Etnocentrismo y experiencia de usuario.

Oscar Vega
Nov 17, 2018 · 3 min read

Kilómetro cero.

© Studio Esinam

Hoy en día parece muy claro cuál es el rol del UX en la jerarquía de una compañía, dónde debe estar posicionado y cuáles son sus funciones. Sobre el papel estamos en una posición envidiable, siendo un nexo entre areas y roles muy dispares, últimos responsables de canalizar inputs diversos y obtener el mejor resultado de cara a que el usuario esté lo mas satisfecho posible con el producto. Suena bien, ¿verdad?

El etnocentrismo es un sistema ideológico a través del cual el individuo analiza el mundo de acuerdo con los parámetros de su propia realidad.

Como argumento de venta de un master suena incontestable. No solo debemos ser líderes sino que somos los únicos con la capacidad de tener una visión absolutamente transversal que complementa y llena los vacíos que hay entre los diferentes roles, equipos o departamentos de la empresa. El conflicto no solo surge cuando creemos en este dogma -que no deja de ser un caramelo- sino cuando lo aplicamos como una especie de visión absolutista de nuestra labor profesional.

The End of Navel Gazing: Paul Adams, UX London 2018.

Esto no quiere decir que rehuyamos de cuáles son nuestras responsabilidades y como nuestra experiencia, formación e incluso intuición pueden influir de forma global en el producto. Al contrario, debemos incentivar nuestro conocimiento y compartirlo con el resto de perfiles de la empresa aportando puntos de vista que, tomando como referencia la expertise en nuestro área pueden y tienen que influir en el máximo de áreas del producto. El quid de la question es que es una fiesta a la que todos están invitados y esa influencia ha de ser multidireccional para que lo que estamos construyendo sea lo mejor que todos podamos hacer.

Es posible entender la teoría tras el etnocentrismo aplicada al diseño como el resultado de la capacidad de influir en el producto totalmente parcial e interesada sintiéndonos la cúspide de la razón al ser los que teóricamente estamos mas cerca del usuario / cliente final. ¿Pero es posible que esto sea positivo? La respuesta es si, pero…

Desde hace unos años surge la corriente del egoísmo positivo que, en resumidas cuentas, da espacio al individuo a ser participe de varios contextos sin perder la identidad propia. Extrapolando esto al tema del articulo y como la labor del diseñador influye en la toma de decisiones es posible enriquecer nuestra aportación al producto sin perder un ápice de capacidad de influencia sobre el mismo. Si vemos desde la aportación del diseñador como un engranaje más, los demás perfiles nos percibirán como un área fundamental no por derecho propio sino como resultado de un conocimiento transversal sustentado por nuestra capacidad de entendimiento con el usuario.

Es gratificante ver que ya se empiezan a tocar temas como este en eventos importantes del gremio. Puede parecer que es tirar piedras sobre nuestro techo profesional pero solo siendo honestos sobre cuales son los puntos fuertes de un diseñador, que podemos aportar y que necesitamos que los demás nos aporten podremos construir productos de los que nos sintamos orgullosos.

Welcome to a place where words matter. On Medium, smart voices and original ideas take center stage - with no ads in sight. Watch
Follow all the topics you care about, and we’ll deliver the best stories for you to your homepage and inbox. Explore
Get unlimited access to the best stories on Medium — and support writers while you’re at it. Just $5/month. Upgrade