Cosas que la gente piensa cuando te casas antes de los 25

Si eres un esposo o esposa que se casó antes de cumplir los 25 años seguramente te sentirás identificado. Porque ¿A quién no le han preguntado con cara de asombro alguna vez: y por qué te casaste tan joven?

Ya no estamos en los años 70 cuando tener 18 años y no estar casado era algo parecido a ser solterón. En la actualidad la gente no elije la opción de casarse a una edad tan corta, por eso cuando le cuento a las personas que me casé a los 23 años siempre escucho expresiones como: ¿Y tienen hijos? -Claro que no señora, ¿Qué es lo que está pensando? ¿Que me casé por precoz? Tendremos hijos cuando lo decidamos, como pareja.

No sé si les ha pasado, pero cuando te casas joven la gente piensa que vas a dejar de disfrutar la vida. Les tengo una noticia, estar casado no significa estar muerto, estar casado también implica disfrutar la vida, pero al lado de alguien más. No voy a dejar de conocer lugares, no voy a dejar de comer lo que me gusta, tampoco voy a dejar de ver mis películas y mis series favoritas. Ahora es mejor, conozco lugares diferentes a los que siempre imaginé, me atrevo a comer cosas nuevas que le gustan a mi esposo y que jamás se me hubieran antojado, incluso ahora espero con ansias una nueva temporada de The Walking Dead.

Si eres mujer, la gente piensa que debido a que te casaste joven, estarás en tu casa lavando, cocinando y barriendo, mientras tu esposo está fuera de la casa. Están equivocados, de hecho, cuando una pareja se casa joven, tienen más oportunidades de planificar lo que quieren en la vida, de construir un patrimonio sólido, o de decidir en qué invertirán el dinero y el tiempo, pero juntos. Cuando te casas joven entiendes que ambos tienen las mismas oportunidades de estudiar o de trabajar en lo que deseen, y de que tienen todo el tiempo del mundo para hacerlo.

Sí, porque aún somos jóvenes.

Yendi

Show your support

Clapping shows how much you appreciated Hope’s story.