Expedientes X: el lenguaje inclusivo que excluye y discrimina

Hay personas de habla hispana que hoy se levantan a la mañana y escriben en sus pantallas: ¡Buen día amigxs!. Luchan con sus cerebros y con el autocorrector que insiste como nunca que eso está mal. Pero la sonrisa nadie se las saca de la boca, esa sensación de estar haciendo algo por el futuro de las generaciones, por un mundo mejor, un mundo más inclusivo. Casi la misma sensación cuando con mucho esfuerzo le das 👍 a ese post para que una niña pobre y hambrienta en algún país africano que nunca escuchaste nombrar se recupere de su cáncer.

Pero ¿se dan cuenta que discriminan y excluyen a mucha gente?

Verás que al escribir esto, hoy me levanté con ganas de ganar nuevos amigos (¿amigxs? ¿amiges? ¿amigues? ¿amig*s? ¿amig@s? ¿amigos/as? ¿amigos y amigas?) así que aquí va mi análisis; los comentarios están abiertos abajo de todo si ya tenés necesidades de insultarme antes de seguir leyendo.

Mucha gente, en la que me incluyo, no toma en serio un reclamo tal vez válido de científicos escribiendo así sin necesidad. ¿Cumplen su objetivo de comunicar una aparente injusticia? 🤔

Pero la Real Academia Española…

No, no vengo acá a decir que la RAE (Real Academia Española) está en contra de lo que hoy se conoce como “lenguaje inclusivo (sic)”, desde el uso de “todos y todas”, hasta el “todxs”; ni vengo a horrorizarme porque “deforman el idioma”. Estoy de acuerdo: lo que diga una entidad que empieza con el nombre “Real” no me da mucha confianza y también es verdad que el lenguaje es vivo y puede cambiar.

Hey taller legal, ¿la RAE genera polémica? ¿INADI? Increíble que a alguien le pueda parecer discriminación decir “los chicos son buenos” y no “las personas son buenas”

No me molesta que el lenguaje cambie. Incluso siempre me han interesados los cambios del lenguaje, tanto ortográficos como léxicos; he seguido con cierta curiosidad cambios que se han planteado en los últimos 15 años. Pero hay muchas razones para definir que esto no parece ser uno de esos casos donde la sociedad por cambios tecnológicos, culturales o sociales, está deformando el lenguaje.

Para desobedecer a la RAE con altura, hay que tener fundamento y aguantarse con espalda lo que hacés. Un buen ejemplo lo dio el escritor Hernán Casciari cuando desobedece las reglas del uso de tildes para forzar la lectura en tonos verbales rioplatenses como en “disculpáme”. Te puede gustar o no, pero está fundamentado y tiene reglas muy claras, no es “cómo quieras”. No cumple esto el mal llamado lenguaje inclusivo que ni siquiera armaron su propia academia. Les sugiero un nombre: La Irreal Academia del Español Inclusivx (IAEI).

Por cierto, esto es una tendencia mundial que acompaña a esta etapa de la sociedad donde hay cosas buenas (entre ellas la igualdad de derechos) y una serie de cosas sin fundamento y en estilo “a mi me parece que” que parecen que son contagiosas, desde los emojis inclusivos (aunque eran amarillos sin género ni raza) hasta este tema de los idiomas. En Francia también tienen discusiones parecidas que puso los pelos de punta al gobierno y a las academias del idioma francés los que definen al idioma inclusivo como una aberración peligro mortal para la lengua.

Pero el Español y la RAE son feministas

Ya con leer el título, a alguno que otro, le está dando una comezón en los dedos que no se aguanta no ir a comentarme algo. Pero pensemos por un minuto, ¿tiene el español una forma de especificar sin ambigüedad un colectivo de género varón? No. Si digo “los escritores”, “los periodistas”, “los alumnos” no se puede sobreentender que hablo de varones. Sin embargo, si digo: “las escritoras”, “las periodistas”, “las alumnas” queda claro que el colectivo es de género femenimo. Ergo, el español es feminista, sólo permite la definición en plural de colectivos femeninos #chicana 😀.

La Universidad de Granada lanzó “la calendaria”, un calendario feminista donde los meses terminan en “A”. Claramente no es serio y es una exageración para llamar la atención.

