Prototipando para innovar

23 Design
23 Design
Nov 8 · 7 min read

Los prototipos son una herramienta, no una fase.

¿Para qué prototipar?

Hospedarte en el departamento de un extraño, moverte en el auto de un desconocido o subir un video que desaparecerá en 24 horas –Airbnb, Uber y Snapchat– sonaban como ideas ridículas hasta que se convirtieron en parte de nuestras vidas.

Anticipar si una idea va a funcionar es más difícil que nunca.

Vivimos en un momento en el que preguntar “¿se puede hace esto?” es trivial frente a responder “¿la gente querrá esto?”.

Por eso, tanto las startups como las grandes compañías deberían preocuparse por esto.

Más de 40% de los emprendimientos fracasan porque nadie quería lo que ofrecían; y los corporativos invierten millones en iniciativas de innovación que terminan olvidadas en un cajón al siguiente trimestre.

La Design School (d.school) de la Universidad de Stanford propuso una solución disruptiva a este problema:

Una etapa en el proceso de diseño para prototipar y probar tu idea.

La etapa de prototipado, después de la ideación.

Justo antes de construir tu idea, prototípala, pruébala y aprende.

¡Todos amaron la idea ! ❤

Y después comenzaron a pensar en maneras creativas de prototipar –métodos para jugar con las ideas–, antes de construirlas e invertir en ellas.

Algunos métodos populares de prototipado son

  • Bocetos
  • Canvas
  • Interfaces de papel
  • Escenificación con Legos
  • Juego de roles
  • Prototipos interactivos con inVision

Y muchos más….

¡MUCHOS MÉTODOS DIFERENTES! De extrema superior izquierda a extrema inferior derecha: Service Design Tools, This is Service Design Methods, Resultados de google, IDEO Design Kit.

El problema

El tema con que todos estos métodos se llamen prototipos, es que parece que todos caben en la “etapa de prototipado”, comunicando la idea de que son intercambiables (está bien usar cualquiera, siempre que hayas usado uno).

Este es un gran error.

La cosa es que algunos métodos son útiles para entender a los usuarios, otros para trabajar en equipo, mientras que otros son útiles para elegir la mejor solución.

Prototipar para decidir qué construir no es lo mismo que prototipar para saber cómo construirlo.

El problema es forzar todos los métodos de prototipar en una fase.

Esta confusión afecta a emprendedores, innovadores y diseñadores por igual, Es común encontrarse con equipos que creen saber si lo que están construyendo va a funcionar solo porque le mostraron un prototipo de inVision a un par de amigos.

Repensando el prototipado

Los prototipos son una herramienta, no una etapa.

Visto de esta forma, los prototipos no son una actividad en una etapa del proceso, sino una herramienta que se puede usar constantemente.

Los prototipos pueden ayudar en todas las etapas: descubrir, aprender, concebir y probar ideas.

Siguiendo esta lógica, podemos agrupar los diferentes métodos en tres: prototipos que ayudan a visualizar conceptos, prototipos que sirven para probar hipótesis y prototipos que ayudan a validar nuestra ejecución. Veamos:


1. Prototipar para visualizar conceptos.

Cuando prototipamos para tener una visión compartida (o visualización) de lo que estamos imaginando y/o tratando de diseñar. Pueden ser rápidos y sucios o de alta fidelidad, dependiendo del detalle que se necesita visualizar para alinear a nuestros equipos.

  • Bocetos para aplicaciones móviles
  • Business Model Canvas
  • Renders en 3D para objetos físicos

Este tipo de prototipos (pasivos) nos ayudan a generar conversaciones y encontrar vacíos en el diseño junto con nuestros equipos. Sin embargo, no son muy útiles al mostrarlos a usuarios o clientes potenciales porque tienden a desencadenar opiniones y críticas en lugar de permitir probar la experiencia y empatizar.

Este tipo de visualizaciones y modelos son geniales para la colaboración, pero no tanto para ponerlos frente a usuarios.


Otras herramientas de visualización:

  • Storyboards
  • Moodboards
  • LEGOs
  • Escenarios
  • User Stories
  • Comunicado de pensa a futuro
  • Escenificación de servicios
  • Juego de roles

2. Prototipar para probar hipótesis

Cuando prototipamos para presentarle a usuarios potenciales una experiencia cuasi-real con la finalidad de observar su comportamiento.

Estos prototipos requieren de que identifiquemos una hipótesis clara sobre el comportamiento esperado.

Si hacemos esto _______ (supuesto o idea) ________.

Entonces los usuarios harán _______comportamiento esperado) ________.

Porque ____(comportamientos actuales)______.

Con una hipótesis clara, podemos empezar a imaginar formas de recrear el comportamiento en una “experiencia cuasi-real”.

