Mi historia de amor con las redes sociales

Recuerdo que la primera vez que utilicé una red social y me volví parte de una comunidad activa de usuarios fue en secundaria cuando estaba de moda utilizar myspace, fotolog y uno aún peor… metroflog (el cual con mucha pena confieso que fue mi primera red social)

Tal vez el concepto de esta última red social no es de dar pena como si se tratara de tinder o una cosa parecida, lo que esta de pena es la manera en la que yo y mis conocidos lo utilizábamos. Parecía ley que si no disfrazabas una palabra con más letras y signitos la gente no te iba a leer (tipo “Aaszi*!”).

Gracias a dios, el señor nos iluminó y comenzamos a escribir como gente decente sin necesidad de alterar las palabras, así como también maduramos y dejamos a un lado esa red social que nada mas te servía para presumir tu “interesante” día a los demás y mandar saludos a tus fans.

Entonces poco después apareció Facebook, la cual es y será una red social que marcará un punto muy importante para el comportamiento de los usuarios de internet, ya que ha revolucionado no solo la facilidad para interactuar con los demás sino también para dar a conocer con inmediatez y de manera oportuna información.

Desde mi punto de vista, Facebook y demás redes sociales han provocado que nosotros como consumidores de medios de comunicación cambiemos nuestro comportamiento al ser receptores de estos. Se nos hace muy fácil abrir nuestro timeline y enterarnos de noticias cortas que han compartido nuestros amigos sin necesidad de buscarlas nosotros mismos.

Yo creo que el internet logrará que medios de comunicación realicen grandes e innovadores cambios en cuanto a su proceso de trabajo, estos tendrán que plantearse estrategias para poder llegar al consumidor con gran impacto sin necesidad de que este realice mucho esfuerzo para la obtención de la información. Es muy importante que se planteen acciones a realizar que logren despertar el interés de sus audiencias por tener presente en su día a día a cada uno de estos medios.

Show your support

Clapping shows how much you appreciated sofia graniel’s story.