Al necio vendedor de perros

Andrés Cardenete
Jun 11, 2014 · 2 min read

Siempre he pensado que existen dos clases de personas que nunca tienen problemas para dormir a pierna suelta: las personas ignorantes y las malas personas. Esto va para los primeros.

Para ti, precisamente, que no te estás enterando. Pero tranquilo, para eso estamos. Para dártelo mascadito. Seguro que te has tragado el falso mito de que si tu perrita no tiene cachorritos, al menos una vez en su vida, tendrá tumores en el útero, así que te has puesto manos a la obra. O, peor aún, querías demostrar que tu pastor alemán con pedigree es todo un machote montando hembras. Lo primero es mentira. Lo segundo es una gilipollez. Y aunque no lo fueran, la castración es un remedio para eso. Más adelante te lo cuento. Ahora permíteme que te saque de esa ignorancia contándote a lo que con ella estás contribuyendo.

Posiblemente en lo que tardes en leer este texto se habrán abandonado en España dos o tres perros más y otro estará a punto. Según los últimos datos de la Federación Madrileña de Protectoras de Animales, en nuestro país se abandona un perro cada dos minutos. 120 segundos. Espero que no se hayan abandonado cincuenta antes de que comprendas lo que te estoy diciendo. Unos 300.000 perros al año son dejados a su suerte.

No sé cómo lo ves tú, pero a mí los datos me dejan claro dónde irá, como mínimo, uno de los cinco cachorros que estás vendiendo. Lo ves a diario, pero miras para otro lado. El próximo perro que veas machacado en la autovía puede ser él. También el que busca en la basura. Si es afortunado -si es que se puede decir así- acabará en un refugio. Sólo una pequeñísima parte de ellos vuelve a encontrar un hogar en el que no los vuelvan a abandonar. Sí, hay hasta gente que rescata un perro de una protectora y pasado un tiempo lo vuelve a abandonar. Kira, mi perra y la hermana de Kalani, es un ejemplo de esto. Abandonada y rescatada dos veces. Así está el patio. Gracias a ti.

Después de leer esto, querido ignorante, debería sobrevolar por tu mente una idea, una solución. Claro, lo he dicho antes. Se llama castración y cuesta mucho menos de lo que estás haciendo pagar a otros por tus cachorros. Perdón, por tu mercancía. Es muy beneficiosa para la salud de tu perro. Perdón, de tu fabrica de dinero fácil. Evita en un alto porcentaje la aparición de tumores y, te aseguro por experiencia propia que, salvo que tu misma ignorancia te lleve a cebarlos, no se van a volver los más gordos del barrio. Ni se atontarán. Al menos no más de lo que puedas estar tú.

Animaladas

Columnas de opinión sobre animalismo.

Andrés Cardenete

Written by

Mis padres preferían un médico o un abogado, pero en la ecografía salía un periodista.

Animaladas

Columnas de opinión sobre animalismo.