Un ejemplo:

Imaginemos que tuvimos la idea de crear un programa de ejercicios pagados para los adultos mayores, para resolver el problema de falta de actividad física después de los 60 años.

¿Cómo podríamos aprender si funcionará antes de crear una base completa de servicios tecnológicos para soportar la experiencia digital?

¿Qué tal WhatsApp?

¡Interesante! ¿Podríamos mandar videos diario, cobrar y ver si la gente está dispuesta a pagar por el servicio?

También podríamos aprender si el contenido es bueno o si está enganchando a los usuarios, a través de retroalimentación real.

Va otro ejemplo de un proyecto que lanzamos hace tiempo en 23:

Queríamos crear un programa de suscripción de vinos con la hipótesis de que si mandábamos dos botellas al mes, de características contrastantes, los usuarios podrían aprender qué tipos de vinos les gustan y cuáles no.

Para probar esta idea, compramos unas 10 o 12 botellas e invitamos a algunas personas a probarlas. Cada persona tomaba dos copas, después de probarlas, les preguntamos si tenían un favorito y por qué.

Todos aprendieron qué les gustaba y se llevaron a casa sus favoritos, mientras que nosotros validamos nuestra hipótesis.

Después de eso, generamos la certeza suficiente como para diseñar y construir la plataforma. (El servicio sigue activo y creciendo, si te llamó la atención, puedes inscribirte y recibirás en tu casa dos botellas al mes).

Después de recrear estas “cuasi-experiencias reales”, podemos aprender acerca del comportamiento, motivaciones y aspiraciones de los usuarios. Su retroalimentación es increíble para innovar, porque abre nuestras mentes hacia lo conocido, lo desconocido e ideas inesperadas.

Como sabemos,

hay saberes conocidos,

hay cosas que sabemos que sabemos.

También sabemos

que hay incógnitas conocidas.

Es decir,

sabemos que hay algunas cosas

que no sabemos.

Pero también hay incógnitas desconocidas,

las que no sabemos que no sabemos.

Finalmente, hay conocimientos desconocidos.

Los saberes,

que no queremos saber.

Fuente: Piezas de inteligencia, de Hart Seely.


Otras herramientas para probar hipótesis: juegos de rol, anuncios de fachadas o enfoques del Mago de Oz.

  • IDEO llama a este tipo de prototipos “Live Prototyping” y Alberto Savoia en su libro The Right It, los llama “Preototipos”.

3. Prototipar para probar la ejecución

Cuando prototipamos para ver si lo que diseñamos, está bien diseñado y cumple los objetivos que nos propusimos.

La idea de estos prototipos es crear una versión “simulada” de nuestra solución, con la que los usuarios potenciales puedan interactuar.

Se logran, por ejemplo, diseñando pantallas basadas en flujos (bocetos en baja o alta fidelidad) y mostrandolas a los usuarios para probar si pudieron completar con éxito la acción deseada.

  • Prototipos de papel
  • Prototipos InVision o Marvel

Estas son pruebas de usabilidad útiles, pero no nos darán información sobre la Deseabilidad de la idea ni aportarán mucha información sobre los deseos, necesidades o motivaciones de las personas.

Con este tipo de prototipos, podemos descubrir si las personas pueden ir del punto A al punto B, pero no saber quieren hacerlo en primer lugar.


Otras herramientas: espacios físicos y modelos


Los prototipos generan innovación.

Ideas locas como Airbnb, Uber o Snapchat requieren más que increíbles conocimientos de ingeniería. Por ello, prototipar ideas locas puede ayudarnos a tener éxito, especialmente en un mundo donde reina la incertidumbre.

Usa prototipos a través del proceso de diseño, y no solo en la “etapa de prototipado”, y genera emoción alrededor de tus ideas en cada paso del camino.

Por muy locas que sean, haz que la realidad tenga la última palabra.

Prototipa seguido. Disfruta darte cuenta que te equivocaste y estarás innovando sin darte cuenta.


Gracias por leer. Este artículo también es un prototipo. Comparte conmigo lo que piensas o escríbeme en Twitter @lulomx.

Gracias a Chucks @ 23 por las increíbles imágenes para ilustrar este artículo.


Este artículo fue originalmente publicado en inglés por Lulo, socio fundador de 23 Design.

Spotlight

A Publication by 23 Design.

23 Design

Written by

23 Design

Full-service Design Consultancy based in Mexico City.

Spotlight

Spotlight

A Publication by 23 Design.

Welcome to a place where words matter. On Medium, smart voices and original ideas take center stage - with no ads in sight. Watch
Follow all the topics you care about, and we’ll deliver the best stories for you to your homepage and inbox. Explore
Get unlimited access to the best stories on Medium — and support writers while you’re at it. Just $5/month. Upgrade