Es el idioma de los jóvenes

Varios me dijeron que hoy los chicos hablan así, que somos nosotros −los viejos− que no queremos el cambio, que es un problema generacional. Estoy de acuerdo que las nuevas generaciones tienen otra idea de la perspectica de género y eso ayudará a una sociedad mejor.

Estoy de acuerdo pero ¿qué tan buen alumno o alumna sos escribiendo así? ¿Es buen alumnx o buenx alumnx?

Pero no estoy de acuerdo que estas formas de escritura vengan de los jóvenes, de hecho están inventadas por gente de mi generación de cierta rama política y es posible que haya penetrado en los jóvenes en ciertos ámbitos un poco más politizados. Pero es mentira que los jóvenes hablan así. Muchos jóvenes no hablan así, y citando una joven adolescente a la que le pregunté recientemente piensa que quienes hablan así son “patéticos”. Se está generando una grieta importante en este tema con los jóvenes. Y los docentes y padres que lo alientan son un poco responsables de eso. No están generando una mejor sociedad.

Ni siquiera es algo que todas las mujeres estén de acuerdo; ni siquiera todas las feministas. Muchas mujeres con las que hablé de esto también consideran de mal gusto, patético y sin fundamento a los que hablan así, aún quienes abogan por la igualdad de derechos y oportunidades para todos.

¿Es el español no inclusivo?

Hace unas semanas di un curso en una empresa para seis alumnos. Me había sorprendido que la mitad del grupo eran mujeres porque no es común esa proporción en el mundo de la programación, así que hablé con las tres alumnas sobre el idioma inclusivo. ¡¡Esperá, esperá!! ¿Te pareció que dije algo mal? Porque para el mundo inclusivo, tendrían que ser seis mujeres. ¿Son 3 o son 6 mujeres?

No trabajo en las llamadas ciencias “blandas” así que yo prefiero callar y leer a los que saben en aspectos sociales. Pero no pude encontrar por ahora una sola investigación seria sobre los efectos nocivos y desiguales en la sociedad por el uso de reglas del Español que por hechos históricos se dieron de cierta manera. Por ahora las premisas me suenan más a charlatanería de libro de horóscopo que a una investigación seria. Pero estoy abierto a que alguien me sugiera algún informe serio al respecto. Incluso se dice muchas veces que esto es propio del idioma español, pero las desigualdades se ven igual en las sociedades de habla inglesa o francesa donde el problema no existe en esta medida.

Pero igual voy a suponer en el resto del artículo que las premisas son verdades y que por culpa de decir “todos los alumnos”, las alumnas mujeres o los alumnos de géneros no binarios se sintieron discriminados desde hace siglos y eso generó, entre otras causas, una sociedad desigual.

Una minoría de la sociedad autoidentificada como en apoyo al feminismo, la cual tiene mucho parlante y grito, a partir de estas premisas esbozó una serie de ideas sin hilo conductor para arreglar el problema y generar un mundo mejor. Según lo que estuve viendo en los últimos meses, la mayoría de la sociedad desconoce absolutamente qué está pasando acá y cree que una pancarta que dice “Apoyemos a los docentxs” simplemente tiene un error tipográfico. Cuando le explicás de qué se trata te dicen: “están mal de la cabeza”.

A pesar que hay formas de ser inclusivo que no implique cambios en las reglas. Basta con ver el informe en PDF del lenguaje Inclusivo en el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires para la redacción de normas, el que deberían leer funcionarios y docentes por cierto. El problema existe en otros lenguajes, por ejemplo en el inglés; mi primer libro publicado en inglés habla mucho del usuario y cuando hablo del usuario puedo usar “he” (él) o “she” (ella) y utilicé un 80% el she como para marcar un poco la disparidad de género que suele haber en el ambiente tecnológico. Me pareció una forma de ser inclusivo.

El tetazo sin tetas, los floggers sin peinado

Tribus Urbanas: hay que agregar los del lenguaje inclusivo. Imagen de https://www.esme.es/tribu-urbana/

Entiendo que mucha gente tenga necesidad de sentirse parte de algo más grande, de una comunidad. Entiendo también la idea de molestar. Entiendo que campañas como el tetazo lo que hacen es meter el dedo en la llaga para molestar a cierta parte de la sociedad, llamar la atención, generar prensa, etc. Entiendo que para aquellos que escriben con x como vocal (¿equisadores?) que alguien se moleste es como un guiño al corazón. Sienten que es un detector de patriarcas desalmados que seguro además son oligarcas (y de paso macristas) y que al ofenderse esa persona, el pueblo sumó un centavo en una billetera de criptomonedas de una sociedad mejor.

