Durante el primer cuatrimestre de 2015, la organización no gubernamental Greenpeace de Asia del Este lanzó su campaña “Detox The Catwalk”, catalogando a los gigantes de la moda en función a sus esfuerzos medioambientales y exigiéndoles un cambio de conducta. El objetivo último de la campaña se trazó con una fecha máxima de hasta enero de 2020 y pretende eliminar los componentes tóxicos en la producción de prendas textiles.

Yixiu Wu, líder del proyecto para Greenpeace de Asia Oriental, considera que 2015 será el año en el que las más de 20 empresas comprometidas con la campaña llevarán a cabo sus promesas medioambientales.

Veremos marcas más transparentes y comprometidas con la eliminación de componentes químicos en sus cadenas de producción — Yixiu Wu

La campaña de Greenpeace se encuentra vinculada con todas las demandas que consumidores e influencers han realizado a las empresas del sector en los últimos años. Siendo la moda uno de las industrias más contaminantes del planeta, se pretende que un cambio radical en su conducta mejore la situación no sólo medioambiental, sino también de los diferentes trabajadores y consumidores de productos textiles.

En su proyecto por catalogar a los diferentes productores de moda, Greenpeace considera la existencia de tres grupos fundamentales:

1. Detox Leaders: Compañías comprometidas con la causa medioambiental y que lideran la industria con su trabajo y acciones concretas por una moda sin componentes tóxicos. Burberry, Inditex (Zara), H&M, Mango, Benetton, C&A, Coop Switzerland, Esprit, Fast Retailing (Uniqlo), G-Star Raw, Levi Strauss Limited Brands, Marks&Spencer, Puma y Valentino se encuentran en la lista de líderes Detox.

2. Greenwashers: Compañías comprometidas con la causa medioambiental, pero sin acciones concretas a favor de la eliminación de los componentes tóxicos; Nike, Li-Ning o Adidas son algunos de sus ejemplos.

3. Detox Losers: Compañías sin ningún tipo de compromiso ecológico y que reúsan de implantar prácticas sostenibles. Las principales empresas que suspenden en sostenibilidad son Armani, Diesel, Dolce&Gabbana, GAP, el grupo LVMH, Bestseller, Ongly the Brave o el grupo PVH (Calvin Klein, Tommy Hilfiger).

¡Únete a la petición de Greenpeace por una moda no tóxica aquí!


Originally published at www.refashion.es on August 17, 2015.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.