La pitonisa se puso una casa de cambio

Preguntas y respuestas sobre El mercado de futuros.

Siempre me interesó saber cómo funcionan las cosas. En la era de la información, tenemos muy accesibles a quienes realmente saben, o son, las cosas. Así me tomé el atrevimiento de preguntarle a uno muy metido en el Mercado de Futuros que me explique que es todo esto que está pasando, y sorprendentemente encontré alguien muy didáctico y dispuesto a hacerse entender. Aquí el resumen/transcripción de lo hablado. Las negritas, las preguntas y las notas en itálicas son mías.

Se imaginan que no voy a citar la fuente, pero basándome en que lo que importa son los argumentos y no quien los enuncia, no tiene importancia.


  • ¿Qué es el mercado de futuros?

Los “Futuros” son contratos que se hacen entre dos partes para brindar certeza sobre de lo que no se la tiene. La idea es que si vos tenes un riesgo, y otra persona tiene el riesgo contrario, se ponen de acuerdo en un precio hoy y ambos pasan a tener una certeza. 
Es decir, vos sos diseñador, no sabes el año que viene cuánto vas a cobrar. Y si yo te pido que me hagas una impresión para diciembre, vos tendrías problema para cotizármelo hoy porque no sabes cuanto te va a salir imprimir en diciembre. Del otro lado, una imprenta con la que laburas siempre, sabe que en diciembre va a tener que pagar impuestos y sueldos, pero no sabe cuánto va a vender y si va a llegar. Vos tranquilamente podrías ir y decirle “escuchame, vale 100 mangos la impresión ahora, mas 30% de inflación, pongámonos de acuerdo que en diciembre yo te pido una impresión y vos me la vendés por 130 mangos”. Ok, perfecto, ahora ambos tienen certeza sobre algo que antes no tenían.

Los futuros se negocian prácticamente sobre cualquier producto que tenga riesgo en el mundo. Commodities: Soja, Maiz, Trigo. Lo que se pueda definir en un contrato y pueda traducirse a un precio y un riesgo, se puede vender a futuro.

  • Ok, entendí el concepto pero, ¿Como se aplica esto al mercado cambiario?

En un esquema de flotación del Tipo de Cambio [como el que tenemos desde que se levantó el cepo], uno pierde certeza de cuánto va a ser el tipo de cambio en el futuro, pero sabe muchos otros datos. Si vos cobrás de afuera en dólares, sabés que te paga todos los meses y que eso lo cambias a pesos, para poder proyectar tus costos tenés que anticipar un tipo de cambio. Volviendo al ejemplo de la imprenta, si sabes que en diciembre te entran 100 dólares, estaría bueno saber si eso van a ser 1000 pesos, 1500 o 3000. Vos sos en ese caso un exportador, vendes servicios, entras dólares. Del otro lado hay importadores, tipos que necesitan comprar dólares para poder cerrar un negocio afuera. Y entre ustedes dos podrían ponerse de acuerdo en un precio del Dólar, como te pusiste de acuerdo con el precio de una impresión con el imprentero.

Ahora, en el plano teórico todo bien, pero en la práctica la realidad es que vos le vas a pedir 20 pesos [por un dólar en el futuro] y el otro te va a decir “no, el dolar te lo pago a 14”. En el medio, entonces, aparecen los “especuladores”, que son los tipos que están dispuestos a asumir un riesgo [apostar a un punto medio] para cerrar un negocio. O sea, el tipo te “compra” el riesgo y trata él de sacar una ventaja.

[Recordemos siempre que en el mundo de los negocios, algo que tiene poco riesgo también genera poca ganancia (un plazo fijo, por ejemplo) pero algo que tiene mucho riesgo paga mucho (jugar a la ruleta, o el narcotráfico, por ejemplo]

  • ¿Qué tiene que ver el Banco Central en todo esto?

