Construyendo la Aerofamilia: qué buscamos en nuestros candidatos

Armar un equipo de cracks en Diseño y Desarrollo es más arte que ciencia. Así lo hacemos en Aerolab.

[Este artículo es una traducción de Guillermo Vidal Quinteiro sobre este original en inglés, de Bautista Aguiar.]

Aerolab se construye en torno a las personas. El componente fundamental de nuestro éxito como empresa es nuestro equipo de locos lindos, amantes del diseño y la tecnología, y obsesionados con crear productos increíbles.

Armar un equipo así no es fácil. Cuando buscamos personas para un determinado puesto, consideramos fundamental que los candidatos sean compatibles con nuestra cultura y nuestros valores. Una persona solidaria con el equipo y comprometida con su trabajo es más valiosa para nosotros que otra que opta por una postura individualista.

Aerolab es un espacio en donde las personas trabajan para crear productos útiles y memorables, al tiempo que se divierten y ayudan a sus compañeros a crecer en el proceso.

Una de las preguntas que más nos hacen candidatos potenciales, otras agencias y hasta nuestros clientes es cómo hacemos en Aerolab para encontrar esas personas con la dosis justa de talento y valores. Este artículo apunta a responder esa pregunta.

En primer lugar, estamos en contacto constante con nuestros aplicantes. De esta forma, nos es mucho más fácil identificar a una persona con potencial desde el momento en que se abre una nueva búsqueda. Además, buscamos diseñadores y desarrolladores todo el tiempo de manera pasiva. Cuando requerimos incorporar una persona para alguno de estos puestos, simplemente aumentamos su difusión a través de nuestros canales de comunicación.

Hablamos con nuestra HR Manager, Maria Giménez, y le consultamos qué características debe tener un postulante para destacarse y ser compatible con la cultura de Aerolab. Esto nos respondió:

Pasión por hacer las cosas bien

Esto es no negociable. Va más allá de la típica frase cliché sobre la misión de empresa. En Aerolab nos define nuestra obsesión por la calidad y el amor por lo que hacemos. Si alguien realmente quiere trabajar con nosotros, tiene que estar preparado para asumir este compromiso.

Una perspectiva de equipo

No nos interesa que las personas trabajen como si fueran componentes individuales de una gran máquina. Queremos un equipo diverso, ruidoso y cooperativo. En Aerolab lo más importante es que entiendas el trabajo que hace tu equipo y cómo tu trabajo individual impacta en los objetivos y los resultados del conjunto.

Para nosotros, las habilidades de equipo son un requisito indispensable. En el día a día, alentamos el debate y la construcción de las ideas a través de la iteración. Para esto, necesitás ser capaz de comunicarte con los demás y ponerte en los zapatos de los otros.

Algo para aprender y algo para sumar al equipo

Apuntamos a que Aerolab sea espacio en donde las personas crezcan profesionalmente. Consideramos que desarrollar talentos es una parte fundamental de la construcción de un gran equipo. En este sentido, nos encanta que los copywriters participen de las reuniones comerciales, que los desarrolladores tengan peso en las decisiones de UX y que los pasantes de diseño puedan convertirse algún día en leads de grandes proyectos.

Alentamos la proactividad y la toma de riesgos, y ofrecemos el apoyo y el lugar necesario para crecer en el proceso. Nuestro objetivo es que los candidatos muestren voluntad y capacidad para generar un impacto positivo en sus compañeros.

Un interés genuino en trabajar en Aerolab.

A la hora de elegir un candidato, para nosotros es muy importante que aplicantes nos también elijan a nosotros. Queremos personas que quieran estar en Aerolab; que les interese lo que hacemos, nuestra filosofía y nuestro trabajo.

A nuestro entender, si vas a pasar gran parte de tu día con nosotros, lo mejor es que disfrutemos al máximo de ese tiempo. ¿Te gusta jugar al ping pong? ¿Qué quisieras desayunar en la oficina? y ¿Qué tipo de torta elegirías para tu cumpleaños? son algunas de las preguntas que usualmente hacemos en las entrevistas.

Algo especial

Somos raros. Cada una de las personas que trabaja en Aerolab tiene alguna característica particular capaz de levantar alguna que otra ceja por la calle. Amamos eso. Por esta razón, siempre buscamos personas que estén dispuestas a reírse de sí mismos. Todos los días nos llegan currículums con descripciones del tipo: “proactivo”, “detallista”, “buenas relaciones interpersonales”, y -si bien estas cosas están buenas- lo más probable es que terminemos eligiendo a aquellas personas que demuestran algo que nos hace detenernos y volver a leer la aplicación.

Una vez contratamos a una persona que desafió a nuestro CEO un partido de FIFA. Si querés trabajar en Aerolab, vas a tener que demostrarlo y ser creativo.

Transparencia

Para nosotros la honestidad es un valor esencial. En Aerolab no escondemos nuestros defectos y no nos inventamos virtudes; no hablamos mal de otros, ni somos obsecuentes con nadie. Esperamos lo mismo de nuestro equipo.

Asumimos riesgos, pero lo hacemos de manera consciente y deliberada. Cada uno de nosotros se potencia con las virtudes de los otros y compensa las debilidades. No podríamos hacer esto si no supiéramos realmente quiénes somos y de qué somos capaces.

En Aerolab vas a tener lugar para crecer, desarrollar tus habilidades y trabajar en tus puntos débiles, siempre y cuando seas honesto sobre ellos.

Ideas finales

Si bien es cierto que podríamos construir un buen equipo si nos dedicáramos a buscar personas con muchos títulos y años de experiencia, no es eso lo que queremos.

Estamos convencidos de que armar un gran equipo consiste en apostar al crecimiento y el aprendizaje de las personas. No esperamos que nuestros candidatos sepan hacer todo. Estamos dispuestos a invertir nuestro tiempo y esfuerzo para ayudarlos a desarrollarse dentro de sus roles, siempre y cuando ellos estén dispuestos a invertir el suyo también.

Un buen ejemplo de esto es Aerolab Academy, nuestro programa de pasantías que pronto será re-lanzado.

El programa básicamente funciona así: elegimos un pequeño grupo de candidatos, les proponemos un proyecto imaginario. Establecemos metas, deadlines y objetivos reales y les asignamos mentores del equipo de Aerolab. La Academia dura tres meses, es full time y es una pasantía remunerada. Una vez que el proyecto termine, evaluaremos el rendimiento de cada participante y, si los resultados son los esperados, les haremos una oferta para ingresar a Aerolab.

Si mientras leías este artículo sentiste un pequeño rush de adrenalina que te hizo pensar: “me gusta esto”, hacénoslo saber, nos gustaría conocerte.

👉 Postulate acá.

Show your support

Clapping shows how much you appreciated Bautista Aguiar’s story.