Fabricación digital + Innovación social

(¡Hay un glosario al final!)

Me encanta hablar de fabricación digital. Genera reacciones de sorpresa cuando cuento todas las posibilidades que existen para prototipar productos, proyectos e ideas en general. Por ejemplo, ¿sabías que la impresión 3D sirve para crear prótesis para niños con problemas motrices o que el rostro de la señora de Cao fue reconstruido utilizando escaneo 3D y modelado en computadora? Hoy en día, la réplica de la momia se encuentra en el Museo Cao, ubicado en el Complejo Arqueológico El Brujo.

Reconstrucción de la Dama de Cao, gobernante de la cultura mochica en el año 400 d.c. aproximadamente. Foto: Fundación Wiese

El tema es que, cuando hablo de fabricación digital, el término suele resultar muy desconocido. Si digo impresión 3D, sólo unas pocas personas han escuchado algo del tema y si menciono corte láser o fresadora CNC los estudiantes de arquitectura y diseño industrial saben de lo que hablo (¡Antes se hacían todas las maquetas y prototipos a puro pulso!). En resumen, la fabricación digital es el conjunto de procesos desde el diseño 3D en computadora hasta la fabricación de un producto.

Cuando menciono que ya se imprimen órganos, piezas mecánicas e incluso alimentos, algunos de mis amigos siguen escépticos de usar algún día estas tecnologías. “Debe ser carísimo”, “¿Seguro es muy difícil hacer todo eso, no?” o “No hay muchos lugares para hacer eso por acá, yo solo conozco uno”. Aunque no lo crean y sigan sorprendidos, les cuento que cada día es más accesible esta tecnología y conozco al menos 20 lugares donde se puede pedir el servicio en Perú. No solo en Lima; en Arequipa, Huancayo, Cuzco y Tarapoto hay lugares que te pueden ayudar y se llaman Fab Labs y makerspaces.

Impresión 3D de prototipos en Sala VEO — Foto: Karen Zárate

¿Pero qué son?

Los Fab Labs son laboratorios de fabricación digital donde se realizan proyectos colaborativos de innovación e invención que, por lo general, están ligados a la academia y al emprendimiento. De hecho, el primer Fab Lab de Sudamérica fue el Fab Lab UNI de la Universidad Nacional de Ingeniería de Perú y, hoy en día, a excepción de Guyana, todos los países del sur de América tienen al menos uno.

Por otro lado, los makerspaces son espacios colaborativos de diseño, fabricación y modificación de productos donde las personas aprenden haciendo. Ojo, los makers utilizan todas las técnicas y herramientas posibles para la creación. En el taller nunca faltan herramientas como atornillador, sierras, tijeras, etc. Combinan lo tradicional con lo nuevo. Si hablamos de un maker, podemos imaginarnos a una persona que compra productos DIY (do it yourself o hazlo tu mismo) o que los fabrica él mismo desde cero. Si necesita un accesorio para llevar el celular en la bicicleta es posible que lo descargue de la red donde otros makers comparten sus ideas y lo ensamble el mismo (uno de los principales motores de desarrollo de ambas comunidades es el compartir de contenido Open Source).

En ambos espacios el espíritu es de aprendizaje, innovación y comunidad donde participan estudiantes, educadores, investigadores, diseñadores, ingenieros, antropólogos, artistas y muchos personajes más que intercambian conocimientos. Les doy un ejemplo, en la Universidad Continental de Huancayo, los estudiantes de Comunicación Audiovisual realizan la construcción de escenografías utilizando fabricación digital. Ojo, ellos no saben diseñar en 3D en computadora pero ahí interviene la colaboración e interdisciplinariedad.

Se preguntarán, ahora que ya saben que existen, ¿cómo puedo usar estos espacios y tecnologías en proyectos de innovación con impacto social? Lo primero que necesitas saber es que así no tengas idea de cómo usar los programas y las máquinas lo puedes hacer. Por ejemplo, si estás desarrollando un proyecto de reciclaje que incluye el diseño de contenedores para clasificar la basura y quieres prototiparlo y validarlo, puedes contratar el servicio de diseño y fabricación. Además, los Fab Labs brindan la oportunidad de crear alianzas para llevar a cabo los proyectos. Es normal que cuando visites uno haya una persona a tu costado con otro proyecto igual de interesante y disruptivo. Es parte del espíritu con el que se crearon.

Para entender mejor la variedad de usos de la tecnología, les contaré de algunos proyectos geniales que he conocido (y en algunos casos he tenido la suerte de participar) en Perú.