El BCRA suele intervenir siempre en los mercados de futuros para tratar de enviar señales. La economía de por sí, se mueve por “señales”. Si crees que va a faltar azúcar, vas y te compras dos paquetes, independientemente de si tu supermercadito chino tiene mil millones de kg de azúcar guardados.

Los especuladores se necesitan en el mercado, porque si tenés que esperar que haya dos con las necesidades idénticas pero contrarias, no termina nunca.

  • Ok ¿y a qué viene todo este quilombo con Vanoli (ex presidente del BCRA)?

Bueno, qué pasó, Vanoli empezó a vender futuros. Normalmente había bancos, exportadores e importadores todos comprando y vendiendo en el Mercado de Futuros. Vos hacías la cuenta y decias “están metiendo tantos billetes a la economia, la inflacion es del 30% anual, pero el tipo de cambio no sube, esto TIENE QUE SUBIR”. [Todos lo sabíamos, desde el 2 de enero de 2002: El dólar libre, en la argentina, tarde o temprano sube]

Con Kicillof, cuando devaluó en el 2014 (que parece que algunos se olvidaron) paso exactamente lo mismo. Las señales del mercado eran que el tipo de cambio era cada vez mas barato [el precio del dolar en pesos se mantenía estable, mientras la inflación hacía que el peso valga menos. Con cada dólar comprabas menos tomates. Ergo, el dólar se abarataba]. Una economía así no se sostiene, porque así como a vos te conviene irte a Disney, a las empresas les conviene importar en vez fabricar acá. De ahí vino cepo y control de importaciones. Todo junto, para no devaluar, porque el gobierno de CFK, inventó que devaluar es de vendepatria, y el dólar barato es de progre, cuando Néstor quería el dólar caro y hacía de todo para ser más baratos que Brasil

El Dólar Futuro básicamente se descompone en el precio del dólar actual, más el costo de “guadarlo”. Es decir, si vos podes invertir plata al 30% anual, para guardarte el dólar en vez de invertirlo [en un plazo fijo comun, por ejemplo] deberías ganar al menos lo mismo. Entonces, el precio de acá a un año debería ser $14.50 + 30%. [Osea, $18.85 el dólar dentro de un año.]

Como el BCRA quería mandar señales de que no se iba a devaluar en 2016 [si ganaba Scioli, suponemos] te vendía en vez de al 30% de tasa anual, al 24%, pero sobre un precio de dólar Spot que ya era barato de por sí.

Durante todo 2014, no hubo casi devaluación, todos los que compraban Dólares Futuros esperando que se devalue, perdieron y el BCRA tuvo una ganancia en el mercado de futuros.

  • ¿Qué pasó entonces?

Esa era la bomba de la que hablaban algunos economistas que entendían esto antes de que se ponga de moda. El BCRA seguía vendiendo suponiendo una tasa de interés sobre un precio de un dolar que cada vez se hacía mas insostenible (por productividad e inflación acumulada) [Osea, seguía prometiendo un dólar barato en el futuro]

El chiste está acá. La cuenta era obvia y cualquier economista serio te dice que no se podía sostener ese tipo de cambio, que era muy caro para las reservas y la productividad. [Incluso Miguel Bein, economista de Scioli, opinaba parecido] Tanto especuladores como coberturistas empezaron a comprar futuros de dólar porque el riesgo de devaluación era cada vez más grande. Del otro lado, si vos, ahorrista, tenés dólares para vender y también tenés la sensación de que van a devaluar, nadie te apura y lo esperas. El único vendedor que quedaba entonces [en el mercado de futuros] era el BCRA.

  • ¿Pero cómo funciona el mercado futuro?

Los mercados de futuros trabajan con “apalancamiento”. Como vos no estás comprando algo del que dispones de inmediato, lo que el mercado le pide a ambas partes es que ponga un porcentaje de garantía (una seña, pero a ambos). Si vos tenes que comprar 1kg de manzanas de $50, el mercado le pide $5 a cada contraparte. Entonces vos con $50 hoy, podes comprarte 10 kg de manzanas a futuro. Normalmente no lo hacés, porque si te sale al revés perdés 10 veces más que normalmente, pero como acá la chance de perder era cada vez más chica [cada vez estaba mas barato el dólar -oficial- con respecto a los costos reales de las cosas], todos lo hacían, esto en términos técnicos es “tomar posición muy apalancado”.

