Foto por Deschannel.

Divagaciones sobre México mientras espero para ir a una fiesta de quinceañera

Hoy iremos a una fiesta de quinceañera. Mientras todos se bañan saqué la foto de arriba desde la ventana de nuestro cuarto. Ahora escribo mis 200 palabras y aún se siguen arreglando, así que tengo tiempo suficiente para hacer lo que tengo que hacer.

Hace unos días fuimos al ensayo para la ceremonia de XV años en la iglesia. No sabía que esa clase de actividades existía. Había visto ensayos para bodas pero sólo en películas. No sé si este tipo de cosas sean gringas o simplemente hacía mucho que no estaba cerca de este tipo de celebraciones.

Es el quinto día en este país y aún no hablo inglés, y como la fiesta a la que voy es de mexicanos que radican acá en California, el español seguirá siendo el modo de comunicarme. Eso de los mexicanos en este país es algo muy particular, porque aunque estén lejos de «casa», las costumbres son prácticamente las mismas: me imagino que al llegar a la fiesta la música y la comida serán como si estuviéramos en México.

La gente mexicana queriendo ser gringa y los paisanos acá en California queriendo rescatar las costumbres y pequeños detalles que los hacen mexicanos, quizá esté mal que generalice, pero al día de hoy es lo que he observado. Llevo pocos días por acá y no estaré por mucho tiempo, ya veremos qué tal maduran estas ideas ya que esté de regresé en México.

Ya terminé mi texto, ya tengo mi foto lista, en unos minutos mi chica dirá que ya está lista para ir a la fiesta. Mientras, esperaré pacientemente.


Esta es una pausa de mi proyecto de creatividad durante mi estancia en la ciudad de San Francisco por unos días, mientras seguiré subiendo mis 200 palabras con fotografías del viaje.