Pero sólo están generando una sociedad con más grieta, que los lee y los escucha menos que antes. Si mandás un Whatsapp al grupo de mamis y papis del jardín con un “están todxs bienvenidxs al cumple” no hay ninguna necesidad de demostrar que pertenecés a cierto grupo político ni social, ni hay necesidad de enojar a patriarcas, ni hay necesidad de sentirte mejor persona que los demás al hacerlo, ni hay necesidad de darle un guiño a las mamis y papis que también escriben así, ni hay necesidad de demostrar tu posición en la despenalización del aborto. Sólo hay necesidad de invitar a todos al cumpleaños de tu hijo o hija. Y la idea era no discriminar, ¿no? La idea era aceptar la diversidad, ¿no? Bueno, hoy muchas mamis y papis que leen esos mensajes se sienten discriminados en un ámbito que nada tiene que ver con una discusión filosófica.

Por lo tanto para mí quienes escriben así en público no son más que personas que les gustaría llamar la atención en un tetazo pero no se animan. Desde afuera sólo se ven como una tribu urbana. Como los punks y los floggers, ahora están los “inclusivox”, aquellos que quieren demostrar rebeldía ante la sociedad haciendo algo distinto, algo llamativo.

La peor parte que hablando con algunas personas del clan inclusivo, ellos creen que todo el mundo habla como ellos y entiende el tema y lejos estamos de estar a ese nivel. Incluso me han dicho que yo soy el renegado por no querer entender que todos hablan así. Muy por el contrario, ¡es un extrema minoría quien lo hace! Y es muy fácil hacerles “pisar el palito”, cuando se ponen nerviosos en una discusión, dejan de usar la “x” o la “e” inmediatamente y se enojan si se los hacés notar.

No estás comunicando

¿Cuánta gente vio este cartel y no procesó qué decía la primera línea? ¿Comunicaste bien?

¿Para qué existe un idioma? Para comunicar. A mi me parece bien que si ambas partes están de acuerdo en hablar de cierta manera lo hagan sin problema. No me molesta en absoluto que dos personas (o muchas en un grupo cerrado) escriban con x, con e, con caracteres cirílicos, en kinglon, en idioma emoji o en jeringoso mientras todos estén de acuerdo. Cada uno escribe como quiere o puede. El problema viene cuando uno quiere comunicar algo a un grupo amplio de personas, digamos por ejemplo, la sociedad argentina.

Pero escribir un artículo, un tweet, una pancarta en una marcha, un discurso en el Congreso, una ley, un fallo judicial requiere que esté claro qué reglas se usan para la comunicación. El objetivo de estas cosas es comunicar y si hablamos en otro idioma o jerga del destinatario del mensaje, no comunicamos. Y siendo decirles: no están comunicando más que a su propio grupo minoritario. Algunas cosas se entienden, otras no por ambigüedad. Y conozco mucha gente, a veces hasta me incluyo, que al ver muchas de estas palabras con x dejo de leer.

Por el momento, la República Argentina adhiere al lenguaje español. Si bien es verdad que no está escrito en ninguna ley, es lo que ocurre de facto. Hay organizaciones locales que abogan por dejar en claro las diferencias culturales argentinas, como la Academia Argentina de Letras, entre otras. Algunos dirán: “pero esas academias fueron creadas y son manejadas sólo por varones” por lo tanto no sirven. Bueno, no se si por obligación o no, hoy su web muestra muchas mujeres en las fotos de grupo de la Academia. Igual es un argumento falaz porque lamentablemente en la cultura occidental la mayoría de las cosas que usamos y hacemos hoy fueron generadas o dirigidas por varones y no por eso las estamos poniendo en duda.

Por qué la equis es una pésima idea

Voy a seguir suponiendo que se hubiera demostrado que español no es inclusivo y que necesitamos un cambio. ¿Por qué una equis como vocal? ¿Cómo se lee “lxs maestrxs”?