Peeeeero, el tema que NADIE dice es este: El mercado trabaja con diferencias diarias. Si vos te comprometes a comprarme dentro de mucho un auto a 1000 y mañana vale 1005, a vos te piden los 5 pesos que perdés, a mi me dan los 5 pesos que gane, mañana. Como el mercado demandaba dolares, el dolar futuro subía [había mas demanda que oferta].

Y en ese momento a Vanoli lo iban a llamar del Mercado de Futuros y decirle “escucha capo, tenes que depositar 1.000 millones de pesos” [porque había subido el precio de ese dia mas arriba que el que él prometió]. Que hacia el tipo? Seguía vendiendo para bajarlo [intentando aumentar la oferta, para que al equiparar o superar la demanda, haga que el precio baje]. En el Mercado le ponían límite. Llamaba el BCRA y decía “sacame el limite, estás interfiriendo con la política económica”. Y ahí volvía a vender, para satisfacer la demanda y bajar el precio del dolar futuro. Llegaba al nuevo límite, volvía a amenazar, al punto que mandó a CNV a amenazar al mercado con cerrarlo por intervenir con la política económica del país.

  • Entonces esto no es solo un problema de haber prometido un dolar futuro muy barato. Explicame de nuevo lo de las diferencias diarias.

La parte de las diferencias diarias es para mi la clave de todo y es lo que nadie explica. Es así: Vos te comprometes a comprar (compras futuro) 1kg de manzanas para agosto a 50 pesos. Un verdulero se compromete a vendértelo (podría ser también un productor, uno que compró demasiadas manzanas, uno que las consigue más barato en otro lugar o uno que simplemente cree que la manzana no puede valer tanto). Si después de que vos cerraste el negocio, viene otro tipo que cierra el mismo negocio a 55 pesos el kg, a vos el mercado te dice “Estás ganando 5 pesos, sírvase” y al verdulero le dicen “estás perdiendo 5 pesos, deme”. Eso tiene sentido porque el día que vos quieras comprar el cajón de manzanas, vas a disponer de la diferencia que te hace falta. Si bajó, vas a haber pagado ya la diferencia. De cualquier modo, haya subido o haya bajado, vos ya podés comprar tu cajon de manzanas a $50 el kg, y gracias a eso pudiste proyectar tus costos, tus gastos, tus pronósticos, lo que quieras. 
Volviendo al ejemplo, del otro lado está el vendedor, que en este caso estaba perdiendo. El mercado le exige que deposite la diferencia en contra. Frente a esto, tiene dos posibilidades
a) Cierra el contrato. Esto implica que él recompra su compromiso de vender, ya sea con vos, o con otro participante que esté dispuesto a vender, pagando el precio que pida. 
b) Deposita las diferencias y mañana será otro día.
Cerrar el contrato no iba a poder [el BCRA, osea Vanoli], porque por la situación que te comentaba, se había generado una asimetría anormal en un mercado, donde la mayoría quería comprar y el único que vendía prácticamente era el BCRA (90 o 95% del volumen de las ventas las explicaba el Banco Central). Salir a cerrar los contratos implicaba tener que pagar los precios que los vendedores genuinos pedían. Lo que hizo Vanoli fue inventar una tercera posibilidad, medio mahomística: “Si el precio no baja, lo voy a hacer bajar”. Entonces, siguió sumando ventas hasta satisfacer la demanda, bajando los precios hasta el nivel donde no necesitara pagar diferencias. En la práctica, esto es venderle manzanas al que paga $55, al que paga $54, a todos los que pagaban $52, a todo el sindicato de super chinos que compraban a $51, hasta llegar al que pagaba $50 y que el cierre del mercado sea “$50 el cajón de manzanas”.

