La herramienta para ser competitivo

Según la OMS los países latinoamericanos deberían tener una relación ideal 1 odontólogo por cada 2.000 habitantes. Sin embargo ya en el 2012, en Chile existían 1 odontólogo por cada 918 habitantes con una proyección de cerca de 2.000 odontólogos nuevos para el año 2013. En México, para el año 2010 se contaban 151.622 odontólogos registrados y considerando el total de habitantes de la época la relación era 1 odontólogo por cada 740 habitantes cifra que dada la gran cantidad de nuevas universidad que imparten la carrera está lejos de mejorar. El panorama es similar en toda Latinoamérica y seguro lo has sentido: la competencia en la industria es difícil, nacen constantemente nuevas consultas odontológicas, los precios de las consultas bajan cada vez más y abundan las promociones y los cupones de descuento por Internet.

Algunos países y la sobre-oferta de odontólogos

VENTAJA COMPARATIVA VS VENTAJA COMPETITIVA

Cuando hablamos de competencia y las maneras de sacar ventaja de un competidor se distinguen ventaja comparativa y ventaja competitiva. La primera habla de una ventaja frente a la competencia que es efectiva pero solo es temporal y fácilmente imitable. Si una clínica dental ofrece cupones de descuento por Internet y comienza a ganar pacientes, se pone en ventaja frente a otra clínica competidora pero nada realmente complejo impide le impide ejecutar la misma táctica. Ofertas de presupuestos gratis o regalar un cepillo de dientes en la primera consulta son ejemplos de tácticas fáciles de imitar y por tanto son ventajas comparativas.

¿Si se te ocurriera crear tu propia marca de cepillos de dientes, cómo competirías con Oral-B o Colgate? estas empresas son virtualmente imbatibles no solo por su tamaño, también está su experiencia y el poder de marca. Estos son ejemplos claros de una ventaja competitiva pues aunque un competidor puede identificarlas con claridad son muy difíciles de igualar e imitar representando una base sólida para la empresa que posee esta ventaja. Tu misión: lograr crear una ventaja competitiva sobre tus competidores.

La competencia en precios no será una ventaja para siempre

‍SOFTWARE ODONTOLÓGICO: UNA OPCIÓN DE VENTAJA COMPETITIVA

Cuando Henry Ford creó la línea de ensamblaje en su fábrica de automóviles logró bajar los costos de tal manera que cualquier norteamericano podía, por primera vez en la historia, tener acceso a un vehículo propio. Esta ventaja competitiva no estaba visible para los clientes, no se trató de una mega campaña publicitaria, tampoco de poder de marca, ni siquiera del mejor modelo de auto del momento, fue un cambio radical en los procesos internos de la empresa lo que causó el éxito. Un software odontológico para tu clínica dental puede tener ese mismo impacto.

Cuántas veces te has quedado atrapado en la vorágine de las tareas administrativas dejándote tiempo para nada y recuerda, no solo tienes que pensar en tus pacientes, en recordar comprar tus insumos y en pagarle a tus colaboradores a tiempo también tienes al frente una competencia que no te dará respiro en la pelea por nuevos clientes. Un software odontológico te permite delegar esas tareas y que se realicen de forma automática: notificaciones de faltas de stock de insumos, cálculo automático de remuneraciones, agenda de pacientes en tu celular, notificaciones a pacientes por correo, odontograma virtual, videos explicativos para pacientes y muchas otras funcionalidad pueden hacer la gestión de tu clínica dental mucho más eficiente, simple y rápida. No será visible para tus pacientes, pero esta ventaja competitiva aplicada al interior de tus procesos puede significar el gran salto hacia vencer a la férrea competencia.


Originally published at www.softwaredentalink.com.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.