Tú, la Elegida

Cada día son más los padres que recurren a la ayuda adicional de una persona que cuide de sus hijos.

Las exigencias del mundo laboral y las dificultades para compaginar trabajo y vida doméstica hacen que no sea suficiente contar con la guardería, dado que si el pequeño se pone enfermo los centros infantiles no suelen admitirlos hasta que se recuperan completamente.

Algo que por otra parte es muy necesario, ya que en edades tan tempranas es vital que los niños construyan unas defensas fuertes y se tomen su tiempo para volver a la normalidad. Y ahí entras tú.

A continuación, te daré algunos consejosque me han servido en mi experiencia personal para comenzar tu andadura, para prepararte para la entrevista:

  1. Elige una fotografía reciente, alegre y bien iluminada. Evita los excesos.
  2. Redacta correctamente los anuncios que publiques, sin olvidar que “menos es más” tanto en forma como en contenido.
  3. Define tus aptitudes y conocimientos. No es necesario que seas especialista, más bien céntrate en expresarte con sinceridad.
  4. Descríbete tanto en lo personal como en lo profesional. Habla abiertamente de tus capacidades y sé claro con tus límites.
  5. Enumera las tareas que estás dispuesto a desempeñar y valora tu implicación en ellas.

Existen multitud de opciones a la hora de buscar empleo como niñera.