Al otro día, empezaba la carrera de nuevo: estaban los que no habían comprado, los que tenían que cubrir riesgo, los que veían el jugo y empezaban a pagar. El contrato subía y subía. El BCRA entonces aparecía faltando 5 minutos y TRIPLICABA el volumen que se había operado en todo el día, para satisfacer a TODOS los compradores y no dar tiempo de que aparezcan nuevos. Era un blitzkrieg. Pero que lo hizo durante 10 días seguidos y acá no hay lentos: Cuando salía el central, todos compraban y cada vez más.

En el ejemplo, el verdulero se comprometió a vender un cajón de manzanas a $50, si valía $55 perdía $5 pesos por kilo. Pero para no depositar esos 5 pesos, vendió 10 cajones más hasta que bajó a $50. 
De golpe, si el cajón pasaba de 50 a 51 pesos, en vez de perder 1 peso, perdía 11. Y el cajón volvía a subir, y el verdulero vuelve a vender todo lo que se le cruzaba, y de golpe en vez de perder 11 pesos por cada peso que suba el kilo, perdía 25. Y así sucesivamente. 
Es como cuando haces un agujero en la arena y se empieza a derrumbar, y vos agrandás el agujero para que se sostenga, y se sigue cayendo, y seguis corriendo las paredes hasta que colapsa completamente.

Para ver esto basta con observar dos datos del mercado del lapso 01/09/2015 al 30/11/2015 : 
1)Volumen de operaciones que pasaron de alrededor de 200 mil contratos por día a picos de 1.2M 
2) Interés Abierto, que es un dato del mercado que representa la cantidad de compromisos abiertos y paso 520mil (con un dato históricamente alrededor de 400 mil) a 1.4M. Cabe aclarar que acá no hacía falta ni siquiera información privilegiada o arreglo. Uno simplemente sabía que el central iba a aparecer, suba lo que suba y sea el volumen que sea, faltando 10 minutos a neutralizar todas las subas. El chiste entre los traders en twitter en ese momento era apostar si salía o no. [Justamente, nuestro Explicante aquí, es un trader] Siempre salía (el único día que no salió, fue cuando llegó al límite que le puso Rofex [el mercado de futuros], y ese día Vanoli andaba muy nervioso exigiendo que se le saque la limitación para operar.)

Para no depositar 1000 millones de pesos por los pagos diarios, terminó arriesgando 15.000 millones. Una locura total, ¡3% del PBI!
  • Pero todos hablando pavadas sobre CFK imputada y nadie explica esto!

No, no lo explica nadie porque nadie conoce el mercado. Del lado de los compradores hay tipos que tenían riesgo genuino, hay gente que vio la oportunidad, hay bancos, hay de todo. Pero los mercados son racionales, no emotivos. Y si a vos te venden algo barato, legal, en un mercado regulado y controlado por la CNV, lo compras, no preguntas. Es así. Bossio, manejando la Anses, reventó todos los bonos que tenía heredados de las AFJP para tratar de bajar el tipo de cambio del dólar bolsa, en otro intento de “mandar señales al mercado”, reventando activos de los jubilados para convencerte de que “los medios hegemónicos” te quieren subir el dólar. Y esa tampoco la dice nadie.

El mercado de futuros es relativamente chico. Se mueve mucha plata pero son pocos los operadores. Y estos tipos hacen un daño grande a un mercado que es recontra útil haciéndolo parecer que es una cueva de dólar blue. El instrumento es fantástico, ya te digo, está diseñado para darle certeza a algo que desconoces, y eso es SIEMPRE es positivo.

  • [le muestro este twit]

Si el dolar estaba barato, es porque se lo vendiste vos [el BCRA], si lo compraron es porque es legal y en el mensaje también se olvida de Scioli y de que hubo ballotage.

Si está aceptando que vendieron el dólar barato, ¿ella sabía en septiembre que iba a perder? ¿o aunque ganara el FPV, iban a devaluar?

