Aprovechemos el gran conocimiento de nuestra amiga Wikipedia para introducir el tema:

El término fanfiction o fan fiction (literalmente, “ficción de fans”), a menudo abreviado fanfic o simplemente fic, hace referencia a relatos de ficción escritos por fans de una obra literaria o dramática (ya sea película, novela, programa de televisión, videojuego, anime…). En estos relatos se utilizan los personajes, situaciones y ambientes descritos en la historia original o de creación propia del autor de fanfic, y se desarrollan nuevos papeles para estos.

Esa es la definición oficial, pero mola más la mía…

Un fanfiction es la ficción sobre la ficción.

Es la imaginación llevada al extremo; es ese paraíso en el que ocurre todo aquello que no sucede en la obra original. Un fanfic está plagado de locuras, amores prohibidos, escenas eliminadas, historias del día a día, argumentos revueltos, personajes en nuevos entornos y sobre todo sexo, mucho sexo.

Porque, seamos sinceros, el sexo es un bien escaso en el mundo de la ficción, bien sea película, serie, libro o cómic, a no ser que nos vayamos a títulos eróticos por supuesto.

Simplemente pensad en esas historias en las que el objetivo principal no es mostrar la relación entre los protagonistas, o esas otras en las que te dejan constantemente con la miel en los labios, o esas en las que tu personaje favorito se enrolla con quien no debe.

Un fanfic arregla todas esas situaciones y más. Arregla muertes, rupturas, momentos íntimos que debieron ser y desgraciadamente no pasaron de la primera fase.

Tenemos todo tipo de temática en el mundo de los fics, desde Anime, pasando por musicales, hasta videojuegos.

¿Decepcionado por la serie, libro o película? Si aun adoras tu fandom, descubre fanficion y tendrás la historia a tu manera

Para que os hagáis una idea, las cifras que maneja FanFiction.net (la web más popular en el medio) rondan el millón de fanfics escritos para la categoría de libros, estando en cabeza Harry Potter con 728.000 fanfics, seguido de Crepúsculo con casi 220.000 escritos.

En el caso de los videojuegos nos encontramos con más de 500.000 relatos, estando en el número uno Pokémon con casi 84.000.

Sin embargo, en estas cifras no se incluyen aquellas historias del subgénero Crossovers, término que a más de uno le resultará familiar pues también es utilizado fuera del mundo del fanfiction. Un crossover es simplemente la interrelación de historias o personajes de diferentes lugares. Un ejemplo puede ser Alien vs. Depredador.

Además si tenemos en cuenta otras webs de publicación de fanfics como Archive of Our Own o Wattpad, podemos afirmar sin duda alguna que el número de fanfics escritos supera clarísimamente los millones.

Pero, ¿por qué hay gente que escribe fanfics?

En mis últimas entregas de Diccionario friki para dummies os explicaba qué era un Fandom y un Ship. Pues bien, ambos términos están ligados a este concepto de fanfiction, porque cuando sigues un fandom o un ship con locura, lo más probable es que acabes leyendo e incluso escribiendo fics sobre el tema.

Dado que la mayoría de los fics están motivados por relaciones entre personajes, que normalmente no ocurren en la versión original, el fanfic es la escapatoria perfecta para imaginar nuevas situaciones y finales.

Lo cierto es que muchos aventureros se lanzan a la piscina y comienzan a crear fanfics con la esperanza de reescribir y mejorar las historias originales, y aunque muchos — de verdad, muchos — lo consiguen, hay otros que se quedan a medio camino.

Asumámoslo, no todo el mundo puede escribir o narrar una historia, de hecho no todo el mundo sabe la suficiente ortografía o sintaxis para osar escribir sin quemarnos los ojos en el intento.

¿Creéis que estoy siendo un poco exagerada? Juzgad por vosotros mismos:

Luego están las sinopsis y argumentos que te quitan el hipo:

Tranquil@s, el escozor se pasa pronto

¿Todo es así?

No, no todo está a este nivel. Existen historias que llegan a superar a la obra original en calidad y guión, y algunas incluso consiguen publicarse en papel gracias a la demanda de los lectores.

El ejemplo que todos conocemos es 50 sombras de Grey. Aunque estamos hablando de una novela de dudosa calidad, nadie puede negar el exitazo que ha tenido. Para los que no lo supieran, el título comenzó como un fanfic basado en los personajes de Crepúsculo y se titulaba Master of the Universe.

Pero 50 sombras de Grey no es el único ejemplo. Hay personas con un gran talento escondidas en los mundos ocultos del fanfiction que merecen mucho más reconocimiento del que reciben.

Y es que en este universo podemos estar hablando de trilogías, de cientos de miles de palabras unidas que llegan a cautivar a más de uno. No obstante, uno de los grandes handicaps en este mundillo es el idioma.

Como os podéis imaginar la gran mayoría de los fics están escritos en inglés y, por lo general, suelen ser de mejor calidad que los escritos en castellano. Aquí juega un papel muy importante el desconocimiento de la sociedad de esta nueva forma de lectura.

Así que por favor, gente friki y no friki, debéis saber desde ya que el fanfiction es el mejor invento de la humanidad.

Es un lugar de creación donde todas las fantasías que puedas imaginar ocurren gracias al maravilloso talento de aquellos que consiguen hacer realidad lo que no pudo ser en la historia original.

Os reto desde aquí a escoger a vuestros personajes preferidos y leer un fic sobre ellos. Podéis filtrar por género (aventura, terror, romance, tragedia…) por los personajes que queréis que aparezcan, por número de palabras, por rating, etc.

El número de comentarios o reviews de un fic suelen indicar la popularidad del fic en cuestión, pero no os dejéis engañar, puesto que la popularidad no siempre significa calidad.

Hoy hemos aprendido…

Fanfiction, fanfic o fic: son relatos de ficción escritos por fans sobre una obra literaria o dramática. Habitualmente se centra en las relaciones entre personajes y suelen contener situaciones y escenas que no ocurrieron en la historia original.
Crossover: es un relato que relaciona varias historias y personajes de lugares y mundos diferentes. Es un término utilizado de manera generalizada en la ficción.

Y ahora si me disculpáis…