“Familia urbana”

Desde que me mudé siento que he sido adoptada por grupos, algunos más grandes que otro, pero me he sentido adoptada por cada uno de ellos. Soy la “nueva”, la “chama” o la “extranjera” recién llegada. Pero hasta hace uno días caí en cuenta que yo también los adopté a ellos… Como parte de una nueva familia.

Tengo la suerte de “sentirme en casa” en dos casas diferentes en una ciudad que no es mía. Tengo la suerte de tener hermanas de distintas nacionalidades, de tener una tías cariñosas, unos primos con un humor tan negro como el mío.

La familia urbana tiene vínculos más fuertes que la sangre o que el apellido, es un tema de confianza, comodidad, encontrarse en alguien que quizás parezca muy distinto a ti. La familia urbana no está contigo 24/7, no sabe tus cuentos de niña o tu historial médico. Pero te recibe como eres y te abre las puertas en las buenas y en las malas.

Al final, lo más bonito de esta nueva familia, es que se da natural. Que se fortalece con el tiempo y que crece contigo en el camino.

Gracias.

A.

Show your support

Clapping shows how much you appreciated Andrea Guzmán’s story.