¿Cómo @#$%&! transformar el sistema?

Algo muy interesante para quienes buscamos transformar el sistema es entender precisamente cómo ocurren esas transformaciones, para poder impulsarlas en la dirección deseada. Cuando empezábamos esta aventura llamada Cirklo, una de las discusiones más recurrentes era “¿cómo @#$%&! podemos transformar el capitalismo?.

Cinco años han pasado y hemos aprendido más sobre cambio sistémico. Esa es una de las razones por las que hoy formamos parte de B Corps (Sistema B para América Latina), una comunidad global de empresas que tienen un propósito compartido:

“Transformar los negocios en una fuerza para el bien, utilizando el poder del mercado para solucionar problemas sociales y ambientales”.

B Corps es una de las más importantes iniciativas que buscan transformar el sistema de abajo hacia arriba para construir un capitalismo mucho más inclusivo. Se trata de sumar el esfuerzo de actores que no estamos satisfechos con el viejo sistema para cambiar el rumbo. Si tuviéramos un mapa, la isla del tesoro sería un lugar en el que las empresas han redefinido su misión: siguen buscando la rentabilidad de sus accionistas, pero en igual nivel de importancia — desde su core business — generar un impacto social positivo para sus colaboradores, las comunidades en las que operan y el medioambiente.

¿Y cómo ocurre?

El cambio sistémico es algo bastante complejo de entender, pero intentaremos explicar una herramienta que nos ha ayudado a tenerlo mucho más claro. Se trata de la Perspectiva Multinivel (Multilevel Perspective) propuesta por Frank Geels, uno de los grandes expertos en el tema de transiciones.

La Perspectiva Multinivel concibe la economía, la tecnología y la sociedad como un gran sistema donde diversos actores interactúan de maneras diferentes. Cuando un gran cambio o innovación es introducida en este sistema se genera una tensión entre los actores, ideas y valores que dominan el sistema y los innovadores que buscan crear un nuevo equilibrio social. (1)

En términos muy generales, estos procesos de cambio ocurren en tres diferentes niveles:

  1. El régimen. Es la configuración presente en un sistema y tiene múltiples dimensiones: el mercado, la industria, la ciencia, la tecnología, la política y la cultura. En cada una de esas dimensiones existen prácticas, procesos, normas, principios, actores y relaciones bien establecidas (status quo).
  2. El panorama. Es el contexto o el escenario en el que se encuentra inserto un régimen, y por lo tanto lo afecta. Piensa que en el panorama tienen lugar diferentes fenómenos de naturaleza económica, política, social y ambiental.
  3. El nicho. Se trata de un “espacio protegido” al exterior del régimen, en el que se incuban nuevas tecnologías, procesos o formas de organización. Este proceso de incubación toma tiempo antes de que las innovaciones estén maduras y puedan incorporarse al régimen.

De acuerdo con Geels, una transición es resultado de las interacciones entre estos tres niveles, y pueden ser de distinta naturaleza. Por ejemplo, si el panorama no ejerce suficiente presión sobre el régimen, va a contribuir a reforzarlo y éste va a mantener la misma trayectoria. Por el contrario, cuando el panorama ejerce suficiente presión, pueden surgir tensiones que causan incertidumbre entre los diferentes actores del régimen y su desestabilización. Cuando esto ocurre, se abren ventanas de oportunidad que permiten que las innovaciones que se han incubado en el nicho puedan introducirse al régimen y cambiar la trayectoria de una o varias de sus dimensiones.

Adaptado de Geels (2002) y Geels & Schot (2007)

En un artículo posterior que Geels escribió con Johan Schot — otro gran experto en el tema — , explicaron que existen diferentes tipos de transiciones, dependiendo de la naturaleza y de la sincronía (timing) de las interacciones. Por ejemplo, si en un momento determinado el panorama ejerce suficiente presión sobre el régimen y se abren ventanas de oportunidad, pero las innovaciones en el nicho no son lo suficientemente maduras, no afectarán al régimen y las ventanas pueden volver a cerrarse. También puede ser que coexistan diferentes innovaciones lo suficientemente maduras en el nicho que compiten entre sí o se complementan para alterar la trayectoria del régimen.

