La estructura y las bases para afrontar un proceso de búsqueda de inversión

Claves para captar inversión de un Business Angel y/o Venture Capital — Primera parte: El Proceso de Inversión

La vida del emprendedor que pone en marcha un proyecto es, a menudo, un poco caótica, pero la búsqueda de inversión requiere orden y un proceso.

En esta nueva serie quiero compartir con vosotros los aspectos que considero clave para enfrentarnos a un proceso de búsqueda de inversión, y mejorar nuestras probabilidades para captar inversión de un Business Angel y/o Venture Capital.

Esta es la primera entrega de un post que he estructurado en varias entregas para que podamos profundizar sobre ello.

  1. Un Elevator Pitch contado “como si fuera una historia” con los siguientes componentes claves:

1.El mundo era de una manera; 2. Algo ha cambiado; 3. Como será el mundo futuro y cómo nos estamos posicionando nosotros hoy con nuestro proyecto para abordarlo; 4. El punto en el que estamos (Mencionando algún hito cuantificable alcanzado) y 5. El objetivo de la ronda y el plazo de la misma.

No dudes en pedir feedback, debe estar en continua mejora. Recuerda que va a ser una herramienta muy importante ya que generarás con ella la primera impresión ante ese nuevo inversor. El Business Angel te estará juzgando activamente durante ese minuto, evaluará las palabras que utilices, el contenido y el grado de precisión. Esta primera impresión es muy importante. Muchos Business Angels descartan un proyecto si el Elevator Pitch nos les causa impacto y/o interés en el proyecto. Para construir tu historia te dejo aquí este recurso de los mejores expertos de Silicon Valley.

2. Un “Data Room” listo y al completo. Si has conseguido captar el interés de un nuevo potencial inversor con el Elevator Pitch, lo siguiente que te va a pedir es enviarle información detallada del proyecto. Este es otro momento clave para causar una segunda gran impresión, ya que el inversor no sólo va a juzgar el contenido de la información, sino también va a analizar la forma y la profundidad de la misma. Me explico. La forma viene dada por tenerlo todo preparado y organizado para ser capaz de enviarla inmediatamente, sin tener que pedir días adicionales para tener que actualizarla o similar.

Con la profundidad me refiero a los materiales que deberás compartir con el inversor: 1. la presentación corporativa, 2. el plan financiero (no olvides aquí incluir una pestaña con el cap table pre y post ronda) y 3. un documento resumen con tus principales métricas (a poder ser en un Google Excel que se actualicen en tiempo real).

Todo esto se lo harás llegar dándole acceso a una carpeta de Dropbox por ejemplo, esto sería tu “Data Room”. Insisto, la velocidad con la que le hagas llegar estos materiales, y la profundidad de los mismos mejorará tus probabilidades de incrementar el interés de este inversor, y conducirle adecuadamente así a que empiece a estudiar la información. También es importante que te asegures que esté bien ordenada y sea fácil de seguir para un tercero.

Por último, es clave que con todo esto seas capaz de demostrar que tienes tu negocio bajo control, no sólo lo que estás gastando e ingresando actualmente cada mes, y lo que prevés para los próximos tres años en tu plan de negocio, sino que además hagas ver que estás midiendo todo tipo de aspectos importantes, tus KPIs, y que entiendes muy bien tu modelo de negocio.

3. Los Términos y Documentación de la Ronda también listos y al completo. Si el inversor ha podido profundizar en la información y le interesa la inversión, en este punto te pedirá los detalles de la ronda. Por ello, se entiende los Términos del Pacto de Socios o los Términos del Préstamo Convertible según el tipo de ronda que sea, Equity o Deuda Convertible.

De nuevo, es importante aquí que tengas un borrador preparado y completo que puedas enviarle rápido, y por supuesto, que incluya ya tu valoración pre-money “objetivo” con la que inicias la fase de negociación. Con este borrador, le facilitarás el trabajo al inversor.

4. Ahora, debes seguir tú mismo liderando el proceso. Es muy importante que trates el proceso como si fuera un proceso de captación de un nuevo cliente para tu empresa. Debes establecer un proceso, darle un seguimiento con una periodicidad definida, fijando de antemano un tipo de email/forma de contacto para cada ocasión siguiendo unos plazos estrictos. Debes tener en cuenta que habitualmente el Business Angel necesitará aproximadamente 2–3 semanas para evaluar la información.

El Business Angel suele ser una persona muy ocupada, y habitualmente, no será el quien lidere el proceso, sino que debes tú estar encima, aunque siempre con educación y con el objetivo de llegar al “no” o al “sí” cuanto antes para poder seguir avanzando en el proceso y captando, en su caso, nuevos potenciales inversores. Evita situaciones de espera injustificada o sin un plazo definido, o aquéllas en las que te encuentres contestando preguntas que no están enfocadas en la dirección adecuada.

5. Mucho ánimo. La búsqueda de inversión es una de las áreas más duras en un proyecto y desgasta muchísimo, pero si haces un trabajo diligente y ordenado causaras una gran impresión a esos potenciales inversores, y esos Business Angels apreciarán mucho la seriedad con la que te tomas este proceso, y ello tendrá un reflejo positivo en tus habilidades como gestor, ya que demostrarás que entiendes la importancia que tiene para la empresa.

6. No estás sólo. Quiero apoyarte a trabajar cada uno de estos aspectos clave. Por tanto, no dudes en hacerme llegar tus dudas. Podrás hacerlo a través de este correo. Happy fundraising y a por todas!