Nunca seremos lo suficiente de nada

Andrej Hillebrand
Nov 12, 2018 · 2 min read

Las manzanas ya no se recolectan, se seleccionan. Como si fuese fruta fea ocultamos la vida bajo un filtro color sepia. No hay lugar para la miseria, para la oscuridad. Censuramos la vida, y se la censuramos a los demás. Una sucesión de fotos mentirosas de nosotros mismos son el intento maniqueo de relatar nuestra existencia. Vacíos de vida. Somos escaparates de la vacuidad. Esclavos de la mirada ajena. Plegados ante el reflejo inquisidor de los espejos.

Un relato falso de vidas engañosas me dice cómo debo ser. En los relatos de los demás siempre brilla el Sol. Condenado a sentirme miserable por una expectativa inalcanzable de una eterna primavera.

Siempre que haya luz también hay sombra. Una realidad que no tiene cabida en este mundo coreografiado. No hay sitio en este salón para quienes no saben bailar. Nadie quiere ser pareja de baile de alguien y sus torpes tropiezos. Nunca seremos lo suficiente de nada. Siempre habrá un filtro más que poner. Estoy cansado.

Nunca seré el protagonista de un anuncio de champú. Ya no me queda mucho pelo que lavar. Mi sonrisa jamás saldrá en una publicidad de pasta de dientes. Tengo un colmillo montado. Tampoco tengo un cuerpo de portada de revista. Prefiero escribir que ir al gimnasio. Pero sin filtros, no quiero cambiar nada de esto que soy. Saber que nunca seré lo suficiente de nada ya no me oprime, me hace libre.

#sinfiltro


Si te ha gustado este texto, échame una mano. Si no te apetece pero has disfrutado de la historia compártela con un amigo o amiga o varios, y/o dame unas palmaditas en el lado izquierdo del artículo que siempre se agradece y así sabré que has estado por aquí. Gracias por leerme.

Juntando letras

Letras que se juntan para contar cosas.

Andrej Hillebrand

Written by

Regular person, Designer @Designit, maniac problem solver, Sociologist, passionate about design, writing, drawing and comedy.

Juntando letras

Letras que se juntan para contar cosas.