Alguno me ha dicho: “se lee como quieras mientras seas inclusivo”. ¿Y cómo es eso? Algunos dicen “los maestros”, otros dicen “les maestres”, otros dicen “los maestros y maestras”, otros “los maestros y las maestras”. O sea, que es la x como vocal es una especie de palabra zipeada (comprimida en un archivo), cuando la leés hay que deszipearla y encima hay varios descompresores que te dan algo distinto. Las abreviaturas sólo se expanden, aquí la equis tiene algoritmos complejos.

Las palabras que terminan en consonante complican la x, ¿qué hacemos con mentor, juez, profesor?

Como me interesa entender los cambios que proponen muchas veces pregunté en redes sociales a quienes lo usaban. Generalmente la respuesta era un insulto y un “es que sos un patriarca y querés mantener tus beneficios”.

Supongamos que soy un patriarca, oligarca, antiabortista y macrista también. Eso no cambia que lo que llaman lenguaje inclusivo tenga que tener ciertas reglas. Y respecto a los beneficios, lo estuve pensando y creo que tienen razón.

La primera razón por lo que estoy en contra del uso de la equis es porque me siento un defensor de la X, quiero mantener el beneficio de poseer uno de los pocos nombres que la usan 😜. Me siento privilegiado por tener un nombre con una letra que pocos tienen, casi como un X-Men.

Ahora seguro vas a ir a ver cuál es mi nombre; andá, te espero

Es culpa de Scully y Mulder

Algunos dicen que Argentina tuvo su sistema de investigación a lo X-Files real

En la serie X Files (Los expedientes secretos X) se utiliza una lógica parecida a la usada por esta tribu urbana. Como la x se usa poco en el idioma español, la idea es usarla como comodín. En la serie de TV, el FBI guarda los archivos en papel de los casos por letra; como la X casi no se usaba (¿qué nombre empieza con X?), el FBI ponía ahí los casos raros y paranormales que no tenían resolución (Unsolved, pero el cajón de la U no tenía mucho lugar libre). Esos casos eran los que luego investigaban el dúo Scully-Mulder.

No cumple con la primera regla del español

Ahora volviendo al mundo de la seriedad, la equis no es una vocal. Alguno me han dicho que los números romanos usan la equis y nadie se quejó. Es un claro ejemplo de cambio de contexto, cuando ves un número romano, si sabés qué es lo identificás: siglo XX se lee como “siglo veinte” por alguien que entiende números romanos. ¿Y si no lo entiende? “dice siglo equis equis” y no entendió. Eso pasa con muchos que leen “chicxs”; sinceramente no entienden que hubo un cambio de contexto.

El español tiene la particularidad de ser un idioma que ante una palabra podés saber exactamente cómo se pronuncia. No hay duda. Eso no pasa en todos los idiomas: John y Sean en inglés no hay forma de saber que suenan casi idénticos si alguien no te lo dijo antes.

También me han dicho que la equis se usa para decir “por”, por ejemplo: “Todos x la selección” como una manera de justificar por ósmosis. Si ellos pueden, yo también. Para empezar, en ese caso no se usa una equis sino el símbolo de multiplicar × (que se lee “por” en ciertas circunstancias) pero por su parecido muchas veces se usa la equis. Y no es algo del español sino de forma universal a muchos lenguajes, por ejemplo el inglés.

La X es no inclusiva, es eXclusiva

La equis primero discrimina a los que no siguen esta tribu urbana, para empezar a hablar. A veces, algunas palabras por contexto y porque somos seres inteligentes podemos detectarla, como esos juegos de Facebook para que te “sientas un genio” o con un cerebro extraordinario (¿te creés esas cosas?).

Muchos “genios” pueden leer esto; lo mismo te cuesta leer con x

Pero eso no quita primero que tardes más en procesarlo. Si me das El Quijote en lenguaje inclusivo, te aseguro que me va a costar más tiempo leerlo y voy a querer abandonarlo más rápido. Porque me molesta, mi cerebro está cableado con otras palabras. Lleva tiempo acostumbrarse a un cambio tan radical.

Pero realmente discrimina a personas con algunas discapacidades. Parte de los cursos que dicto cubren los temas de accesibilidad. ¿Sabías cómo las personas con discapacidades visuales -no videntes y con visión dismuída- usan el celular o leen una página web? Se usa software o servicios del sistema operativo (como Voice Over en iPhone) que entre otras cosas leen la página. ¿Cómo lee el lenguaje inclusivox? Mal, no se entiende y quedan frases como “los a-ele-u-eme-ene-equis-ese son estudiosos” porque el sistema de reconocimiento entiende que se trata de una sigla y no una palabra de diccionario.

