Nada es original, todo es un Remix — Tercera Parte

Y dijo Dios: “Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza” Genesis 1:26

o-ri-gi-na-li-dad — 1.- f. Actitud, comportamiento o acción originales (‖ que tienen carácter de novedad).

au-ten-ti-ci-dad — 1.- adj. coloq. Consecuente consigo mismo, que se muestra tal y como es. Es una persona muy auténtica.

Inicio

Alguna vez te has preguntado cómo surgieron las grandes ideas de la humanidad?, ¿cómo pasamos de usar lanzas de ónix a tener smartphones?, ¿de dónde vienen esas grandes ideas?, ¿qué condiciones tuvieron que darse para que fueran posibles?

Muchos aseguran que se trata de la Eureka, el momento de iluminación creativa en que un hombre es tocado por alguna deidad y, de repente, ¡pum!: la gran idea llega.

¿Habrá sido real la anécdota de Newton sentado bajo un árbol, admirando la caída de una manzana y descifrando con ello, nada más y nada menos, que la Teoría de la Gravedad? O, a tu criterio resulta más creíble la perseverancia de Tomás Alva Edison al decir: “no he fracasado, he encontrado 10 mil soluciones que no funcionan”

Desde mi punto de vista, la segunda opción está más aterrizada en la realidad. Creo, más bien, que los momentos de Eureka no llegan en segundos de inspiración, sino luego de un arduo trabajo y en periodos de incubación de mediano a largo plazo.

Recuerdo que en mis épocas de estudiante, cuando realizaba el MBA, un profesor argentino nos decía que ya todo estaba inventado. Confieso que pensé que el tipo estaba totalmente equivocado y que no tenía idea de lo que hablaba. Casi 10 años después interpreto sus palabras de manera distinta. Tenía razón…

Pablo Picasso lo aventuraba de la siguiente forma: “los buenos artistas copian, los grandes artistas roban”. Al analizar palabra por palabra, la frase parece poco ética. Pero veamos cómo ha funcionado el mundo a través de los años, bajo esta primicia.

Hace unos años buscando inspiración en www.ted.com, encontré este magnífico video de Kirby Ferguson; “Acepta el REMIX”. Ferguson explica con mucha claridad en este video que todo es un refrito de ideas previas.

Muchos autores y pensadores han hablado de este tema: Albert Einstein dijo que “el juego combinatorio parece ser la característica esencial en el pensamiento productivo”. Mark Twain comentó que “sustancialmente todas las ideas son de segunda mano, consciente e inconscientemente extraídas de un millón de fuentes externas”. Steve Jobs también dió su opinión acerca del tema y definió a la creatividad como “el arte de conectar cosas”

Steven Johnson tiene un libro muy interesante, “Where good ideas come from”, aquí te dejo un video TED donde habla del mismo tema.

Steven Johnson también dio luz a una mini serie documental de TV “How We Got to Now”, junto con la BBC.

Encontré también este corto animado “Alergia a la Originalidad” de Drew Christie, donde explica que la creatividad es “plagio, deuda literaria, apropiación, incorporación, recuento, reescritura, recapitulación, revisión, repetición, creación temática, retoma irónica, parodia, imitación, deuda estilística, pastiches, collages y ensamblajes deliberados”.

Hay un libro muy bonito, fáci de leer (te lo acabas en una tarde) de Austin Kleon, titulado; “Roba como un artista”. Todo el libro es dedicado a robar ideas o para que no suene a delito… a buscar inspiración.

En especial esta obra tiene dos frases que me llamaron la atención, la primera de William Ralph Inge que dice “¿Qué es originalidad? El plagio no detectado” y la segunda del escritor Wilson Mizner que dijo que “Si copiabas de un autor, era plagio, pero si copiabas de varios, era investigación”.

De hecho este ejercicio de “robo de ideas” lo aplico con mucho éxito en la vida real, con mis clientes. Cada vez que hacemos un Design Sprint y tenemos que generar ideas de solución (brainstorming), siempre damos un espacio de 30 a 60 minutos a buscar ideas análogas de inspiración (principalmente de industrias que no tengan relación con ese proyecto en específico en el que se está trabajando), para después aplicarlas a nuestro proyecto.

Antes de nosotros, existieron garandes mujeres y hombres que se adelantaron y nos hicieron parte de la tarea, no reinventes la rueda, empieza a partir de la rueda.

Cuando uno elige llevar una vida creativa, existe por ahí una etapa de la incubación de la idea donde regularmente nos salta una pregunta al aire ¿realmente estoy haciendo algo nuevo?. Les soy sincero, personalmente en esta etapa muchas veces tiro la toalla, este es una gran filtro para crear o abandonar.

Como hemos visto a lo largo de este artículo, la mayoría de las cosas ya están hechas, pero como dice Liz Gilbert, “pero no por tí”. Cuando leí esta frase comprendí que buscar la originalidad era una búsqueda en vano, que lo que realmente debiera buscar es la autenticidad, es ese sello propio, único, que te hace diferente. Tal vez haya 100,000 mil excelentes libros de negocio antes de que saque el propio, pero lo que es inigualable es cómo lo escribo, en qué circunstancias, la pasión con la que lo narre, etc., etc. Recuerda que dicen por ahí que ninguna copia es perfecta.

Illustración tomada del video “Allergy To Originality: A New York Times Op-Doc”

Así que olvida la originalidad, busca ser auténtico. Roba y copia, pero no plagies, es decir, honra a quien te inspiró, cítalo si puedes. Recuerda todo es un REMIX,

Espero que este artículo te ayude a continuar creando, si ves útil este post, ¡COMPÁRTELO!

Pd. La cita bíblica al inicio del artículo es referencia a que, hasta la religión dice que somos la copia de alguien más.