Características técnicas para The Block

The Block es una plataforma de comercio electrónico completamente descentralizada, diseñada para una privacidad superior y con comisiones muy bajas. Es una aplicación independiente basada en contratos inteligentes de Ethereum y que usa la moneda ETH para todos los pagos, excepto para la subida de productos para su venta. Siendo una aplicación global que no requiere a sus usuarios de conocimientos técnicos representa el libre comercio en su forma más pura.

La misión de BitBoost como empresa es facilitar un comercio verdaderamente libre a escala global. Después de casi tres años de trabajo, The Block es la solución desarrollada para conseguirlo: una experiencia de comercio electrónico completamente peer-to-peer (usuario a usuario), sin costos innecesarios, limitaciones geográficas ni restricciones arbitrarias.

Solución completamente peer-to-peer

Siendo una aplicación descargable que conecta con la Blockchain de Ethereum, The Block no depende de sitios web centralizados ni de ningún otro servicio (el nodo Ethereum para desarrolladores puede ser usado para mayor privacidad, pero no es necesario). Este enfoque completamente descentralizado significa que no hay ningún ente regulando el intercambio digital, restringiendo pagos o recolectando información de los usuarios.

A diferencia de las compañías de comercio electrónico tradicionales, no hay enormes granjas de servidores manteniendo la plataforma. Por lo tanto, los usuarios perciben ese ahorro y no existe imposición de comisiones, publicidad, ni recolección y venta de información personal para pagar los costos del negocio. Esto también significa que The Block nunca estará caído, ya que no hay ninguna posibilidad de “desconexión”.

Pagos

The Block es una aplicación descargable basada en contratos inteligentes de la plataforma Ethereum. Para conseguir una experiencia de pagos sin problemas tiene integrada una billetera de Ether. Casi todos los pagos son realizados en ETH, que es una criptomoneda muy popular y bien conocida. ETH es semejante a bitcoin en su volumen de intercambio y liquidez, aunque sus tiempos de confirmación son significativamente más veloces que los bloques de 10 minutos de bitcoin. Todos los artículos serán comprados por los consumidores con ETH, y los honorarios de arbitraje también se acordarán en ETH. La única excepción es la comisión por la subida de productos a la plataforma. Para crear un modelo de ingresos viable para los inversores esta comisión se pagará con token de BitBoost (BBT), que será vendidos en una campaña de financiación masiva. Una tarifa plana de $1 en BBT será cobrada por cada artículo subido a la plataforma.

La billetera interna de The Block será creada a partir de una contraseña generada por el usuario. Las llaves privadas serán almacenadas y encriptadas en el ordenador o teléfono del usuario (ninguna llegará a manos del equipo de BitBoost, ni a ningún tercero). Para rellenar con fondos la billetera los usuarios pueden enviar fondos desde una billetera externa (o un exchange), y también pueden usar la funcionalidad integrada de ShapeShift para convertir otras criptomonedas sin salir de la app. Esto requiere un poco de conocimiento sobre el tema, aunque los últimos desarrollos tecnológicos hacen que comprar estas monedas desde un exchange sea más seguro y privado que nunca. Sin embargo, BitBoost planea integrar soluciones de intercambio entre moneda fiat y cripto en el futuro, cuando estas estén disponibles y sean completamente seguras y dignas de confianza.

No es necesaria ninguna descarga adicional para usar The Block, aunque si así lo prefieren los usuarios pueden conectarse a un nodo local de Ethereum, para obtener privacidad adicional. Esto también les permite realizar transacciones offline, que serán procesadas cuando vuelvan a estar conectados a Internet.

“Registro” y uso

El equipo de BitBoost creó The Block siendo consciente de las deficiencias del modelo de comercio electrónico actual. Este está dominado por grandes corporaciones como Amazon y eBay, con costos significativos, incluyendo personal, oficinas y hosting. Como resultado, estas plataformas imponen cargos relativamente altos a sus usuarios en forma de comisiones por ventas, que terminan pagando los compradores. También almacenan información que usan para sus estrategias publicitarias, que se han vuelto cada vez más sofisticadas en los últimos años. La publicidad digital se ha vuelto fuertemente invasiva y la recolección de información personal es endémica, frecuente y en algunos casos se realiza sin el consentimiento explícito de los usuarios.

The Block no solicita ninguna información personal de sus usuarios para acceder a sus servicios. Para el registro o uso no se solicita dirección de correo electrónico. Los vendedores y compradores crean sus propios alias cuando comienzan a usar la plataforma. Estos pueden ser cualquier cosa, como un nombre, una dirección de Ethereum, o incluso una cadena aleatoria de caracteres. BitBoost no envía mensajes a nadie, es nuestra política; de todas formas el hecho de que no almacenemos información personal de ningún usuario no nos deja muchas opciones para ello. Los vendedores necesitarán subir imágenes de sus productos y estas pueden ser hospedadas gratuitamente en servicios web privados como imgur.com. Esta funcionalidad está integrada en The Block, para mayor comodidad.

Comunicación

La seguridad es un tema primordial para BitBoost, ya que cualquier fuga de información puede comprometer la privacidad de The Block. Todos los servicios externos usarán conexión HTTPS, como por ejemplo la integración con ShapeShift, que permitirá a todos los usuarios pagar con cualquier moneda. Esto evita la posibilidad de un ataque MitM (man-in-the-middle), donde un hacker se coloca entre la fuente y el destino de la información enviada, interceptándola antes de retransmitirla al destinatario (pudiendo por tanto manipularla en el proceso).

