Efecto secundarios de la limpieza

Una de las hermanas de mi madre que resulta en el árbol genealógico de mi vida como: mi tía, un día fue obsesionada con la limpieza, nos hacía quitarnos los zapatos a mis primos y a mi, a la hora de entrar a casa.

Y caminábamos en medias en el reflejo perfecto del porcelanato en la sala…

Luego,creo que quizás descubrió que eso era secundario…

Pero ya no vive en esa casa, ya no somos niños, y para más, ya no jugamos en el patio.

Sus hijos, mis primos, los sobrinos,

Uno decidió dedicar su tiempo a la historia.

Otro creyó que era tiempo de intercambiar arras,

y el más chico, quizás nunca creció, pero siempre supimos desde que nació que su corazón lo hacía especial. Le marca el tiempo.

Ahora la visitamos en su sala, y es feliz, pero siempre llevamos puestos nuestros zapatos…

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.