Nombra a los compradores de dólar futuro. Si ellos tienen deuda en dólares, por ejemplo, NECESITAN cubrirse el riesgo de tipo de cambio, lo haría cualquier gerente de finanzas que se digne de serlo. Querer invertir la cagada diciendo “mírenlo a él que fue el que compró” es una idiotez. Es la de homero diciendo “Bueno pastel yo me acercaré haciendo esto y si te como es tu culpa”

Hay un economista inglés, que propuso “la teoría maradoniana de la tasa de interés”. El dice que Maradona amagó con esquivar a los ingleses, pero se movió en línea recta. Acá hicieron lo contrario, en vez de amagar trataron de bajar la tasa pero sin cambiar nada de todo lo demás, y nadie absolutamente nadie les creyó.

El otro tema es la connivencia del BCRA. Supuestamente debería ser autónomo y aca CNV y Ministerio de Economía claramente arreglaban con BCRA. Eso es otra cosa, completamente distinta que si se perdió o no guita, q debe ser mucho más normal de lo que parece, y que no se como se resolverá.

Por eso el argumento de los que mas o menos entienden es que el problema era el spot. La tasa era “acorde” al mercado. El Spot estaba barato y por eso había cepo. [ El SPOT es el dólar mayorista entre bancos. Es el “ventanilla” si se quiere, y sobre el que se compone el dolar futuro (spot + tasa de interés)] Pero si reconoces eso, reconoces que el dólar ahorro (que se llevó 10 mil palos verdes) era un problema, que los permisos de importación estaban con un precio ficticio, etc.

  • ¿Y ahora qué? ¿Cogidos y muertos? ¿No se puede hacer la gran Rodríguez Saá y no pagar?

No, claro que no pagar no vale. Lo único que puede hacer Sturzenegger es o hacer quebrar el BCRA, que no pasó nunca en la historia, o devaluar debajo del precio de Vanoli, lo que implica que ahora seguiríamos con un dólar de 9.60, que no iba a entrar un solo dólar con ese número, que seguiríamos creyéndonos un país rico del primer mundo, y que la recesión no pararía mas.

  • ¿Y entonces? ¿que le queda? ¿endeudarse afuera para pagar acá? ¿no se puede recomprar esa “deuda”?

Devaluar y asumir que Vanoli te hizo perder una fortuna por pelotudo y comértela. [osea, pagarle a todos los que compraron ese dólar futuro barato] Recomprar la deuda implica pagar el precio que el comprador esté dispuesto a vender. Y si vos tenes algo que compraste a 9 y sabes que vale 14, no lo vendes a menos que 14. [Osea, lo mismo]

  • ¿Pero esa fortuna de donde sale? Osea llega la fecha y tenes que ir y pagarle a todos los que aprovecharon el happy hour. ¿Se le paga en dolares o en pesos? ¿De donde salen?

No, en realidad no. Por este tema de diferencias, el dia que devaluás se paga. Y se paga siempre en pesos, porque la idea del contrato es compensarte lo que perdés. Digamos, a vos te sale 5 pesos mas comprarte un dólar, ok yo te doy los 5 pesos. Lo pagó el BCRA, ellos tienen dólares por lo que de devaluar también “ganan” guita, las lebacs (que son un pagaré ponele y te da intereses en pesos) pierden fuerza frente a una devaluación (porque seguís pagándole pesos, que ahora son menos dólares), se recupera una parte por impuesto a las ganancias, etc.

Cuando llega la fecha, vos fuiste cobrando y/o pagando todos los días las diferencias diarias. El día del vencimiento simplemente deja de haber movimientos en esa cuenta y pasa todo a tu cuenta corriente, digamos.

