Se nos fue.

Se dice fácil, pero si estuvo bueno.

A todos en esta época nos da por hacer un recuento de todo lo que pasó o no pasó durante el año; los viajes que hicimos, las personas que conocimos, las dietas que no seguimos y en general las cosas que nos han cambiado a lo que somos hoy.

El último año fue uno increíble para mi; lleno de cambios y cosas nuevas que me hicieron crecer y aprender muchísimo.

Pero hoy toca agradecerles a las personas que estuvieron en él.

Porque sin ustedes nada tendría sentido y nada me sabría igual.

No está fácil pero ahí va.

Gracias al deber adorado: a mi mamá. Por ser mi roca, por hacerme ver las cosas cuando lo necesito y por estar, incondicionalmente. Ma, me fascina verte cumplir las metas y sueños, me encanta lo fácil que vas por la vida y lo intramuscular que puedes volver todo. Gracias también por llevarme a Cuba. A mi papá, por enseñarme que no aprecias lo que tienes cerquita hasta que se te va a kilómetros de distancia. Gracias por todo siempre, admiro tu capacidad de convertir cualquier conversación en carcajadas y tu sazón para cocinar (de verdad). A Migue que me has enseñado que cada quien está a su manera y que si hay algo a lo que aspirar en la vida, es a ser siempre agradecido.

A Gaby por el gusto me da verte sobre un escenario y lo orgullosa que me haces sentir. El próximo año te esperan cosas increíbles y no puedo esperar para verte vivirlas. A mis hermanos, Andy e Ian, porque aunque me hacen sentir vieja me recuerdan las pequeñas cositas de la vida que valen la pena.

A mis abuelos, Fela, Rosa y Jorge. Porque nada me da más paz que estar con ustedes y porque nunca dejo de aprenderles. Espero un día ser aunque sea un poquito de lo que son ustedes.

Gracias al Güeno. A Lara por la sinceridad y las palabras de apoyo siempre, eres de las personas más centradas que conozco y me da más que orgullo ser tu amiga. A Karlita porque irradias alegría donde quiera que estés y porque no hay muchas personas que se preocupen de esa manera por la gente que quieren. A Mony porque estuviste ahí para escucharme y me ayudaste más de lo que te imaginas; me encanta verte feliz y cumpliendo milestones. A mi Jime porque nos entendemos, porque me encanta tu manera de ver la vida y porque admiro lo fuerte que eres (en todos los sentidos). A Tania por el gusto que te da la vida, por las risas en Amsterdam y por enseñarme Barcelona. A Valerita por estar a su manera, por las risas interminables y por ser mi complice este verano. Gracias totales niñas.

!Por todos estos años y los que nos faltan!

A Mars, Beli, Romy, Xime, Rochel, Dany y Angel. Porque aunque los veo una vez al año, sigo riendo como el primer semestre en la ibero y los amo por eso. Fue un año lleno de retos para muchos de nosotros y estoy feliz de vernos crecer y aprender de la vida, aunque a veces sea a la fuerza.

A Pame, porque siempre da gusto ver a una buena amiga y porque, de nuevo, nunca aprecias lo que tienes cerquita hasta que se te va a otro continente. Gracias por recibirme, por enseñarme tu ciudad increíble y por hacer que me enamorara de Paris.

Gracias a Sebas, porque sin saberlo eres uno de mis mayores ejemplos a seguir. Admiro las ganas que le tienes a la vida. Gracias por todo el jale y todos los debates; espero algún día me invites a ver a tu palco de dueño del Atlas. A Andy porque paso una gran parte de mi tiempo contigo y jamás me canso. Me da un gusto enorme verte crecer tanto de un año a otro y me llena de orgullo decir que somos partners (en casi todo). A Sher gracias por estar cuando más me hacía falta; estoy súper contenta por ti y las cosas que vienen. A Daniel porque nunca me ha faltado el reggaeton cuando lo necesito y porque me alegras siempre. A Pepe por sacarme una sonrisa (casi) todos mis días en Expansión y por ser el mejor listener del mundo. A Reni por todo lo bueno que sacas de la gente y por dejarme aprender de ti. A Kay por los bailes, las risas, los mezcales y a Moni por las locuras y la buena onda que siempre contagias.

Gracias a mi Dany, por preocuparse siempre por todos, por ser incondicional y tan fuerte. Te admiro y estoy muy muy feliz de las cosas que vienen para ti (bebé de luz). A Pepino por sus historias, sus viajes (porque todos los vivimos en Facebook) y por ser tan tipazo siempre. A Bruno por las risas, por ser tan lioso y porque me la pasé bomba en tu cumpleaños. A Paquentin por escuchar me cuando lo necesité y por las risas, me da gusto verte tan contenta. A Poncho por los taquitos de la esquina y por escuchar tan bien.

Gracias a mis nuevas adquisiciones; Elena porque alrededor de ti dan ganas de ser una mejor persona (y más sana) y a mi regia Mariana por las pijamadas, las traducciones chilangas y porque en tan poco tiempo se convirtieron en mucho para mi.

Y Last but no least. Gracias a mi Fred, por todas las aventuras, todos los conciertos, los abrazos, todas las comidas y post food commas. Pero sobre todo gracias por hacerme creer en mí misma, por tratar de entender y caminar conmigo de la mano. Estoy súper feliz de estar con alguien como tú, me haces querer ser mejor todos los días y estoy muy orgullosa de lo que has logrado y feliz de estar contigo para festejar. Gracias por enseñarme que cada quien está a su manera y que muchas veces las pequeñas cosas son las que más importan, por enseñarme que la distancia y los kilómetros no significan nada cuando hay compromiso y amor de por medio. Te amo.

Gracias totales, por este año y los que nos faltan.

Ya acabó la cursilería.

Les deseo lo mejor el próximo año, los quiero a todos y gracias por estar.

Les dejo otra cosilla (está en inglés porque así me sale mejor).

Know that you are fucking valuable. Start your day like it’s your last. Seek nectar. Stretch your bright spots. Shatter your veneer. Practice transparency. Love hard. Dream big. Sweat daily. Resist nothing. Embrace your story. It’s the only one you’ve got. Don’t feed negativity. Don’t engage with negative people. Prove yourself wrong. Run toward your fears instead of away. Drink water. Ask questions. Don’t gossip. Don’t seek approval or validation. Get out of your head, it’s the most dangerous place. Don’t react. Respond. Eat well not more. Do things alone. Understand before you speak. Burn your boats. Lean forward. Forgive. Know somebody. And go to bed with fucking gratitude.

Have a great one,

M.

Like what you read? Give Melissa Flores a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.