El sueño de Antonio Burgos

Antonio Burgos posee un vinilo en cuyos surcos se inscribe la inmensa complejidad de un día de Enero. Antonio Burgos activa el tocadiscos cuya aguja comienza a interpretar con exactitud la inmensa complejidad de un día de Enero inscrita en los surcos del vinilo. Antonio Burgos scratchea a su antojo, variando según su voluntad la inmensa complejidad predeterminada de un día de Enero. ¿Música? ¿Terror sonoro? ¿Es Antonio Burgos un moderno Prometeo?

Show your support

Clapping shows how much you appreciated Mishkin’s story.