¿LIQUIDAR EMPLEADAS DOMÉSTICAS?

Muchos por esta época preguntan como liquidar a su empleada(o) doméstica (o), antes de hacerlo los invito a conocer la ley con respecto a las liquidaciones de contratos y los derechos de los trabajadores (incluyendo los domésticos), pues a veces caemos en grandes errores, injusticias y corremos riesgos innecesarios por desconocimiento.

Si bien liquidar a fin de año los trabajadores domésticos es una práctica muy común y en muchas oportunidades solicitan los mismos trabajadores, es importante que conozcan la ley laboral. Recuerden que desconocer la ley no nos exime de cumplirla.

Liquidar un empleado anualmente, cuando en realidad va a regresar a trabajar con nosotros es un error por lo siguiente:

1. La repetición del contrato entre las mismas partes y para el mismo oficio se considera un solo contrato de naturaleza indefinida (jurisprudencia)

2. Siendo la actividad del servicio doméstico permanente y por su naturaleza indefinida, la liquidación anual viola el principio de estabilidad y permanencia del trabajador en el oficio. Esta práctica es ilegal e impropia y ante la reclamación del trabajador los jueces la declaran indefinida como si fuera un solo contrato de trabajo. Por consiguiente, el riesgo de liquidar anualmente los contratos es además de ilegal, oneroso.

3. Siendo la actividad del servicio doméstico considerada por su naturaleza indefinida, la liquidación anual infringe y elude la consignación de cesantías en los fondos privados así el trabajador reciba el dinero directamente.

4. Siendo el contrato por naturaleza indefinida, la afiliación y desafiliación anual perjudica al trabajador en tanto que le hace perder continuidad y monto y aportes al sistema en pensiones salud y riesgos. Si por decisión no la desafilia (otra práctica común) la continuidad de la afiliación es prueba que acredita la continuidad como un solo contrato. Desafilar un empleado y volver a afilarlo a la seguridad social puede ser costoso y engorroso.

5. Desconocemos que contrato firman los empleadores con las trabajadoras domésticas, siendo lo más frecuente que lo hagan de manera verbal, modalidad que conlleva un contrato indefinido y, además cómo lo terminan sin indemnización?

Pensemos que somos nosotros a quienes nos van a liquidar cada año, que es a nosotros a quienes no le van a consignar las cesantías, que somos nosotros quienes no contamos con esas cesantías o no tenemos una liquidación adecuada el día que nos quedemos sin trabajo y que no tenemos la seguridad social como debe ser.

Los trabajadores domésticos tienen exactamente los mismos derechos y deberes que cualquier otro empleado, y nosotros, probablemente la población más privilegiada tenemos la obligación de informarnos, empezar a actuar y tomar decisiones que contribuyan a la sociedad permitiendo construir país. La informalidad no nos lleva a ninguna parte, no construye, no aporta, no suma.. en nuestras manos está empezar poco a poco a darle la vuelta a esos empleos tan dignos como cualquier otro. 
Y por otro lado está el riesgo tan grande que estamos corriendo, en el caso de una demanda laboral, es muy probable que el juez falle a favor del trabajador y todo lo que hayamos pagado se pierda y cobrarán las prestaciones y beneficios de todos los años trabajados sin importar que se hayan liquidado los contratos.

Sumando a todo lo anterior, liquidandolas cada año, fomentamos que no regresen, abandonando el puesto de trabajo.

Las invito a reflexionar y empezar a entender que podemos hacer para aportar y restar la desigualdad que tanto nos mata y a protegernos de perder mucho dinero!!

LARNIA nació para eso!! Somos el Departamento de Recursos Humanos del Hogar y nacimos para ayudar a los empleadores y aún más importante para ayudarles a construir país a través de la dignificacion del trabajo.

www.larnia.co

www.facebook.com/LarniaColombia