López Obrador: “Peña Nieto es un corrupto y Trump es un racista”

Andrés Manuel López Obrador, presidente del partido Movimiento Regeneración Nacional en México explicó en una entrevista televisiva sus planes de ser electo presidente en el 2018. La corrupción, Trump y Peña Nieto fueron el plato fuerte de la conversación.

Al Punto / Univisión

El político mexicano Andrés Manuel López Obrador aspiraría por tercera vez a la presidencia de México. En una entrevista concedida al programa Al Punto de la cadena Univisión insiste que tanto en las elecciones del 2006 como en las del 2012 existieron enormes fraudes.

Sí, vamos a participar de nuevo y la tercera es la vencida. Hay más gente ahora, más organización, más interés en un cambio verdadero, en una transformación. Estamos en condiciones inmejorables ya que en el 2006 nos robaron la presidencia.
Peña Nieto en el 2012 compró 5 millones de votos porque no le alcanzó con la publicidad, porque a Peña lo fueron inflando. Es un personaje vacío que le ha costado mucho al país. Lo introdujeron al mercado si fuera un producto chatarra.

¿Mal perdedor? ¿Autoritario?

Lo que pasa es que no podemos aceptar fraudes. Tampoco soy autoritario por mi campaña por el apoyo de todos los partidos de izquierda. Solo les pido definición, no es amenaza ni intransigencia. No vamos a ir en el 2018 con los que no se definen porque están de falderos de Peña Nieto y el PRIAN (Unión de los partidos PRI y PAN). Sencillamente al pan, pan y al vino, vino. No podemos andarnos por las ramas.

Una mafia al poder

Peña Nieto está haciendo una campaña en mi contra, es una bajeza, y se comporta como un vulgar jefe de pandilla. Y no soy corrupto y voy a citar una frase de un poema: hay aves que cruzan el pantano y no se manchan. Mi plumaje es de esos.
No soy corrupto o ya me hubieran hecho pedazos por enfrentarlos porque estoy contra la corrupción y para eso necesito ser consecuente. Felipe Calderón se robó la presidencia, convirtió el país en un cementerio y ahora quiere redimirse, apoyando a su esposa para candidata por el PAN.
Yo no tengo nada, no lucho por dinero. Sigo ganando entre 50 y 60 mil pesos al mes (unos 5 mil dólares) de mi partido MORENA, de eso vivo. Tengo una casa en Palenque heredada de mis padres y yo le entregué a mis hijos. No tengo, aunque parezca increíble, ni cuentas de cheques ni tarjetas de crédito.
Además, tengo ingresos por publicar libros. No soy millonario, y no me interesa el dinero. Lucho por ideales y principios. Si yo luchara por dinero fuera inmensamente rico, tendría mansiones aquí y en el extranjero. ¿Entonces, cómo voy a enfrentar la corrupción sin autoridad moral?.

“Voy a acabar con la corrupción”

La corrupción es un problema de sistema, de arriba para abajo. No es un problema cultural del pueblo. Hay muchos otros valores culturales y morales en los ciudadanos. Lo que pasa es que, si el presidente es corrupto, todos van a ser corruptos.
Yo no voy a actuar de manera autoritaria, va a haber un estado de derecho. Si hay demandas contra ellos (Peña Nieto y la primera dama) que estén en las instancias de gobierno, procederán normalmente, eso es cosa de los jueces.

Planes presidenciales

Muchos afirman que, en lugar de ser el máximo representante de la izquierda mexicana, Andrés Manuel López Obrador es un derechista de closet. En la entrevista evadió dar su opinión sobre temas como el aborto, el matrimonio y la adopción gay, la legalización de las drogas.

Estas decisiones tienen que tomarse por el pueblo y serán consultadas a las masas. Yo voy a gobernar consultando al pueblo. Mi decisión número uno sí será acabar con la corrupción. No la voy a disminuir ni mantener a raya, sino que voy a acabar con toda la corrupción.
También vamos a llevar una política de seguridad distinta. Iremos a las causas de la violencia, al crecimiento económico, el empleo, que se atiendan los jóvenes. No van a haber tantos muertos con mi gobierno.
No vamos a permitir lujos en el gobierno. No voy a viajar en aviones ni helicópteros privados, ni voy a vivir en los Pinos. Vamos a reducir los sueldos de los funcionarios a la mitad y dentro de los planes de austeridad vamos a quitar las pensiones millonarias a los expresidentes.

Relaciones con Estados Unidos

Trump azuza el racismo, se excedió. Está en contra de los extranjeros, pero tampoco es que lo sienta así, es una estrategia política que nos ha hecho mucho daño. No soy antiestadounidense. Al contrario, soy admirador del pueblo, y de dirigentes que ha tenido ese pueblo como el presidente Franklin D. Roosevelt.

Andrés Manuel López Obrador marcha favorito en las encuestas para las elecciones que se desarrollarán el primer domingo de julio de 2018 en México. En la entrevista también reconoció que no hablo inglés y que no lo necesita, que no le da miedo salir sin escolta a pesar de la última amenaza de muerte recibida. Igualmente, expresó que tiene un hijo que se llama Jesús Ernesto, por su admiración a Jesucristo y a Ernesto Che Guevara.