Liderazgo Personal: La habilidad que está marcando la diferencia entre las personas ordinarias y extraordinarias.

Photo by rawpixel on Unsplash

Siempre se ha dicho que la diferencia entre aquellas personas con vidas ordinarias y aquellas que viven vidas extraordinarias es ese pequeño “extra” que las personas hacen en sus vidas. Pero, ¿qué es en sí ese pequeño extra?

Estoy seguro que también conoces personas que pasan su tiempo leyendo libros de desarrollo personal, siguen la huella de blogs sobre crecimiento personal, escuchan podcasts de psicología y aun así no avanzan tanto como quisieran en sus vidas. ¿Por que sucede esto? ¿Eres tú acaso una de ellas?

Si te has sentido identificado con esta situación, entonces sigue leyendo.

El liderazgo personal es la habilidad de conducir tu vida partiendo como base tus sueños y deseos. Si… probablemente estas pensando que esto suena un poco egoísta, pero ¿acaso pensar en uno mismo es malo?

Nos han enseñado que no debes pensar en ti mismo cuando la verdad ese que se han confundido los conceptos: una cosa es el ego y otra muy diferente es el egoísmo.

El ego es simplemente la consciencia de uno mismo, por ende de tus deseos e intereses, y el egoísmo es en cambio una forma de actuar a favor de tus propios beneficios pasando por encima de los intereses de los demás u obrando en su perjuicio.

Pensar primero en ti mismo no tiene nada de malo, al contrario. Esto se está convirtiendo en la diferencia entre aquellas personas que sí alcanzan sus sueños y aquellas que no.

El liderazgo personal es una actitud. Es reconocer que tú eres el responsable de tu vida y por ende tu vida está en primer lugar. Es reconocer que en tus manos están las riendas de tu vida y que eres solo tú quien decide cuál será tu destino.

Vivir una vida extraordinaria implica tomar el papel que te corresponde como líder de tu vida.

Pero, ¿qué es un líder? Un líder es una persona con ciertas características especiales capaz de dirigir un grupo y de diseñar un plan estratégico para alcanzar los objetivos o metas que el grupo se ha propuesto.

Entonces ¿cómo se puede ser el líder de uno mismo? Muy sencillo. Siendo líder del conjunto o grupo de recursos, habilidades, valores, creencias y herramientas que te conforman como individuo.

Por ello, aunque muchas personas invierten horas y horas en informarse sobre su desarrollo personal no ven una diferencia en su vida si no saben cómo liderar todo ese grupo de elementos que los componen.

Aprender a liderar tu vida es sinónimo de saber cómo debes conducir tu vida utilizando todo tu potencial a tu favor.

Un líder sabe fijarse objetivos y trazar un mapa o una estrategia que le acerque a su meta; un persona que sabe liderar su vida sabe convertir sus sueños en objetivo reales y alcanzables que lo lleven hacer realidad la vida que desea vivir.

De la misma manera que un líder sabe comunicarse y negociar buscando acuerdos justos entre ambas partes, una persona con liderazgo personal sabe usar su asertividad para defender sus intereses cuando siente que están siendo violados por los demás y buscar en cambio tratos justos para ambos.

De la misma forma que un líder esta tomando constantemente decisiones, una persona con la habilidad de liderar su vida sabe tomar decisiones que le beneficien a el mismo y que le ayuden a llegar más rápido a sus objetivos.

Al igual que un líder sabe tratar a la gente y conoce la manera de sacar el potencial de los miembros de su equipo; una persona que sabe liderar su vida sabe aprovechar al máximo su propio potencial para usarlo a su favor.

Las personas que reconocen que son los únicos responsables de su vida y que aceptan la responsabilidad de hacer realidad la vida de sus sueños son aquellas que en verdad avanzan en la vida.

Por ello, pensar en ti mismo resulta crucial si quieres aprender a liderar tu vida.

Las personas que viven vidas extraordinarias saben que la vida está para mucho mas que simplemente conformarse con vivir “bien”. Ellos son conscientes de sus deseos y sus sueños y les dan su lugar e importancia en sus vidas.

Se conocen tanto a si mismos que saben como funciona su potencial y son capaces de llevar su vida hacia la dirección que quieran.

¿Y donde quedan los demás?

Muchas personas hacen de lado sus sueños y deseos por pensar primero en los demás. Tienen un sentimiento de culpa por sentir que solo piensan en ellos y en sus propios deseos.

Esto los lleva a vivir una vida que no es en verdad la vida que quieren vivir. Terminan sacrificando sus sueños y eso los hace sentir que su vida no es especial, o incluso, que no tiene sentido.

Déjame decirte algo, los sueños tienen un enfoque personal. Es un deseo propio que surge de tu ser y tiene la única función de hacerte feliz.

Los sueños son importantes porque en el camino hacia su cumplimiento tu creces como persona y logras sentirte pleno y realizado una vez que los has alcanzado. Esta plenitud personal es la que te ayudará después a hacer algo por los demás.

Debes pensar primero en ti y en buscar la manera de hacer tus sueños realidad para que después puedas ayudar a otros a que también vivan una vida extraordinaria como la tuya.

Es por eso que el liderazgo personal se convierte en ese pequeño extra que marca la diferencia.

Liderar tu vida te va a permitir vivir en coherencia entre lo que piensas, dices, sientes y haces. Te ayudará a usar todos tus elementos a tu favor. Y conseguirás plenitud para tu vida y auto-realización por medio de la realización de tus sueños.

Esto te abre el camino hacia una vida con sentido haciendo realidad tu misión y el propósito para tu vida haciendo algo por los demás. Después de todo, uno no puede dar lo que uno no tiene. No puedes hacer algo por los demás si primero no has hecho nada por ti mismo.

Te invito a que cambies ese enfoque que tenias anteriormente y comiences a pensar más en ti mismo. Busca la manera de hacer tus sueños realidad de una manera equilibrada y justa, sin afectar los intereses de los demás, como provee el liderazgo personal.

Aprender a usar tu potencial a tu favor, tomar las riendas de tu vida y comenzar a dirigirla en dirección hacia tus sueños y deseos será la clave para comenzar a vivir la vida extraordinaria que te mereces.

No es de asombrarse que los grandes empresarios, los deportistas de élite o las personas famosos inviertan en sí mismos teniendo un asesor personal a su lado. Por que ellos conocen que el secreto para alcanzar el éxito en sus vidas es saber utilizar su potencial a su favor.

Si tú no sabes como utilizar tu potencial es momento de invertir en ti mismo y entrenarte en liderazgo personal. Esto puede llegar a marcar la gran diferencia en tu vida.

Brian Tracy dice: “El crecimiento personal es un gran ahorro de tiempo. Cuanto mejor te vuelves, menos tiempo te lleva alcanzar tus objetivos”.

No pierdas tiempo y comienza a vivir desde hoy la vida extraordinaria que te mereces. En ti está hacer ese pequeño extra que marca la diferencia.

Like what you read? Give Tania Eufracio a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.