¿Por qué apostar por un plan de contenidos?

Según un estudio realizado por Content Marketing Institute y Marketing Profs, el 70% de los marketers en las empresas, están creando más contenido que hace un año, incluso aquellos que consideran que su plan de contenidos es muy poco efectivo (58%) y los que no tienen ningún tipo de estrategia de contenidos (56%).

Un buen plan de contenidos se puede convertir en una poderosa estrategia que te ayudará a establecer una base sólida y fuerte sobre la cual fundamentar el éxito de tu estrategia de marketing digital.

Por tanto, identificar cuáles son tus objetivos y quién es tu buyer persona, te permitirá determinar el tipo de contenido más adecuado para alcanzar tus objetivos, fortalecer tu imagen de marca, incrementar tu tasa de conversión y hacer crecer tu negocio.

Pero, ¿por dónde empezar? ¿cómo estructurar de forma adecuada tu plan de contenidos? Presta atención a lo que viene a continuación.

Para crear un plan de contenidos que realmente funcione, primero es necesario sentar buenos cimientos sobre los cuales puedas estructurar tu estrategia de marketing de contenidos. Así que, esto es lo que necesitas para comenzar con pie derecho.

1. Asignar responsabilidades

El primer paso para crear un plan de contenidos es asignar responsabilidades. Necesitas asegurarte que tienes designado el personal adecuado para mantener los estándares de calidad y la consistencia de cada etapa de tu estrategia de contenido.

Por lo tanto, tu equipo de contenidos será responsable de:

  • Gestión de proyectos de contenido
  • Control de calidad de los contenidos
  • Redacción y corrección
  • Coordinación con otros equipos de marketing

2. Identificar a tu buyer persona y su buyer’s journey

Tu buyer persona es la representación de tu cliente ideal, por tanto es necesario, vital e importante determinar quién es y cuáles son sus preferencias, con el propósito de crear el contenido adecuado que se ajuste a sus requerimientos y necesidades, teniendo en cuenta también la etapa en la que se encuentre en determinado momento dentro del buyer’s journey.

Una vez tengas esta información, puedes con seguridad asignar el contenido correcto a cada prospecto en cada etapa de su ciclo de ventas y así obtener mejores resultados.

3. Definir el tipo de contenido y los temas a escribir

Una vez llevado a cabo el paso anterior, considera la posibilidad de dividir tu plan de contenidos por temas o tipo de contenido de forma trimestral, semestral o anual y, seguidamente asegúrate de que tu plan se está ejecutando conforme a esta planificación.

4. Establecer un calendario de producción

El diseño de un calendario de producción de contenidos, te permitirá saber qué piezas de contenido van a ser producidas y cuándo se van a producir.

Si haces uso de Google Calendar u otra herramienta para la gestión de calendarios, puedes configurar libremente las fechas y asignar a cada una de ellas un volumen estimado de producción en función de tus necesidades.

La clave en este punto es proporcionar visibilidad de tu plan de contenidos a todo el departamento de marketing, con el fin de alinear la creación de contenido con tus acciones dentro de tu estrategia marketing digital.

5. Planificar la creación del contenido

Ahora que tienes establecido un plan de contenidos, lo siguiente es determinar cuántos activos vas a producir cada mes para cada etapa de tu funnel de ventas, así como quién se será el responsable de producirlos.

Intenta probar con diferentes tipos de contenido y en base a ello determina qué es lo que realmente llama la atención de tu público objetivo. Hacer esto te ayudará a tomar las decisiones correctas en el momento de realizar la planificación de tus contenidos.

6. Promocionar tus contenidos

Tu contenido debe ser el combustible que impulse tus demás estrategias de marketing. Por ejemplo, si tu estrategia incluye acciones de email marketing, campañas de PPC o campañas en Social Media, tu contenido debe convertirse en la oferta asociada que potencie la conversión.

Es importante que puedas aprovechar los diferentes canales digitales para promover tus contenidos, aumentar la generación de leads cualificados, y cultivar a tus clientes potenciales para incitarlos avanzar a través de tu embudo de conversión.

7. Medir tus resultados

Todo este proceso concluye con la medición de resultados. Por ello, es importante que puedas asignar métricas que puedas evaluar en cada etapa de tu funnel de ventas. Por ejemplo, podrías medir la cantidad de tráfico en cada activo, así como el número de veces que ha sido compartido.

Conclusión

La correcta estructuración de un plan de contenidos es la clave para alcanzar el éxito de tu estrategia de marketing digital. Producir contenido sin un objetivo claro te llevará a perder tiempo y recursos, por ello apuesta por una estrategia de contenido bien definida, poniendo en marcha cada uno de los 7 pasos que te he mencionado anteriormente.

Fuente: Content Marketing Institute

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.