He visto como la opinión de otro cambia cuando cuentas tus miserias. Es así como empatiza contigo y entonces —sólo entonces— se abre a ti, se comunica porque dice “ahora sí te entiendo”, ahora me caes bien… “el pobre, lo que ha pasado” . Claro ahora sí, después de que le entregaras lo más delicado y personal de tu vida —gota a gota lloradas dentro de tu cerveza— y a las 6 de la mañana el personaje se fuera despachadito con su dosis de drama. Sabes qué, que vea la tele, allí hay mucho de eso.
Lo confieso: soy un vago
Carlos Martín
133

A la 5 vez que me pasó comencé a ponerle remedio.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.