Influencia feroz.

Últimamente, las tardenoches de domingo sufro arranques nómades.
Mi nueva costumbre es, con videos de internet, ir a lugares impensados.
Flasheo viendo en mercado libre mochilas de mochilero.
Me parte la cabeza la idea de andar por los países que terminan en -STAN.
Y mis lecturas sobre temas relacionados, me son casi subversivas.
Es muy fuerte el hecho de que me digan que, algo tan lejano, es posible.
Y ya no sé si me hace bien o mal, pero me gusta y mucho.
Ampliaremos.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.