El caso de AC Investor no es el primero y tampoco sera el ultimo caso de una estafa piramidal que se registra en Chile, todos ya sabemos que desde tiempos antiguos se han producido situaciones similares, como fue la Cutufa, el caso Inverlink, la señora de los Quesitos Mágicos, las Cooperativas en los 80 y muchos mas que no tuvieron tanta resonancia mediática.

Que hace este ultimo un poco mas mediático, ademas de los aproximadamente 5000 estafados, que parte de los inversores que alcanzaron a rescatar parte de la inversión eran militares, siempre es cuestionable entender como una persona con muy poco estudio, a logrado montar una estafa de tal envergadura, la mayoría de las cuales se desploman a los tres o cinco años de comenzar a operar, pero lo único claro que nos queda en la retina de este caso es que se cumplen las premisas básicas del “cuento del tio”.

Inversores con poco o nulo conocimiento del negocio.
Nula regulación por parte del estado, los “mutuos” no están regulados.
Tasas altas de rentabilidad, haciendo atractiva y despertando la ambición financiera.
La ley básica del mercado, mientras unos ganan, otros muchos pierden, ya que la torta es una.
Altas comisiones a los captadores y oportunidad de reconvertirse de inversor en captador.

Al final, independiente de que el cerebro haya actuado solo o en convivencia con personas del sistema financiero formal, cosa que nunca sabremos en estos caso, el modelo se sustenta en la ambición del mercado y la no existencia de herramientas de inversión distintas a la Banca y algunas financiera, en donde los pequeños inversores, pudieran tener oportunidades a financiar operaciones de PYMEs o Empresas con tasas mas atractivas que un banco.

Show your support

Clapping shows how much you appreciated Ricardo Nuñez’s story.