Karin Hikari

Genero: Femenino.

Raza: Ángel Caído.

Poderes/magia/habilidades: Oscuridad, buena en cuerpo a cuerpo, transformación parcial/total de su cuerpo.

Descripción física: Es una joven de cabello rubio y unos cuernos oscuros, los cual puede ocultar, y una diadema negra. Mide 1'65m y su peso es de… “Eso no se dice en una señorita”. Sus ojos son de color rojo. Su piel es suave y sedosa. Tiene unas alas que empiezan con un color oscuro, y pasan a una tonalidad morada, acabando la punta en un color dorado, también puede ocultarlas. Normalmente viste una blusa blanca, con una armadura negro en el pecho y una falda también negra. También suele llevar unos guanteletes negros y unas botas negras, que forman parte de su armadura en la batalla, junto a sus dos espadas como armas, todo ello con detalles plateados y dorados. Esa es su apariencia normal de ángel caído, pero a ella le gusta cambiar su físico, sobre todo en el mundo humano para que no llamar la atención por sus alas y demás.

Una de las formas humanas de karin
Verdadera forma de Karin siendo ángel caído

Personalidad: A pesar de haber pasado por cosas malas, aparenta ser una chica alegre, risueña y que le gusta estar rodeada de gente y disfrutar de su tiempo con otros, como una vez hizo en el pasado. También es algo pícara. Quizás en el fondo de su corazón, oculta otros sentimientos, pero son cosas que no va a decir a los demás, ya que son sentimientos algo desagradables. A pesar de eso, si se le hace enfadar, adopta un comportamiento agresivo y sádico con los demás.

Historia: La historia da comienzo en el reino de los cielos donde habitaban los conocidos ángeles, seres de aspecto humano con alas color blanco puro. En este reino de ángeles encontrábamos seres de distintas edades aunque estaban en escasez, había pocos de ellos dejando a una pequeña niña en el desolado parque, era demasiado grande para ella sola por lo que siempre buscaba otros métodos para jugar sin desembocar en el aburrimiento pero eran inútiles, cualquier cosa que intentara acababa siempre igual, ocasionando que esta decidiera huir al mundo humano. En el mundo humano encontró una pequeña aldea con niños de su edad con los cuales pudo jugar con libertad aunque no estuviera bien aquello.

Aquellos días de paz no durarían mucho hasta el día en el cual su vida cambio tras ver como aquellos que un día jugaron y rieron con ella fueron asesinados a sangre fría por un grupo de saqueadores. Desde aquel momento surgió un cambio en ella, en su forma de pensar y sentir comenzó a caer en los sentimientos oscuros de la humanidad entre ellos la venganza. Empezó a darle repetidamente en la cabeza con la piedra, sonriendo y con cara algo sádica, como si no fuese ella, hasta que paró de golpe y se dio cuenta de que había hecho. Tras matarlo y contemplarlo en el suelo en shock (porque los demás habían huido), y verse ella cubierta por la sangre ajena que le había salpicado, tomó la dura decisión de no volver a su hogar, ya que había cometido un acto terrible para un ángel, como era aquel asesinato a un humano.

Por un tiempo, estuvo vagando por el mundo, sabiendo que no podría volver al lugar de donde vino, hasta que un día, se encontró con alguien. Era un hombre de desconocida procedencia, del cual no se sabia que era exactamente. Este le tendió la mano y le comentó lo que ya sabia, un ángel que había caído en la tentación de sufrir sentimientos tales como los de algún pecado capital, no podía volver al reino de los cielos, y no solo eso, sino que la magia pura que tenia, se tornaría en magia oscura y su cuerpo experimentaría cambios por unos días hasta convertirse en un ángel caído.

Él le ofreció llevársela y enseñarle sobre la magia oscura, y no solo eso, también le enseño a luchar con armas cuerpo a cuerpo, sobre todo con dos espadas y a usar el poder de las sombras para cambiar de aspecto, ese último poder, aunque ese ultimo, no se lo enseñó él en sí, sino un par de amigas que tenia y que sabían mucho en cuanto al control de estas. Él hombre misterioso, que no parecía muy mayor en cuanto a aspecto, pero se veía que era muy experimentado en cuanto a magia y habilidades, al cual comenzó a llamarlo maestro, le entrenó duramente durante largos años, junto a sus dos amigas de vez en cuando. La chica había dejado de lado ya los sentimientos de pena y el remordimiento que sintió, por unas emociones mucho más oscuras, como eran el orgullo, la ira, la lujuria o la avaricia, entre otros.

Tiempo después, la chica, con un gran poder oscuro y grandes habilidades en la lucha cuerpo a cuerpo, llego a ser la general en la parte de un ejercito que su propio maestro tenia. Luchó mucas batallas, algunas eran victorias, otras derrotas, pero ella seguía con vida siempre, dejando un incontable numero de cadáveres tras de si.

Llegó el día en que su maestro, le despojó de cualquier responsabilidad en ese momento, y le dijo que ya le llamaría si necesitaba algo, junto a los otros generales que estaban bajo su mando. Entonces ella, fue a diferentes lugares del inframundo y también a algunos mundos a pasarlo bien, esperando por si en algún momento, su maestro le llamaba para la batalla. Decidió comportarse de manera alegre con otros e intentar hacer nuevas amistades, sin decir lo que en realidad era en caso de mezclarse con humanos en caso de no ser necesario. En realidad, la mayoría de veces, solo finge ser simpática, guardándose lo que de verdad piensa de la gente.

Poder/Magia/Habilidades:

En cuanto a magia, usa magia oscura.
Es buena cuerpo a cuerpo y lucha con un par de espadas, muy poderosas, echas de adamantino en cuanto a la hoja y escamas de dragón en su empuñadura, regaladas por su maestro. Las trata y protege como un tesoro. 
Puede cambiar de forma a cualquier ser que imagine gracias al poder de las sombras, el cual le enseñaron a perfeccionar sus dos maestras en ese campo.

Ventajas:

Resistente a la oscuridad. 
Puede cambiar de forma, adoptando la forma de cualquier ser que imagine.
Buena cuerpo a cuerpo, sobre todo con sus dos espadas. 
Puede sacar y ocultar las alas en su cuerpo a placer, y también volar y gracias a ello pelear en el aire.

Desventajas:

Débil al poder sacro. 
Si cambia de forma, al estar activo su poder de las sombras para el cambio, su poder mágico en esa forma es menor.
Algo mala a larga distancia. 
Las alas no son una parte muy resistente, por lo que no suele sacarlas mucho.

Le gusta:

Su maestro, por todo lo que hizo por ella, llegó a cogerle un cariño especial.
Divertirse con gente.
Los lugares poblados.
Hacer algunas que otras bromas.
Hacerse la inocente en algunas ocasiones, pese a que a otras veces demuestre todo lo contrario.
Los helados y las cosas dulces, sobre todo.

Le disgusta:

Aburrirse sola.
Estar en lugares desiertos sin gente.
La gente demasiado seria. (Suele intentar picar a estos).
Las cosas agrias, ácidas y los tomates.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.