Ser Ágil o hacer agilidad: una cuestión de transformación

Recursos sobre Cambio Cultural

La primera vez que renuncié a ser Coach de un equipo de desarrollo, lo hice porque pensé que nunca se implantaría ágil. Los veía haciendo micromanagment y poniendo pretextos para aprender. No se va a cambiar nada, le decía al subdirector. Nadie ni siquiera lo intenta, la dirección poco le importa, los programadores no tienen compromiso. Así que me alejé… 3 meses.

Volví como Gerente y en ese rol, comencé a entender cómo la historia, el background y la manera de llevar a todo un grupo impactan en la forma de trabajar. Ahora sé que a eso se llama cultura y entendí cómo ser un agente de cambio efectivo. Entender porqué por más increíble que suene eso de TDD, la gente no está dispuesto a seguirte sólo porque eres el gerente.

Aún sin haber entendido bien qué es eso de la cultura y las maneras de transformarla, sentía que pasaba esto:

inerciacambio

(imagen de Michael Sahota en Agilitrix.com)

Como en la imagen, estamos en un plano inclinado. La cultura es aquello que nos jala. Son todas esas costumbres tan difíciles de remover (y que además disfrutamos) que nos obliga a hacer lo de siempre. Entendí que necesitamos una estrategia para no sólo lograr la adopción si no también la transformación.

Esta transformación es necesaria para que el cambio no sea una algo pasajero, algo que sólo le sirve a un grupo de gente. Una verdadera transformación te mueve el piso y te tira al suelo. Al levantarnos, nuestra forma de vivir y pensar es otra y ya no hay vuelta atrás.

La siguiente no es receta, pero sí algunos tips que todo agente de cambio debe entender.

1. Entender la Cultura Organizacional

Todos los grupos, sean equipos, empresas o equipo de futbol tienen una cultura. La cultura son todos esos valores y comportamientos que conforman el ambiente social y psicológico de una organización. Incluye, sus expectativas, experiencia, filosofía, imagen, actitudes, creencias, reglas escritas y no escritas que han sido desarrolladas a través del tiempo que compartimos todos.

La definición de cultura que más me gusta es: la manera en que hacemos las cosas aquí para tener éxito. Esta definición es de Schneider, quien también tiene un modelo para entender la cultura. Michael Sahota tiene un libro (¡descarga gratis) que ayuda a entender la cultura y la manera de transformarla.

Schneider-Culture-Model

2. Transformación ¡comienza contigo!

El que nosotros pensemos que TDD cambiará el mundo, no quiere decir que todo mundo lo ve así. No tienen porqué. La percepción del mundo es sumamente personal y por lo tanto, subjetiva. Esta sujeta a lo que cada quien cree, piensa y vive. Por eso, es que debemos respirar profundo y desarrollar la habilidad de escuchar, estar presente y tener empatía por aquellos que piensan diferente. Confiar en el otro. Aprender a formar relaciones valiosas. Y en mi experiencia, intentarlo una y otra vez aceptando que fallamos y que no somos perfectos. ¿Y que tal si TDD no cambiará el mundo?.

Aquella vez que renuncié ni siquiera yo era una verdadera agilista. Secretamente, los quería obligar a ser ágiles y me frustraba enormemente no entender porqué rehuían a serlo. ¿cómo era posible que no vieran todo lo maravilloso que es?

Un agente de cambio tiene que entender la cultura y transformarse. Hacer experimentos con su propia persona y poco a poco, recobrarse del command and control.

3. Respira y plantea tu estrategia

Existen diferentes modelos y patrones que podemos utilizar para que una vez que entendimos la cultura, comenzar a buscar su transformación.

Linda evangelist

Linda Rising, en su libro Fearless Change nos explica algunos patrones y cuándo y cómo utilizarlos para provocar pequeños cambios y que provoquen una transformación cultural. Quiero hacer énfasis en pequeños cambios. Sólo es necesario dar los primeros pasos y resultados para que le gente se emocione y transforme su ambiente.

Un error de los agentes de cambio es que queremos abarcar mucho: mejorar TDD, estimaciones y entregas al mismo tiempo. Y claro, seguir entregando software en tiempo y forma. Ese libro me dio la idea de conseguir a alguien fuera de nuestro grupo de trabajo, para que fuera el y no yo, quien los motivara a hacer TDD y de pasada, que cambiara nuestra cultura hacia una de compromiso con la calidad. Por eso es que le estaré eternamente agradecida a Uncle Bob.

4. Ese escurridizo sentido de urgencia

De los 8 pasos de Kotter para liderar el cambio, entendí la necesidad un sentido de urgencia. Los fumadores compulsivos sólo dejan de fumar hasta el primer pre-infarto; adoptamos un estilo de vida más saludable hasta que pasamos los treinta y tantos y nuestro cuerpo ya no reacciona igual. Ese es el sentido de urgencia para adoptar nuevos y mejores hábitos. ¿Y cómo hacer que un equipo se de cuenta de la emergencia? y lo que es peor… ¿realmente existe? (la respuesta es seguramente sí, pero si no la podemos hacer visible, no convenceremos a nadie de salirse de su zona de confort.

5. El porqué y el liderazgo

Esta charla de TED convirtió a Simon Sinek en superestrella. O al menos, cuando yo la vi sentí que una verdad suprema había sido revelada ante mí. Estamos acostumbrados a que el liderazgo se da por un convencimiento que, aunque no sea de mala forma, tiene algo de cohercitivo. Soy tu jefa alivianada, tomo cervezas contigo, pero cuando la riegas (y sé que lo harás porque yo soy mejor), hay tabla.

Sigo leyendo el libro de Sinek y, aún no alcanzo a dominar cómo lograr una correcta comunicación del WHY. Pero de menos entiendo, que las verdaderas razones por las que la gente se mueve y actúa van más allá de zanahorias o latigazos.

adopters

Postdata: TDD no cambia el mundo; no es una bala de plata, ni la solución a la mayoría de los problemas pero nos ayudó a transformar nuestra cultura :)