Thank you, Marco

“Trump had a big, big victory in Florida…”. Así es como ha terminado su carrera hacia la presidencia y como ha comenzado su speech de despedida. Y a pesar de las más que notorias discrepancias con Trump, Marco es elegante. Sabe aceptar la derrota y, por muy extraño que nos parezca en los políticos, lo hace con humildad.

Muchos quieren quitarle importancia, pero la campaña de Marco en estas primarias ha sido todo un éxito. Comenzó como un don nadie”, pasó a ser el favorito del partido, tras la derrota de Jeb Bush, y el único que podía hacer frente al fenómeno Trump. Sin embargo las cosas no siempre salen como uno desearía y el resultado ha sido la victoria en sólo 3 estados: Minnesota, Puerto Rico y Washington DC. Tenía confianza en Florida, Estado por el que es Senador, pero tras las sucesivas encuestas en las que se daba a Donald Trump como favorito, la derrota iba siendo cada vez más clara y con ello, el cese de su campaña.

En su speech de despedida, Marco ha hecho un repaso de la campaña, un llamamiento al movimiento conservador, una apuesta por su Nación:

I still remain hopeful and optimistic about America. And how can I not? How can I not?

Además, ha subrayado la importancia de la inmigración apelando al ejemplo de su familia (vivo reflejo del American Dream), la necesidad de no desesperar y de permanecer unidos a pesar de las diferencias políticas, y el deseo de dejar a sus hijos un mejor país, tal como habían hecho sus padres:

In this country, they lived to see all four of their children live better off than themselves.

Por último, ha querido agradecer a su mujer y sus cuatro hijos, su apoyo y a Dios, in whose hands all things lie.

May God strengthen our people. May God strengthen our nation. May God strengthen the conservative movement. May God strengthen the Republican Party. May God strengthen our eventual nominee. And may God always bless and strengthen this great nation, the United States of America.
“Thank you to 6-year-old Camille, from Sarasota, Florida, for the artwork and more importantly, the prayers!” Marco Rubio

Cuatro años pasan enseguida, Presidente.