En el 2017, Walter Gonzales y el Fab Lab USMP lideraron un proyecto para construir dos reinterpretaciones del puente Queswachaca (¡el último puente inca!) que estuvieran conectadas para fomentar la integración, una en Perú y la otra en Chile. Unos sensores colocados en la estructura hacían que cuando una persona pasaba por el puente de Perú se encendían unas luces en el de Chile y al revés igual. La estructura de ambos puentes fue fabricada por el Fab Lab y los artesanos que han preservado la milenaria tradición inca tejieron el puente.

Delegación peruana y una de las reinterpretaciones del puente inca en el FAB 13 en Chile — Foto: Cindy Kohtala

En el 2018, Manuel Chincha brindó el primer taller de nuevas tecnologías y fabricación digital en centros penitenciarios en Latinoamérica. El objetivo del piloto era aprovechar los conocimientos de los internos en fabricación de productos para potenciarlos con competencias en nuevas tecnologías que requiere el mercado y les permita reinsertarse en la sociedad. Pude aportar en este proyecto enseñando a los internos metodologías y técnicas de diseño de producto y modelado 3D. Al final del curso lograron diseñar un producto en equipos y vieron en el proyector su diseño en tres dimensiones.

En estos ejemplos se identificaron oportunidades de innovar en problemas sociales y contribuir utilizando las herramientas adecuadas como un medio para mejorar la vida de las personas .

A quienes quieran animarse a utilizar la fabricación digital para reconstruir picos rotos de aves, mobiliario modular para niños en zonas de bajos recursos, o por pura diversión los invito a tener la experiencia. Mi humilde recomendación es empezar siempre por un boceto y una maqueta en papel, cartón, plastilina. Un profesor alguna vez me dijo que nada supera al lápiz y al papel para proyectar una idea. Hay materiales con infinitas posibilidades y pueden incluso ayudarte a generar nuevas ideas. Por ejemplo, si estás llevando a cabo un proyecto para desarrollar capacidades en niños pequeños y requiere la creación de un instrumento musical, puedes probar la ergonomía con un modelo sencillo en arcilla, encontrar insights y recién después pasar a modelos más exactos hechos con impresora 3D o fresadora CNC.

Para terminar, les dejo algunas preguntas que aún rondan en mi cabeza y tal vez podemos resolver juntos. ¿Cómo convertimos las nuevas tecnologías en un medio más accesible para todos? ¿Cómo replicamos soluciones a problemáticas similares en distintas partes del mundo? Tal vez la pregunta que tengo es ¿Cómo conectamos a las personas para resolver problemas del mundo?


GLOSARIO

Fabricación digital

Conjunto de procesos desde el diseño 3D en computadora hasta la fabricación de un producto.

Impresión 3D

Proceso, también conocida como manufactura por adición, de crear objetos físicos colocando un material por capas en base a un modelo digital. Todos los procesos de impresión 3D requieren que el software, el hardware y los materiales trabajen en conjunto.

Cortadora láser

El corte láser es un tipo de proceso de separación térmica. El rayo láser incide en la superficie del material y lo calienta con tanta fuerza que se derrite o se vaporiza por completo. Una vez que el rayo láser ha penetrado completamente en un punto del material, comienza el proceso de corte real. El sistema láser sigue la geometría seleccionada y separa el material en el proceso. Esta máquina también es capaz de hacer grabados de distintas profundidades según el diseño.

Fresadora CNC (Control numérico por computadora)

Las fresadoras CNC son máquinas utilizadas en mayor medida para mecanizar. Las fresadoras CNC funcionan por arranque de viruta, mediante el movimiento de una herramienta de rotación con varios labios/cortes a la que se le denomina fresa.

aporta

Somos un laboratorio de impacto social que genera…

Thanks to Lupe Salazar Delgado, Maria Claudia Peñaranda Vargas, gaby delgado, and Elizabeth M. Cano

Saulo Arévalo Cano

Written by

aporta

aporta

Somos un laboratorio de impacto social que genera oportunidades para que las empresas del Grupo Breca impacten positivamente en los entornos en los que operan.

More From Medium

Welcome to a place where words matter. On Medium, smart voices and original ideas take center stage - with no ads in sight. Watch
Follow all the topics you care about, and we’ll deliver the best stories for you to your homepage and inbox. Explore
Get unlimited access to the best stories on Medium — and support writers while you’re at it. Just $5/month. Upgrade