La historia del verdadero Rocky Balboa es traída al cine por primera vez en ‘La Leyenda’

La Leyenda llegó a los cines colombianos el 8 de junio.

Sylvester Stallone se basó en la historia de Chuck Wepner para crear a Rocky.

Ayer 8 de junio se estrenó La Leyenda: La Verdadera Historia de Rocky Balboa, que relata la vida poco conocida de Chuck Wepner, un vendedor de licores de Nueva Jersey, que soportó 15 rondas en el impresionante campeonato mundial de peso pesado de 1975 contra el mayor boxeador de todos los tiempos, Muhammad Ali, y que inspiró la millonaria franquicia de Rocky. En sus diez años como boxeador, Wepner soportó 8 narices rotas, 14 derrotas, 2 nocauts y un total de 313 puntadas. Pero sus peleas más duras estaban fuera del ring: vivir una vida épica de alcohol, drogas, mujeres salvajes, pasando por altos increíbles y bajos extraordinarios.

La Leyenda es dirigida por Philippe Falardeau, el aclamado director nominado al Óscar (Monsieur Lazhar), y protagonizada por Liev Schreiber (Spotlight) como Chuck Wepner, Elisabeth Moss (Mad Men) como Phyllis, la primera esposa de Wepner, y Naomi Watts (Lo Imposible) como Linda, la salvación de Wepner — la mujer que capturó su caída. Morgan Spector encarna a Sylvester Stallone, quien en su momento escribió el guión de Rocky en 1976, poco después de la pelea de Wepner-Ali.

Cuando la realidad supera la ficción

Era 1974 y Chuck Wepner era el campeón de peso pesado de Nueva Jersey. Cuando no estaba en el ring, Wepner vendía bebidas alcohólicas en las calles de Jersey, y algunas veces la habilidad única de Chuck con sus puños resultó útil para conseguir algo de dinero extra.

Ser un luchador competitivo en este nivel no era algo que se podría llamar glamuroso, pero todo el mundo tiene un sueño, y el de Chuck era obtener una oportunidad en el título. Conocido como “El Sangrador de Bayonne”, como boxeador, Wepner no era exactamente conocido por su ágil puñetazo, sino por su espíritu, gran corazón, y su tenacidad para soportar una paliza y volver por más. Sonny Liston lo golpeó tan mal que sufrió una fractura de nariz y pómulo, lo que resultó en un total de 120 puntos de sutura para ponerlos de nuevo en su lugar, y lo dejó reflexionando sobre la jubilación. Sin embargo, Wepner rápidamente se recuperó y volvió al ring.

Después de acumular una impresionante serie de ocho victorias, Wepner se levantó de la oscuridad y tuvo la oportunidad de luchar contra Muhammad Ali. Estaba decidido a ir por la victoria. Para sorpresa de todos, se convirtió en el primer hombre en la historia del boxeo en golpear Ali hasta la lona mientras defendía el título. Enfurecido, Ali se puso de pie y golpeó a Wepner sin piedad, poniendo fin a la pelea 19 segundos después de la 15ª ronda.

Mientras que Wepner y Ali luchaban en Cleveland en esa noche histórica, un joven actor hambriento llamado Sylvester Stallone vio la pelea en circuito cerrado de televisión, e inspirado escribió un guión sobre un boxeador de nombre Rocky Balboa, que recibe la oportunidad de su vida para luchar por el título de peso pesado.

Chuck inicialmente pensó que era famoso después de sobrevivir 15 rondas con Ali, pero el verdadero estrellato llegó cuando la película Rocky salió. Wepner alcanzó rápidamente el estatus de héroe genuino como la inspiración de la vida real para el guión de Stallone. Wepner fue ungido rey de la costa de Jersey y era tan grande como una estrella, como si hubiera derrotado a Ali.

Sin embargo, justo cuando Wepner pensaba que era invencible, la vida lo preparó para el máximo nocaut. Las secuelas de esa pelea desencadenaron una serie de acontecimientos y numerosas luchas legales que llevaron a Wepner a pelear por permanecer en el ring.

Descargue aquí fotografías