En realidad, el dia que vence, el mercado te devuelve la garantía original y las diferencias las fuiste recibiendo. Y la otra parte [el BCRA en este caso] termina de pagar lo que reste. La transacción la haces donde corresponda (en verdulería, en el banco, en el mercado físico de soja o donde corresponda). Pero, volviendo al ejemplo del verdulero, no es que vos le tengas que pagar 50 mangos el ultimo dia, si no, la diferencia de cotización cada dia que se origino (si subió a 51, 1 peso, de golpe sube a 55 son 4 pesos mas). Vos te vas comprometiendo a pagar/cobrar esas diferencias. Después, cuando vence, le compras a ese verdulero o a cualquier otro, total vos cobraste toda la diferencia de cotización, por eso se dice que “cubriste el riesgo”.

  • ¿Eso pasa CADA DIA?

Cada día se calcula lo que le debes o te deben. Eso hace que sea barato de operar (pagas la garantía inicial del 15% aprox) y la diferencia. Si te compras 1 onza de oro a 1000 dólares y mañana sube 10 dolares, vos gastaste 1000 para ganar 10. En futuros pagás de entrada solo el porcentaje de garantía. Compras 1000, pagando solo 150. Si sube 10, vos ganaste 10 dólares poniendo solo 150. O al revés, si lo haces para cubrir riesgo (sos un joyero, ponele) [osea, sos el que sabe que va a necesitar algo (oro en este caso) y querés asegurarte el precio a futuro], te aseguraste de tener oro el año que viene por 150 dolares + 10 que vas a tener que poner de diferencia, en vez de poner los 1000 enteros. Es mucho mas barato financieramente, pero al mismo tiempo te asegura que ninguna de las dos partes se raje con la guita y no quiera asumir el contrato.

Por eso te digo, agrandaba cada vez mas la mentira, total el se iba diciendo “yo no transferí ni un solo peso, yo no perdí”, que fue exactamente lo que dijo cuando dimitió.

Claro, la paradoja es que era insostenible el Tipo de Cambio, pero cuanto más vendía, mas %PBI entregaba, lo que hacía mas insostenible la cotización del dólar, lo que le generaba más presión en el mercado de futuros y más necesidad de vender. Hasta que el rofex [el mercado de futuros] dijo basta y cerró el mercado.

Reabrió cuando Vanoli renunció, asumieron las autoridades nuevas y todos se pusieron de acuerdo con que no iban a hacer mas kilombo. En el medio, hubo dos semanas de negociaciones donde el nuevo gobierno no quería pagar y se terminó acordando un “repricing”. O sea, si compraste antes de agosto todo OK, si compraste en septiembre, te sumaban $1.25 al precio, y si compraste en octubre cuando todo se fue a la mierda, $1.75. Fue completamente arbitrario y algunos compradores en principio estaban re calientes, pero era la única forma de que acepten que paguen. Se ahorraron unos 20 mil palos ponele. Un numerito.

Y ahora quieren decir “es tu culpa que seguían comprando”. El tema era simple, cuando empezaba a desmadrarse, dejabas de vender y listo. Asumías que tu intento de mandar señales no funcionó, y ponías las diferencias. Si algún milagro hacia q no necesites devaluar, perdían todos los que estaban comprados. Y si tenias que devaluar, no generaban mas gastos innecesarios.

Cosas que aprendí

  1. Cuando nadie te puede dar certezas, buscas a alguno más que este perdido como vos y pactas una certeza, por lo menos entre privados.
  2. Los mercados futuros son entre partes, normalmente privados. En este caso particular, como nadie quería vender dólares, el único vendedor era el BCRA, interesado en dar confianza futura (y en bajar el precio del U$D)
  3. Cuando tenés intriga sobre algo específico, buscá a alguien que trabaje de eso y preguntale. En la era de la conectividad que vivimos, seguir echándole la culpa a los “medios” que no nos informan es infantil.

Estoy ampliamente dispuesto a escuchar opiniones y otras explicaciones sobre el tema. A esta altura no es de mi interes ver de quien es la culpa de que cosa, sino entender de qué viene la cosa, a sabiendas de que sea quien sea el culpable, los garantes de todo lo que hacen nuestros gobiernos, somos siempre los mismos.