Maximizando mi práctica

En múltiples ocaciones me han preguntado «¿que puedo practicar para tocar x o y cosa?» siempre contesto lo mismo «cada cual tiene distintas necesidades y metas con su isntrumento».

Ciertamente el tiempo de práctica frente a un instrumento es muy personal y distinto para cada uno y aveces pudiera convertirse monótono si ignoramos el proceso creativo. No obstante existen puntos básicos que nos pueden ayudar a maximizar y organizar nuestra rutina de práctica diaria.

Aquí comparto varias ideas, rutinas y pensamientos desde mi punto de vista como pianista.


1.Calentamiento-Pensemos en la practica como nuestra visita diaria al gimnasio, sería muy peligroso llegar al gimnasio a levantar peso sin haber calentado nuestros músculos anteriormente. Es parecido a nuestra rutina de «cardio». Los minutos de calentamiento pueden variar de persona a persona, en lo personal me gusta calentar con un ejercicio básico en el teclado los minutos que sea necesario. Importante trabajar desde una velocidad lenta y poco a poco llevarlo a una velocidad rápida.

R.H(1,2,3,4,5,4,3,2,1)

L.H.(5,4,3,2,1,2,3,4,5)

2. Escalas mayores-Claramente podríamos (deberíamos) incluir todo tipo de escalas pero en esta ocasión me limitaré a la escala mayor. Me gusta practicar las mayores en el orden de quintas (C,G,D,A etc.) con las siguientes figuras rítmicas ascendiendo y descendiendo con ambas manos. Metrónomo en 65, Negra (una octava), Negra a tresillo (tres octavas), Corchea (dos octavas), Corchea a tresillo (tres octavas), semicorchea (cuatro octavas). La idea detrás de este ejercicio es en primer lugar aprender y dominar las escalas mayores, en segundo lugar nos da un dominio rítmico y de cambio constante sin detenernos a pensar como se ejecuta la próxima figura rítmica. En tercer lugar vamos fortaleciendo la memoria muscular en distintas posiciones del teclado. Luego de dominarlo subimos el metrónomo 2 BPM y comenzamos desde el principio. Al final anotas en que BPM tuviste conflicto, así mantenemos un récord y lo trabajamos en la próxima sesión.

3. Acordes, acordes y mas acordes. Trabajar los acordes en distintas posiciones del teclado es de mucha importancia para dominar en cualquier tonalidad. Comencemos en Do con un acorde y trabajemos cromático hacia arriba y hacia abajo (C,C#,C,B,C,C#,D,Db,C,B,Bb etc). Podemos trabaja por cualidad de acordes es decir, triadas, septima major, novena, dominantes etc etc. hasta lograr cada uno de los acordes en todas las tonalidades. Eventualmente vamos desarrollando una paleta de colores y sonidos que forman parte de nuestra identidad musical.

4. Lo ultimo que me gusta trabajar es la improvisación. No solo limitarme a la improvisación en el jazz mas bien explora con progresiones, acordes, melodías y escalas. Este es el momento de hacer arte y desconectarnos de «lo tecnico».


Estos puntos son solo guías, cada cual modifica de acuerdo a sus metas musicales. Hay muchas cosas que podemos añadir a nuestra practica diaria tal como repertorio, lectura, Hanon y mucho mas. Pero lo mas importante es hacer de nuestra practica un momento de creatividad y honestidad frente a nuestras debilidades musicales.

Feliz 2016 y que traiga salud, bendición y mucha música.

-Marcos Sánchez

Show your support

Clapping shows how much you appreciated Marcos Sanchez’s story.