Hay que tener muy claro que las transiciones pueden tomar mucho tiempo y siempre estarán enfrentando resistencias al interior del régimen que buscan mantener el status quo.

Hacia un capitalismo más responsable

La Perspectiva Multinivel puede ayudar a explicar el surgimiento de una iniciativa como B Corps y de qué manera contribuye a transformar el capitalismo. Trataré de ejemplificar cómo se verían hoy los tres niveles que mencionamos:

El régimen actual

El papel de las empresas es generar valor para sus accionistas. Prevalece la ideología del libre mercado, en la que el Estado debe quitar las manos de la economía y dejar que sea el mercado quien asigne los recursos de manera más eficiente, “trayendo bienestar para la mayoría”. Las instituciones, los estándares y regulaciones del régimen están construidos alrededor de esta lógica. La responsabilidad de resolver los retos sociales y ambientales se ha puesto únicamente en las manos del Estado y de la sociedad civil.

El panorama actual

Si pudiéramos imaginarlo como una gran nube, estaría cargada de la más reciente crisis financiera y sus efectos derivados de prácticas irresponsables, una brecha cada vez mayor entre países ricos y pobres, las presiones del cambio climático, crisis humanitarias como la de los refugiados, pero también de nuevos valores impulsados por generaciones más jóvenes (millenials), la economía colaborativa o los Objetivos del Desarrollo Sostenible, que están ejerciendo presión sobre el actual régimen y abriendo ventanas de oportunidad.

El nicho

Una red de múltiples actores está incubando diferentes iniciativas a nivel nicho. Algunas de ellas son lo suficientemente maduras como para entrar o desafiar al régimen, y empezar a alterar las reglas del sistema y definir nuevas direcciones para la economía de mercado. El ejemplo con B Corps, es que en Estados Unidos han empezado a presionar en los congresos locales para que a nivel de políticas públicas se creen nuevas estructuras corporativas y legales que favorezcan este tipo de empresas y tal vez algún día se conviertan en el estándar de los negocios. Actualmente las B Corps han sido aceptadas como forma jurídica de empresa en 31 estados de Estados Unidos y hay iniciativas legislativas en Colombia y Argentina para adoptar esta figura.

Tres puntos para llevar… y actuar

  1. El viejo capitalismo está en pleno proceso de transición y tanto empresas como emprendedores se están convirtiendo en agentes de desarrollo sostenible que no sólo generan valor económico sino también social. Una de las iniciativas más importantes para impulsar este cambio son las Empresas B.
  2. Estamos en un momento en el que hay una ventana de oportunidad abierta para transformar el actual régimen. Las empresas, emprendedores y organizaciones que no sean capaces de entender, ajustarse o empujar estos cambios, corren el riesgo de volverse intrascendentes o desaparecer.
  3. Uno de los retos para Sistema B en América Latina es generar una masa crítica de Empresas B, para que podamos impulsar con mayor fuerza cambios a nivel de políticas públicas y así transitar hacia un capitalismo mucho más responsable en la región.

En Cirklo trabajamos con organizaciones que quieren empujar estas transformaciones. Si estás interesado en conocer más sobre Sistema B o lo que necesitas para ser una Empresa B, ponte en contacto.


Agradecemos a Xoán Fernández por su aportación para la explicación de la Perspectiva Multinivel (1) y sus observaciones para mejorar el artículo. Si estás en Colombia y quieres tener una conversación muy interesante sobre emprendimiento e innovación social búscalo aquí.

Si el artículo despertó tu interés y quieres aprender más sobre transiciones y la Perspectiva Multinivel, tienes que leer a Geels (2002). Si quieres profundizar, nuestra recomendación es que le eches un ojo al artículo que escribió junto con Schot (2007).


Bibliografía

Geels, F. W. (2002). Technological transitions as evolutionary reconfiguration processes: a multi-level perspective and a case-study. Research policy, 31(8), 1257–1274.

Geels, F. W., & Schot, J. (2007). Typology of sociotechnical transition pathways. Research policy, 36(3), 399–417.