La traducción al inglés es nula; esto aplica hoy en redes sociales cuando tus contactos hablan otro idioma. Los estás discriminando. Google translate cree que las equis son letras “a” y te equivocaste cuando traduce

¿Qué pasa con los extranjeros y con quienes quieren leer español sin saberlo? ¿Cómo traducen los software, navegadores y redes sociales que abogan por reducir las diferencias culturales? No traducen tu mensaje. Así que de inclusivo no tiene mucho el lenguaje con equis de vocal.

Ahora imaginate esta exclusión impulsada por el Estado por algún community manager que lo hizo a ver si suma alguna simpatía más.

Cuando el Estado se quiere sumar a la tribu urbana en Twitter

La X es un símbolo negativo

¿En serio quieren usar un símbolo que siempre está asociado a lo negativo con algo que en teoría es inclusivo? La X o símbolos similares siempre se han usado en la cultura occidental para lo negativo.

La X es siempre enemiga de los valores inclusivos

Si nos preguntan algo y las respuestas son Sí o No, suelen identificarse con ✔️ y ╳; la X es señal de tachar algo y en las señales de tránsito la X es terminantemente prohibido.

Por último suele ser señal de censura, como la anterior imagen donde a la ex-presidente (más sobre por qué no puse presidenta, a continuación) le cruzaron una equis en la boca. No me parece que esté cerca de los valores que se tratan de representar con un lenguaje inclusive.

Y si no es la equis, ¿qué usamos?

Como a muchos la equis no les cierra (como a mí) pero creen todavía en los fundamentos de las premisas antes mencionadas, comenzó la búsqueda de una alternativa que cumpla más con la

De acuerdo al análisis de Wikipedia las alternativas hoy en uso son:

  • La e como vocal genérica: todes les alumnes
  • La @ como caracter que parece tener una a y una o al mismo tiempo: tod@s l@s alumn@s
  • El asterisco * como comodín: tod*s l*s alumn*s (algo que he visto muy poco, salvo en programación)
  • El uso de o/a, esto es el modo más clásico: todos/as los/as alumnos/as pero muchos critican que “hay que escribir mucho”

En la lista de cosas posibles yo agregaría el caracter ꜵ, un grafoma usado en el idioma irlandés y escandinavo que es una ligadura de la o y la a. todꜵs lꜵs alumnꜵs. ¿Horrible? Si, igual que muchas de las otras alternativas. También existe el æ.

Saliendo del mundo binario

El principal problema del uso de la @ (y del caracter ꜵ) es que ambos dan como posibles valores a (en teoría para la mujer) u o (en teoría para el hombre) algo muy binario. Vi gente diciendo que si ponés alumn@ dejás fuera a las personas trans. Si bien no veo la relación entre una cosa y otra, estoy de acuerdo que el género debería ser totalmente irrelevante. Si buscamos un caracter que represente diversidad, entonces usemos ◼️. Un caracter que tiene tantas diversas opciones que termina quedando todo pintado de negro: tod◼️s l◼️s alumn◼️s.

Incluso en contra del uso de la @ he visto críticas donde se dice que la “a” representación femenina, está encerrada por la “o” representación masculina, lo que no es más que la continuación del patriarcado. Si, hay gente haciendo esos análisis.

Llegamos al período de la eización

Y llegamos a la letra “e” que es la que viene ganando más adeptos últimamente en la tribu urbana. En lugar de usar las vocales de género al terminar una palabra, se reemplazan con “e”. Ok, te lo acepto más que la equis. ¿Cuál es el problema (además que suena a catalán o francés y la gente te mira como si fueras extranjere)? No le pusieron reglas. Cada uno lo usa como se le ocurre o cree y cuando consultás o le mostrás cómo lo usan los otros: “sos un patriarca”.

He visto mujeres usándolo en palabras sin género, como “es mi cumpleañes”, lo he visto quienes te dicen que sólo se usa en plural “el maestro y les alumnes”, quienes lo usan en singular “alumno”, quienes lo usan en el sujeto sustantivo y no en el artículo “los empleades” y así.

