Libres y Lokos, el terror está fuera de casa
Eduardo Hernández Castro
31

¿A qué consideran familia los de la visita? ¿A quien lanza botellas para provocar a la gente de Tigres? Yo no he sido barrista, pero aún así he sido provocado en estadios de visitante.

¿Será que la afición local saca su frustración de cualquier tipo hacia quien provoca mucho? ¿O que la policía es incapaz de brindar la seguridad por la que es contratada?

En el estadio universitario es muy penado participar en actos de violencia desde hace 5 años. La afición visitante está custodiada fuertemente a pesar de solo recibir máximo 200 personas.

Deberían ir al estadio BBVA con playera de Tigres en un clásico para que vean lo que es hostilidad sin dar motivos para ser atacado, incluyendo hombres atacando a mujeres solo por ir de amarillo. Así mismo en el estadio de Santos, Pumas, León.

La barra y gente de Tigres no busca gobernar en ningún lado. Solo va a lo suyo, que los locales se sientan atacados porque ellos no lo pueden hacer y los otros sí, es muy su problema.

Yendo al caso en Veracruz… ¿La policía no fue capaz de detener a la afición que corría por todo el anillo para ir a atacar/defender a su gente del otro lado? ¿La policía que no debió defender a la gente jarocha? Es más… ¿La policía no debió calmar los ánimos en la primer provocación roja a los amarillos?

Claro… Siempre hay qué buscar destruir, en lugar de construir. Deberían quitarle el micrófono a gente como Irarragorri que lo que dijo está en fuera de lugar… Que casualmente cuando la gente de Nuevo León, de ambos equipos, su gente ya está haciendo emboscadas para recibir a la afición. Incluyendo coludidos para empezar a provocar desde adentro. Es increíble que ese señor abra la boca para decir estas cosas.

Destruir antes de construir. Desechar antes de corregir.

No digo que sean unos santos… Pero y si te atacan ¿tú no te vas a defender? Qué bonito momento para que todas las aficiones se pongan de acuerdo para “cuidarse las espaldas”.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.