Mis clientes no tienen tiempo para recibirme

Solución: Practica el PechaKucha.

Tengo una amiga que es de Indonesia y que me ha invitado a participar en un evento de presentaciones llamado PECHAKUCHA. He aceptado la invitación pero no tengo ni idea de cómo se hace una presentación PechaKucha. Lo que sí que sé, es que si quieres ser un buen comunicador, el único secreto es: practicar, practicar y practicar. Así que me he puesto manos a la obra y he empezado a buscar qué es lo que tengo que hacer para hablar en este nuevo formato que no conozco pero que tengo mucha curiosidad en probarlo.

Mi amiga me ha dicho que tengo que exponer 20 diapositivas, en inglés o español, las diapositivas sólo pueden estar compuestas por imágenes y tengo 20 segundos para hablar de cada una de ellas. Las imágenes irán pasando en automático y yo estaré al frente de un público que estará tomando unos refrigerios mientras expongo. En resumen, sólo tengo 6 minutos y 40 segundos para “vender” a un público que no conozco, que es variado y que asiste a este evento a pasárselo bien.

En el mundo de la venta, nos tenemos que ajustar siempre al TIEMPO del que disponen nuestros clientes. Tenemos que aprender a limitarnos, a saber qué es lo más importante de nuestro producto, a ser concisos. De esta forma controlaremos la duración de nuestro mensaje y dispondremos de más tiempo para escuchar las necesidades de nuestro público objetivo.

Nuestros clientes estan ansiosos por tener más tiempo.

¿Por qué no se lo damos?

Cuanto más breve queramos ser en nuestros mensaje más tiempo tendremos que emplear en depurar nuestra presentación, en analizar qué puntos son los más importantes y más persuasivos para convencer a nuestro cliente de qué nuestra solución es la mejor para su problema. Pero ¿Cómo podemos ser más breves en nuestras presentaciones?

Tenemos que aprender nuevos métodos de comunicación y desaprender formatos de presentación que ya no funcionan, que no transmiten y que están obsoletos. Existen muchos clubs de oratoria y eventos donde puedes practicar diferentes técnicas de comunicación y bajo unas normas que te ayudan a perfeccionar la habilidad para hablar en público. Los que yo conozco de momento son Toastmasters Internacional, TED, y dentro de muy poco descubriré PechaKucha. Te animo a que busques tu club más cercano y a que comiences a practicar, te prometo que si lo pruebas notarás un antes y un después en tu estilo de comunicar.

Show your support

Clapping shows how much you appreciated Mónica Bóbeda’s story.