Todas las comunicaciones están encriptadas usando una llave de sesión que es generada cuando se compra un artículo. Esto quiere decir que una nueva llave es generada para cada interacción, mientras la vieja es descartada. Las llaves no se reusan. Este enfoque de llaves desechables es más seguro que usar una sola llave, ya que en las circunstancia poco probable de que una llave caiga en las manos incorrectas esta sería inútil para acceder en futuras interacciones.

Experiencia de usuario

La breve pero remarcable historia de las criptomonedas ha mostrado que no es suficiente con tener una plataforma descentralizada que ofrezca ventajas fundamentales sobre sus equivalentes centralizados.

Los usuarios no comenzarán a usar un nuevo servicio hasta que se les haga fácil el cambio. Es un hecho probado que si están satisfechos con soluciones familiares para ellos no cambiarán hasta que se vean obligados, o bien cuándo los beneficios sobrepasen el tiempo y esfuerzo dedicados a probar un nuevo servicio.

En BitBoost estamos seguros de que los beneficios en privacidad y ahorro que ofrece The Block no son solo mejoras incrementales, sino también una solución de comercio electrónico cualitativamente mejor. De cualquier forma, esto debe acompañarse con un diseño (UX) comparable, para que los comerciantes y consumidores puedan hacer el esfuerzo de cambiar lo más cómodamente posible. Las plataformas de comercio electrónico como Amazon y eBay ofrecen experiencias de usuario extremadamente pulidas que hacen que el proceso de búsqueda y compra se realice con la mínima fricción posible. BitBoost ha realizado un esfuerzo considerable para crear un diseño de experiencia de usuario igualmente atractivo y sin fricciones. Esto incluye funcionalidades como la búsqueda instantánea, para que los productos en venta registrados en la Blockchain de Ethereum puedan ser buscados y mostrados en tiempo real, actualizándose mientras el usuario escribe lo que necesita. El diseño gráfico es tan limpio e intuitivo como en los sitios de comercio electrónico más importantes.

The Block está diseñado para ser una solución de comercio electrónico realmente global que pueda ser usada sin importar la ubicación de compradores y vendedores. Financieramente esto se consigue con el uso de ETH, la “moneda universal”. De todas formas, ya que no hay idioma universal, BitBoost tiene contenido web traducido a más de 20 de los más importantes idiomas del mundo, y con más por venir.

La experiencia de usuario se extiende a más factores. Siendo una plataforma de comercio electrónico descentralizada, no existe censura previa: de hecho, no es posible para BitBoost restringir o editar los artículos publicados a la venta.

Sin embargo, debemos hacer una puntualización. La historia del Bitcoin nos muestra que uno de los usos posibles de las criptomonedas es la compra de drogas y otros artículos ilegales en los mercados negros en internet. BitBoost no aprueba el uso de The Block con esos propósitos, y reconoce además que puede darse el caso de que los artículos que son legales en algunos lugares puedan ser ilegales en otros. La solución a esto es incluir filtros opcionales que oculten artículos que se salgan de los parámetros de búsqueda establecidos. BitBoost ha habilitado un filtro estándar que estará activo de forma predeterminada para ocultar los artículos que son ilegales en la mayoría de las jurisdicciones (por ejemplo, la mayoría de las drogas recreacionales y/o ilegales). Más adelante serán creados filtros adicionales y alternativos que podrán restringir artículos en otros campos, incluyendo el legal, moral y religioso. Depende del usuario activar estos filtros de acuerdo a sus preferencias.

Otro problema ligado a la falta de censura (en este caso en el plano financiero) es lo que pasa cuando hay problemas en el proceso de venta y entrega de artículos. Mientras que el diseño peer-to-peer de The Block tiene enormes beneficios, es fundamentalmente diferente al modelo típico y levanta dudas con respecto a la solución de disputas. The Block integra un sistema de reputación y arbitraje para abordar este problema.

Para comenzar, The Block protegerá a compradores y vendedores con un sistema para calificar a usuarios según su reputación e integridad, basado en el feedback requerido después de completada cada transacción. Este sistema es similar al que usan eBay y otras plataformas de comercio electrónico: los vendedores que ofrecen constantemente productos de alta calidad, buena comunicación y entregas rápidas y con confianza recibirán buena calificación de manera espontánea por los compradores, y su buena reputación les traerá más compras. Este sistema de reputación proveerá una primera línea de defensa contra vendedores de dudosa procedencia y estafadores.

En segundo lugar, The Block contiene una nueva forma de arbitraje basada en contratos inteligentes para el caso de surja una disputa. Los vendedores, en este caso, pueden seleccionar un árbitro para resolver el problema. Como todos los usuarios, los árbitros también tienen una calificación basada en su reputación, así que los más justos y dignos de confianza, tanto para vendedores como para compradores, irán creciendo y mejorando con el tiempo. El pago para el arbitraje se realizará en el momento de realizar la compra, pero esos fondos serán bloqueados por un contrato inteligente y solo se usarán si los servicios de arbitraje son necesarios. Si no es así, en el probable caso de una compra y entrega normales sin necesidad de arbitraje los fondos son devueltos al comprador al finalizar el plazo de reclamación establecido.

Para más información, suscríbete a nuestra lista de correo.