaminantes se producen a causa de generación energética, quema de desechos sólidos, procesos industriales y especialmente la transportación.

Entre los más frecuentes contaminantes del aire podemos citar los siguientes: Monóxido de carbono, hidrocarburos, óxidos de nitrógeno, partículas sólidas, oxido de azufre, oxidantes fotoquímicos.
El humo es el contaminante que más afecta la salud humana en comparación con otros contaminantes.
Todos los tipos de humo reducen visibilidad e irritan el sistema respiratorio, los estudios han comprobado que el humo contribuye con el desarrollo de enfermedades de todo tipo. La contaminación del aire por oxidantes fotoquímicos produce irritación de los ojos, lagrimeo y causa severos daños a diferentes tipo de vegetación.
Los efectos de contaminación también incluyen aumento de tasa de mortalidad, especialmente entre las personas que sufren enfermedades coronarias y respiratorias.
Esta clase de contaminación causa daños mayormente al sistema respiratorio entero y a los ojos. Otro ejemplo de esta clase de contaminación es respirar el humo de cigarrillos y tabaco. Al respirar este humo se encuentran estos riesgos:
Estar 14 veces más expuesto a morir de cáncer de pulmón, garganta o boca.
Elevar 4 veces el riesgo de morir de cáncer de esófago.
Tener 2 veces más el riesgo de sufrir un ataque del corazón.
Tener 2 veces más el riesgo de morir de cáncer de vejiga.
La quema de basura, tanto en las áreas residenciales como en los vertederos municipales, agrava la situación aún más.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.