Aquí me invitaron a una charla de “Machismo geek”, bienvenides me dice, lo cual me da la idea que esta persona no habla español sino la jerga llamada inclusiva, ok. Entonces, ¿cuándo me dice “tus alumnos”, se refiere sólo a los de género masculino? Si fuera español es claro que son todos mis alumnos, más allá de género o interés sexual, pero acá no me queda claro. No puede no quedar claro.

Tanto que usaste presidenta y estaba mal

Cuando Cristina Fernandez (agregar de Kirchner sería muy patriarcal) asumió como presidente de la República Argentina empezó un debate pre lenguaje inclusivo: ¿es presidente o presidenta? Originalmente la RAE dijo que es presidente pero luego aceptó la variante presidenta. Entonces la e representaba a un varón también.

Pero ahora la e es genérica, entonces presidente está bien para denotar tanto varón como mujer, ¿no? Hay que dejar de decir presidentes y presidentas; o jefes y jefas porque jefes es con “e” y es genérico. ¿O tampoco? ¿O depende? ¿De qué depende? ¿de la presión atmosférica? Porque no parece tener lógica esto.

¿Y esa persona cis-hombre periodista y dentista?

Es interesante ver qué hacemos con algunos sustantivos que para todo género terminaban en “a”, como persona, periodista y dentista y cuyo plural nunca denotó mujeres: “las personas”, “los periodistas”, “los dentistas”.

Qué matriarcal resultó el español con periodistas y dentistas. ¿estas palabras se cambian entonces? ¿Es persones, periodistes y dentistes? Si la respuesta es negativa, entonces no estabas buscando inclusión e igualdad de género en el idioma.

Preguntas sin respuesta

Hay decenas de preguntas sin respuesta y cada uno de la tribu urbana hace lo que se le ocurre. Intenté preguntarles a varios y analizar cómo escriben. Cada uno usa sus propias reglas, a veces mezclan e y x en la misma frase, a veces cambian todos los plurales y no los singulares, a veces los adjetivos si y a veces no.

Imaginemos la frase: “Los acusados y sus hijos fueron sorprendidos por los anticuados jueces y un astuto periodista”.

¿Cómo la escribimos en este pseudo lenguaje?

  • Se cambian sólo los sustantivos plural: acusades, hijes. Jueces ya está con “e”
  • Si hubiera sido un juez, ¿qué hacemos? ¿le juece? ¿le juez? ¿el juez o jueza? ¿el juez o la jueza?
  • Se cambian todo los sustantivos: acusades, hijes, periodiste
  • Se cambian todos los sustantivos menos los que terminan a y si el español dice que terminaba en e, se expande: acusades, hijes, periodista, jueces y juezas.
  • Se cambian artículos y adjetivos, menos los que terminan a y si el español dice que terminaba en e, se expande: “Les acusades y sus hijes fueron sorprendides por les anticuades jueces y juezas y une astute periodista”.

Le mer estebe serene, serene estebe le mer

¿Nos damos cuenta lo ridículo que suenan todas estas variantes y que cada uno hoy de esta tribu esté usando una forma distinta?

Que suene feo no es el peor de los problemas, con el tiempo nos acostumbramos. Si nos acostumbramos a usar desodorante Rexona (¿te acordás que se llamaba Rexina?), nos acostumbramos a cualquier pero primero tiene que haber reglas mínimas y todos usar las mismas, si se atreven.

Rexina un día nos abandonó y se cambió por Rexona; pero costó mucho dinero en publicidad que nos acostumbremos

La inclusión a veces es sólo para los desposeídos

Pobres músicos y funcionarios; no se merecen una tilde, menos una e como los maestros

Algo que empecé a vislumbrar siguiendo este tema es que el uso de la eización o incluso la equis suele asociarse más a ciertos colectivos, en principio vulnerables. Por ejemplo: chicos, jóvenes, alumnos, docentes, científicos y se usan poco o incluso no se usan en la misma frase en colectivos supuestamente menos vulnerables en la sociedad, como: empresarios, funcionarios, políticos, asesinos, etc.

Acá faltan tildes pero fueron detenidos docentes, pero una vez fue con x y la otra con o 🤷🏻‍♂️

Las personas (¿persones?) que hacen uso de esta diferencia no están buscando igualdad de género o inclusión, sólo están plantando banderas políticas cuando hablan de otras cosas que nada tienen que ver con eso. Aplican lo que consideran un premio −la inclusión− a aquellos colectivos que son de su agrado. Son los floggers con el flequillo tapando los ojos, o las feministas extremas “en tetas” donde no importa lo que digan o hagan, lo que llama la atención son sólo esas actitudes rebeldes.

