The developers revolution

Plain Concepts nos cuenta cómo están viviendo la transformación digital desde el punto de vista tecnológico

Quique Martínez, Partner & General Manager y Joan Sintes, Business Development Manager de Plain Concepts estuvieron en Garaje haciendo el GIF del pasado octubre y contándonos su experiencia de cómo están viviendo la transformación digital, ese término que tanto está de moda hoy en día.

Plain Concepts es una agencia tecnológica especializada en soluciones digitales tales como 3D, realidad virtual, cloud, big data y web. Siempre están muy al día de todas las innovaciones tecnológicas que surgen en el mercado.

Joan empezó contándonos cómo antes de la era de internet, los consumidores se movían en manada y los canales existentes permitían una comunicación normalmente solo unidireccional — el feedback a la empresa por parte del público y los consumidores era escaso y en ocasiones nulo.

El inicio de las redes sociales en la era del 2.0 fue uno de los factores que impactaron en el cambio de la comunicación entre la empresa y el consumidor. Y abarataron costes, como por ejemplo el ya famoso caso de la campaña de Volvo en la Super Bowl.

La revolución de los desarrolladores

Los desarrolladores han pasado a ser una commodity. De estar en el subsuelo de los empresas con los servidores y a ir subiendo, literalmente, en los escalafones de importancia de las empresas hasta sentarse con los que toman las decisiones.

La tecnología está cambiando los modelos de negocio y los objetivos de las compañías.

Joan Sintes iniciando el GIF

¿Por qué las compañías hablan de la transformación digital?

¿Esto de la transformación digital es una moda o es una realidad?, nos preguntaba Joan.

A día de hoy los clientes son los más preparados e informados de la historia del consumo. Disponen de toda la información que necesitan y además buscan la inmediatez. Todo estos avances se han conseguido a través de la tecnología.

Negocio se está dando cuenta de que si quiere estar en el mercado y seguir siendo competente necesita de la tecnología y de los desarrolladores.

¿Es lo mismo digitalizar que transformar digitalmente?

La transformación cambia procesos, crea nuevas oportunidades, nuevos canales, como por ejemplo, el e-commerce. Pero este cambio no solo se basa en el cambio de la herramienta tecnológica sino también en los canales, las relaciones comerciales, la comunicación, etc. Es una transformación integral.

Los consumidores han cambiado la forma de pensar pero negocio seguía hablando de la misma manera y por eso necesitábamos un intermediario entre tecnología, negocio y cliente: el desarrollador. La gente de IT ya no es un gasto, aporta valor a la transformación digital.

Gracias al boom digital, la posibilidad de almacenar todos los datos de las transacciones y de los clientes nos permite una mayor segmentación que impacta directamente en el aumento de las ventas.

Además la tecnología nos permite abrir los horizontes de pequeños comerciantes que puedan hacer negocio en todas partes del mundo a través de tiendas virtuales que se pueden crear en veinte minutos. Ya no hay límites.

“Pero la potencia sin control no sirve de nada”, dijo Pirelli.

Si la empresas tiene mucho potencial pero todo lo orienta hacia afuera, hacia el cliente, hacia el producto o servicio, pero no cambia desde dentro, la forma en la que hace negocio, lo que es y su forma de pensar y hacer no estará realizando una transformación digital.

El valor en la innovación que ofrece la tecnología es incrementar el valor ofrecido al cliente. Al incrementar los costes en tecnología, se simplifican los procesos. Al reducir el tiempo y el esfuerzo, se reduce el coste y aumentan los beneficios.

Ejemplos como el de Netflix que acabó con Blockbuster, la cadena global de videoclubs son claros casos de transformación digital. Netflix se ahorró los costes y el tiempo de mantener una red de locales como la que tenía Blockbuster y lo invirtió en crear una plataforma online. Haciendo uso de la tecnología y mediante la transformación digital, Netflix dejó obsoleto al grande de los videoclubs.

La tercera revolución: la transformación digital

Quique nos hacía un repaso de los últimos años y la evolución de lo digital, las modas y las fases. Hemos vivido varias olas de cambio digital. Primero, vino la moda del cloud. Después llegó el Big Data con los data centers donde guardar la información era carísimo y solo al alcance de unos pocos. Hasta ahora que con la reducción del coste de la tecnología ha producido una democratización del negocio.

A nivel de lo que podemos esperar en el futuro, Quique comentaba que la clave para llegar a escenarios donde crear experiencias de hiper realidad es el hardware. Cuanto más avance tecnológicamente el hardware mejores experiencias podremos crear. Y Plain Concepts ya ha podido experimentar con esas realidades más futurísticas implementadas en el negocio.

Nos enseñaron una demo de inteligencia artificial de un proyecto de visualización de datos de compra en tiempo real que habían realizado para uno de sus clientes del sector retail. Crearon una aplicación con acceso al histórico de ventas de todas las tiendas de su cadena en tiempo real. Esta herramienta permite, entre otras cosas, correcciones a tiempo de real de campañas de marketing dependiendo del comportamiento del consumidor.

Y por último nos dejaron probar sus gafas Hololens en su demo de realidad mixta.

Una charla muy techy con un punto de vista de negocio que no hace más que reafirmar nuestro punto de vista de la necesidad que tienen las empresas a día de hoy de cambiar y realizar una transformación sustancial de sus procesos para adecuarse a la realidad digital de hoy en día.