Cosas (buenas) que te pasan al trabajar en casa

Trabajar en casa es una opción que muchas veces asusta por las ideas o tópicos que se tienen en la cabeza. Pero sí, se puede y sale bien. Muy bien.


Para todas las personas que comienzan — o recomienzan — su vida laboral, trabajar en casa es una opción que muchas veces asusta por las ideas o tópicos que se tienen en la cabeza.

Lo cierto es que bueno, no es fácil pero una vez cojido el tranquillo — como decimos en Canarias — tiene muchos beneficios que además, se expanden al resto de tu hogar.

Como eres tu ‘propio jefe’, comienzas a descubrir lo bueno o malo que eres en el cargo, y también lo eficiente y responsable que eres siendo tu propio ‘empleado’. Recuerda, eres tu jefe pero sobre todo, tu empleado. Trabajas para una empresa que lleva tu nombre. ;)

Te cuento un poco de lo que me ha pasado a mi desde el 2010 hasta ahora.

Cosas (buenas) que te pasan cuando trabajas en casa

1. Orden. Y concierto.

Poco a poco lo irás notando cómo se expande, primero dentro de tu estudio, luego al resto de tu casa.

Mira este dato, muchas personas que trabajan fuera de casa tienen un orden impuesto “en mi empresa se hacen las cosas así” pero luego en casa pueden ser un desastre o tener un orden totalmente opuesto. En tu casa el orden se unifica, porque trabajo y vida personal, van juntos. Recuerda, lo bueno o malo que hagas en casa afecta a tu trabajo, a ti y a los que vivan contigo.

2. Hábitos. Que hacen al monje.

En tu claustro particular que es tu casa, todo lo que haces contribuye a que rindas mejor, por eso seguir el rito de despertarse a una hora fija, ducharte, desayunar, vestirse con ropa de calle o cómoda — pijama no, gracias — y ponerte a trabajar, influye y mucho.

Me reía con la excelente fotógrafa Corina Landa sobre esto, cuando sorprendía en su casa vestida de calle, y le decían ¿a dónde vas? Y ella respondía: ¡a trabajar! :P

Importante, deja espacio también para descansar, hacer deporte — dentro o fuera de casa — y los que haceres del hogar. No hagas como dice el dicho:

Estaba tan atento a conducir, que no tenía tiempo para poner gasolina
Mi vida, aparcada cada mañana. Gracias a The U.S. National Archives

3. Simplificar = Optimizar.

Descubrirás que mucho del tiempo que perdías, ahora lo ahorras. Sabes, salir de casa a trabajar, en sí mismo es un trabajo. Amerita un tiempo de ejecución. Si trabajas con Internet — como es mi caso — ya habrás notado que tu vida en general ha cambiado mucho. Controlas tu tiempo más que la media de personas que se desplazan todas las mañanas a su centro de trabajo. También si tienes tu taller en casa, de costura, mecánica, diseño o arte. Yo por mi parte, intento agrupar las salidas de casa, todas en un día o dos, y muchas de las reuniones, siempre online.

4. Disciplina = Autodisciplina.

Cuando se habla de ser tu propio jefe y trabajar en casa, se cree que nadie te manda, que haces lo que quieras. Disculpa, es un error de punto de vista. Tú eres quien lleva la batuta y eres quien le dice a tu otra parte — el trabajador — que debe “darle caña al asunto”. La disciplina y la responsabilidad es “hacer lo que tengas que hacer sin que nadie te lo diga”. Descubres en tus carnes que sí, hay que tener mucha resistencia y no esperar a responder por reacción, sino por convicción. Estoy muy orgulloso de lo que he logrado trabajando en casa, porque me he demostrado de la madera de la que — creo — estoy hecho.

Listo para trabajar. Gracias a NASA on The Commons

5. Borrar. Rebobinar.

Siempre aprendes equivocándote, que no venga ningún perfeccionista a decir lo contrario. Cada cierto tiempo — 3 meses más o menos — me gusta revisar mis hábitos, ver qué resultados han dado y luego si es necesario, cambiarlos, borrarlos o mejorarlos. Ves, también eres tu propio departamento de Recursos Humanos, porque debes entrenarte y formarte para desempeñar mejor tu trabajo.

Si trabajas en casa, seguro que te suena mucho de lo que te estoy hablando. Es posible que hayas aprendido más de lo que imaginabas, incluso, también caer en la tentación de trabajar por cuenta ajena.

Dime, ¿trabajar en casa está hecho para ti?

Aquí en Medium

Vida laboral y personal ¿juntas o separadas?
Mis 10 hábitos para trabajar en casa
Tres años como emprendedor. Mis mejores fracasos.
10 hábitos que han cambiado mi vida en 5 años

Artículo original publicado en MundoCaco.com