Ranking de Variantes inclusivas (sic)

1- Lxs alumnxs (Pésimo, parece Klingon y el 90% de la población lo pasa como error de tipeo, nadie lo entiende, la x no se puede pronunciar en ese contexto y es símbolo siempre de censura) 
2- Les alumnes (Muy malo, parece catalán, además están los que dicen que la e también es masculino: presidente, presidenta, ¿en qué quedamos?)
3- L@s alumn@s (Malo, encima la “o” oprime a la “a”, machismo y están los que dicen que x incluye a los que no tienen género, cómo si importara−no, no importa)
4- Los/as alumnos/as (Regular, pero hay un orden a discutir)
5- Los alumnos y alumnas (Bien, pero igual dice “los” así que hay quejas)
6- Los alumnos y las alumnas (Ok, pero ¿por qué no al revés?)
7- Las alumnas y los alumnos (Aceptable)
8- Las alumnas (Volvimos a malo, ¿en serio te parece que se entiende el plural femenino como inclusivo de género?)
9- El alumnado (Muy bueno, no lleva género, pero siempre está el que se queja de “el” o el que dice que es muy formal)
10- Los alumnos (La versión del español, no requiere explicación)

El lenguaje exclusivo

Por lo expuesto acá creo que la sociedad mayoritaria no está todavía convencida que el lenguaje español sea no inclusivo. Escribir con x no es lenguaje inclusivo sino exclusivo, sólo lo habla una minoría que se cree élite y no logra comunicar o traspasar a la mayoría con sus mensajes y además discrimina a extranjeros y discapacitados que no pueden recibir sus mensajes.

Por libertades individuales que cada uno hable como quiera pero entiendan que en comunicación institucional y abierta a la comunidad se requiere trabajar sobre las mismas reglas de comunicación y si quieren cambiarlas está bien proponerlas democráticamente en un debate en las instituciones correspondientes, no imponerlo a la fuerza y con mentiras. Si tenés una responsabilidad social, como docente, no impongas tus creencias personales que no fueron validadas por las instituciones.

Si yo les digo en mi clase: “buen día alumnos” no tengo intención de estar excluyendo a las mujeres, ni a los o las trans ni a los que no tengan género. Y estos colectivos −salvo quienes participan de la tribu−entienden que estoy hablando del 100% de los que están allí en condución de alumnado.

Si alguien en su clase online pone “buen día alumnxs” está excluyendo y discriminando a los que no hablan esta jerga ni saben qué existe, a quienes saben de qué hablas pero no les gusta y suelen no tomar en serio a la persona o al mensaje, y a las personas extranjeras y con discapacidades visuales a quienes les costará traducir y entender lo que ocurre en esa comunicación.

Una escuela (la cooperadora) envía a sus alumnos esta ficha de inscripción. ALUMNE dice en mayúsculas. Acepto los errores de wasapps y de falta de una coma en la redacción porque eso es sin intención, pero el error de Alumne fue con intención; intención de desviar la atención de lo que es importante: inscribir a un alumno o alumna en la cooperadora.

Hay padres enseñando a sus hijos que así se habla, lo cual no está mal dentro de ese ámbito si entienden que el resto de los padres no hace lo mismo y eso generará un choque en la sociedad en algún momento. Hay incluso maestros que no cumplen con su responsabilidad y enseñan esto en las escuelas. Mientras las instituciones democráticas no determinen que esto debe darse en las escuelas (hablo de escribir con “e” o “x”, no de discutir los problemas de género), los maestros deben abstenerse de enseñar esto en las escuelas como algunos hacen. Incluso he visto maestros mintiendo en reuniones de padres donde les avisaron que “esto estaba ya reglamentado”.

El uso de la eización es un poco más aceptable que la equis pero requiere que establezcan reglas claras si quieren que la sociedad lo acepte como forma válida de hablar y comunicarse. Por ahora sólo excluye, genera una grieta y bullying (burlas) entre quienes hablan y no hablan esta jerga.

PD: Lo que tuve que luchar contra el autocorrector escribiendo este artículo merece ser considerado trabajo insalubre.